Análisis de impacto medioambiental en una Zona Azucarera Cubana

Introducción

La problemática enfrentada por los países en vías de desarrollo para alcanzar un desarrollo industrial sostenido es sumamente compleja, especialmente a la luz del impacto que sobre el ambiente ejerce el sector industrial. Esto se debe a que la industria en los países subdesarrollados es, en términos generales, obsoleta (tanto por su equipo, como por los procesos que sigue). De hecho, dada su inestabilidad financiera, dicho sector no puede llevar a cabo investigación y desarrollo adecuado que le permita generar procesos idóneos para sus características propias. La tendencia ha sido la de adquirir tecnologías que se encuentran en el mercado a precios relativamente bajos y que son, justamente, las tecnologías ya desechadas en los países industrializados por su excesivo consumo energético y/o su fuerte impacto sobre el medio ambiente.

El tema de la contaminación ambiental en los últimos años ha tenido mayor atención por parte de todos los sectores (social, industrial, gubernamental, etc.), ya que para lograr alcanzar un correcto desarrollo económico que sea compatible con el término de sostenibilidad se debe garantizar el funcionamiento integral de la organización que involucre a directivos y trabajadores en general, con el fin de proyectarse hacia el futuro pero sin comprometerlo, buscando alternativas para mitigar los impactos negativos que pudieran ocasionarle al entorno. Los descubrimientos y estudios que han permitido evaluar el grado de afectación del planeta han hecho que se desarrollen distintos caminos para remediar el daño causado. Así, se tienen actualmente tres enfoques principales para plantear opciones de solución a la contaminación generada: Confinar y/o reciclar, tratar mediante un sistema económico y tecnológicamente viable, y lograr la disminución de la contaminación en la fuente.

El último enfoque es el más empleado actualmente ya que, a diferencia de los otros, permite plantear soluciones antes de que el problema sea mayor e incluso, en ocasiones evita la generación innecesaria de algún residuo o subproducto en particular.

Para la Industria Azucarera que ha sido insignia de la producción agroindustrial cubana a lo largo de siglos y principal reglón de la economía de la nación y que deben remediar el impacto que están causando al ambiente, existe la opción de llevar a cabo un estudio minucioso de su situación para encontrar medios de solución. A esta opción se le conoce como auditoría ambiental y consiste en realizar un estudio de la empresa en todos los aspectos con el fin de encontrar soluciones a la problemática detectada para evitar caer en la situación de “parchar” partes aisladas que no solucionarían el problema de raíz. Pues estas empresas infringen en gran medida la política ambiental que establece el CITMA en los diferentes territorios, de aquí que se violen una serie de regulaciones, disposiciones y leyes de obligatorio cumplimiento.

En nuestra provincia Cienfuegos, ya se han realizado varias propuestas de Sistemas de Gestión Ambiental en distintas empresas pertenecientes al Grupo Empresarial Agroindustrial, debido a la importancia del tema y los logros alcanzados en estas instituciones, es necesario dar a conocer, profundizar y ampliar aún más los conocimientos relacionados con la política medioambiental a seguir en todas las entidades que por la actividad propia que generan son altos contaminantes del Medio Ambiente.

1- Panorámica mundial del Medio Ambiente

Al ir creciendo la población, mejorando y aumentando la tecnología, aparecieron los problemas más significativos y generalizados en el mundo, antes de eso, el impacto sobre el Medio Ambiente era puramente local. El vertiginoso y violento avance tecnológico producido tras la Revolución Industrial trajo consigo el descubrimiento, uso y explotación de los combustibles fósiles, así como la explotación intensiva de los recursos minerales de la tierra.

La situación comienza a tornarse particularmente grave a partir de la explosión industrial y urbana del siglo XIX, cuando se produce un aumento considerable de la contaminación y en unas condiciones tales, que las relaciones entre el hombre y el medio ambiente se ven totalmente alteradas. Actualmente el problema de la contaminación se ha agravado y ha adquirido proporciones dramáticas, tanto por su intensificación como por su extensión geográfica, poniendo incluso, en inminente riesgo la permanencia de la vida en el planeta. Antes, las zonas contaminadas eran muy reducidas con relación a la totalidad de la tierra, ahora tienden a cubrir el planeta entero. Lo mismo puede decirse de la situación de los océanos.

En la base de todo este proceso de concentración, está el hecho de que durante los últimos 20 años hayan adquirido mayor evidencia los efectos actuales y potenciales de algunos de los problemas ambientales de carácter global que más preocupan a la humanidad, tales como: el agotamiento de la capa atmosférica de ozono, el calentamiento resultante del llamado efecto invernadero, las precipitaciones ácidas, las demás formas de deterioro ambiental producido por el modelo consumista y derrochador de los países desarrollados, la pérdida de diversidad biológica, la contaminación ocasionada por el gigantismo urbano, el tráfico transfronterizo de desechos tóxicos, la contaminación de las aguas subterráneas y superficiales, de las aguas costeras, la destrucción de los bosques y la depauperación de los suelos agrícolas; esto ha hecho que el tema del Medio Ambiente haya pasado con celeridad, de la periferia al centro mismo del debate teórico y al proceso de toma de decisiones en muchas partes del mundo. Entre todos estos gravísimos problemas, un elemento que no puede dejar

de estar presente en la primera línea del debate ecológico, es la conciencia de que en particular, en las amplias zonas del tercer mundo donde la inmensa mayoría de la población apenas subsiste en precarias condiciones de pobreza, la principal especie biológica que está en peligro es el propio ser humano.

1.1-Principales problemas Medioambientales de alcance global

Dentro de los múltiples problemas ambientales que abarcan cada punto de la naturaleza la Organización de Naciones Unidas (ONU) ha señalado los principales para poder unir sus esfuerzos en tratar de atenuar sus devastadores daños, como son:

1. El uso indiscriminado de los combustibles fósiles ha producido el aumento de la concentración de dióxido de carbono (CO2) en la atmósfera , lo significativo de este cambio es que puede provocar un aumento en la temperatura de la Tierra a través del proceso conocido como efecto invernadero.

2. El calentamiento global significativo de la atmósfera acelera la fusión de los casquetes polares, haría subir el nivel de los mares, cambiaría el clima regional y global, alteraría la vegetación natural y afectaría las cosechas. Estos cambios, a su vez, tendrían un enorme impacto sobre la civilización humana .

3. La acidificación se debe a la emisión de dióxido de azufre y óxidos de nitrógeno por las centrales térmicas y por los escapes de los vehículos a motor.

4. La lluvia ácida, la acidez de algunas precipitaciones en el norte de Estados Unidos y Europa es equivalente a la del vinagre, esta puede retardar el crecimiento de los bosques, además corroe los metales, desgasta los edificios y monumentos de piedra, daña y mata la vegetación y acidifica suelos, lagos, corrientes de agua provocando la muerte de poblaciones de peces y suelos, sobre todo en ciertas zonas del noreste de Estados Unidos y el norte de Europa.

5. El adelgazamiento de la capa de ozono expone a la vida terrestre a un exceso de radiación ultravioleta, que puede producir cáncer de piel y cataratas, reducir la respuesta del sistema inmunitario, interferir en el proceso de fotosíntesis de las plantas y afectar al crecimiento del fitoplancton oceánico. Si no existiera esa capa gaseosa que se encuentra a unos 40 Km. de altitud sobre el nivel del mar, la vida sería imposible sobre nuestro planeta.

6. La radiación, pues aunque las pruebas nucleares atmosféricas han sido prohibidas por la mayoría de los países, lo que ha supuesto la eliminación de una importante fuente de lluvia radiactiva, las centrales siempre liberan pequeñas cantidades de residuos nucleares en el agua y la atmósfera, aunque cabe destacar que el principal peligro es la posibilidad de que se produzcan accidentes nucleares, que liberan enormes cantidades de radiación al Medio Ambiente.

7. El almacenamiento de los residuos nucleares, que conservan su carácter tóxico de 700 a 1 millón de años. La seguridad de un almacenamiento durante períodos geológicos de tiempo es, al menos, problemática; entre tanto, los residuos radiactivos se acumulan, amenazando la integridad del Medio Ambiente.

8. La erosión del suelo se está acelerando en todos los continentes y está degradando unos 2.000 millones de hectáreas de tierra de cultivo y de pastoreo, lo que representa una sería amenaza para el abastecimiento global de víveres . Además reduce la capacidad de conservación de la humedad de los suelos y añade sedimentos a las corrientes de agua, los lagos y a los embalses.

9. La deforestación de los bosques tropicales , debido a la tala indiscriminada de árboles, la conversión del bosque a la agricultura y a la cría de ganado, la urbanización y la construcción de infraestructura, la minería y la explotación de petróleo, conjuntamente con la lluvia ácida y los incendios han ocasionado que estas tierras por lo general fértiles y ricas en vida se conviertan en desiertos, ya que son mal utilizadas y pierden la capa vegetal, dando origen al proceso de desertificación.

10. Algunas de las mayores ciudades del mundo están agotando sus suministros de agua, y bombeando de lugares cada vez más alejados. En áreas tierra adentro, las rocas porosas y los sedimentos se compactan al perder el agua, ocasionando problemas por el progresivo hundimiento de la superficie; este fenómeno es ya un grave problema en Texas, Florida y California. El mundo experimenta también un progresivo descenso en la calidad y disponibilidad del agua. En el año 2000, 508 millones de personas vivían en 31 países afectados por escasez de agua y según estimaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), aproximadamente 1.100 millones de personas carecían de acceso a agua no contaminada .

11. La destrucción de tierras vírgenes, tanto en las regiones templadas como en las tropicales pueden producir una extinción masiva de formas de vida vegetal y animal.

Estos elementos reducidos al máximo serían muy beneficiosos para todas las especies del planeta. El impacto del hombre sobre el medio ambiente ha sido comparado con las grandes catástrofes del pasado geológico de la tierra. Dentro de los esfuerzos por controlar el deterioro medioambiental se busca tomar decisiones para controlar el cumplimiento, por parte de los distintos países del Protocolo de Kyoto y de otros tratados medioambientales que se han firmado para su cumplimiento razón que ha llevado a desarrollar estudios medioambientales fuertes.

1.2-Diferentes tipos de investigación medioambiental

De acuerdo a la Comunidad Económica Europea (CEE) se denomina a una investigación ambiental como un trabajo que comprende tres aspectos básicos:

– Adquisición de datos.

– Evaluación de datos.

– Emisión de un informe final.

Dependiendo de los aspectos tratados, de la magnitud, y del objetivo de la investigación, estructura y contenido del informe así como de la metodología de adquisición y evaluación de datos pueden existir diferentes tipos de investigaciones.

Las Auditorías, también llamadas eco-auditorías, son el proceso de revisión o evaluación periódica y sistemática de aquellas acciones realizadas por las empresas que pueden producir impactos sobre el medio ambiente. Se trata de un instrumento de gestión que tiene los siguientes objetivos principales:

1. Conocimiento de la empresa, su situación y los efectos que tiene la actividad que desarrolla sobre el medio ambiente.

2. Identificar las soluciones técnicas y económicamente viables que permitan la adecuación a la normativa vigente.

3. Establecer las medidas correctoras pertinentes.

4. Evitar sanciones penales y aumentar la rentabilidad económico-financiera.

La auditoría no tiene porque incluir campañas de muestreos y análisis, pero si se contemplan deben tener como objetivo la validación de los requisitos existentes, no su obtención. Estos términos convienen ser aclarados para no confundir una auditoría con un mero diagnóstico.

Un Estudio es una evaluación detallada y completa de carácter científico que implica una fuerte infraestructura de medios y personal, así como prolongadas visitas e incluyen en la mayoría de los casos intensas campañas de muestreos y análisis, además, recomendaciones sobre el cumplimiento de la legislación pero no evalúa las prácticas de gestión de la empresa.

La forma más difícil de definir es la Evaluación ya que en ella se engloban todos los trabajos que no se pueden definir de ninguna otra manera y aunque esta requiere una visita a planta, normalmente no es necesario recurrir a trabajos de campo y análisis. En otras palabras, una Evaluación de Impacto Ambiental (EIA), es un proceso formal empleado para predecir las consecuencias ambientales de una propuesta o decisión legislativa, la implantación de políticas y programas o la puesta en marcha de proyectos de desarrollo, dicha evaluación se introdujo por primera vez en Estados Unidos en 1969.

Puede darse el caso de que en una EIA se evalúen los impactos sociales y económicos como parte del proceso o que se traten por separado. Una evaluación de Impacto Ambiental suele comprender una serie de pasos:

1. Un examen previó, para decidir si un proyecto requiere un estudio de impacto y hasta qué nivel de detalle.

2. Un estudio preliminar, que sirve para identificar los impactos claves, su magnitud, significado e importancia.

3. Una determinación de su alcance, para garantizar que la EIA se centre en cuestiones específicas y determinen dónde es necesaria una información más detallada.

4. El estudio en sí, consistente en meticulosas investigaciones para predecir y/o evaluar el impacto, y la propuesta de medidas preventivas, protectoras y correctoras necesarias para eliminar o disminuir los efectos de la actividad en cuestión. El proceso suele implicar la contraposición de opciones, la propuesta de medidas preventivas, la preparación de un informe y el subsiguiente seguimiento y evaluación.

El Diagnóstico y la Inspección se encuentran según el orden en los últimos lugares. Ambas son investigaciones sencillas que implican una escasa dotación de equipamiento y recursos humanos, aunque este primero suele requerir un trabajo de campo más amplio que la inspección.

El diagnóstico proporciona datos de interés a aquella empresa que comienza a acometer la problemática ambiental y le permite tener una idea de sus riesgos potenciales.

La inspección aunque en orden similar está relacionada con el cumplimiento de la legislación al pie de la letra y atañe más directamente a la administración pública, también puede ser utilizada por la industria como mecanismo de control rutinario.

Para entender el desarrollo de la presente investigación debemos definir entonces que es un Sistema de Gestión Ambiental: Aquella parte del sistema de gestión general de una organización, que incluye: la estructura organizativa, las actividades de planificación, responsabilidades, prácticas, procedimientos, procesos y recursos necesarios para desarrollar, implantar, revisar y mantener la política ambiental, previamente establecida. Para su desarrollo se trabaja mediante las auditorías ambientales.

2- Nociones generales de Gestión Ambiental

La serie de Normas ISO 14000 dan las técnicas directrices para crear un Sistema de Gestión Ambiental para este proceso, entre la que se encuentran la número 10, principios generales de auditoría medioambiental, la número 11 que se refiere a los procedimientos y la número 12 que plantea los criterios de cuantificación para los auditores ambientales y según las normas de clasificación de cada país existen normas similares dentro de ellos.

Los principales beneficios de una auditoría ambiental pueden resumirse:

– Gestión óptima

– Reducción de riesgos

– Información

Competitividad

– Ampliación de mercados

– Obtención de préstamos.

Auditoría del Sistema de Gestión Ambiental: proceso sistemático y documentado de verificación para obtener y evaluar, de manera objetiva, evidencias que determinen si el Sistema de Gestión Ambiental de una organización es conforme con los criterios de auditoría de Sistema de Gestión Ambiental y para comunicar a la alta dirección los resultados de este proceso.

El concepto de Gestión Medioambiental y la práctica de la Auditoría Medioambiental que se le asocian, se citan como herramientas para que todo organismo, cualquiera que sea su clase, pueda demostrar lo que le atañe en cuestiones de Medio Ambiente. Ayudando a establecer y buscar sus políticas, objetivos, normas y otras prescripciones relativas al Medio Ambiente.

El proceso de auditoría ambiental es un sistema que permite la participación voluntaria de las empresas y organismos, para la elaboración y mejora de los resultados de las actividades en relación con el medio ambiente. El objetivo esencial de este es:

– El establecimiento y aplicación, por parte de las empresas y organizaciones de políticas, programas y sistemas de gestión medioambientales en relación con sus centros de producción.

– La evaluación sistemática, objetiva y periódica del rendimiento de dichos elementos.

– La información al público acerca del comportamiento en materia de medio ambiente.

2.1.- Conceptos Generales

Las auditorías ambientales fueron originadas en Estados Unidos en los años 70. Por ser un concepto reciente, existen varias definiciones similares de mayor o menor aceptación. Expondremos las más significativas:

– Revisión objetiva, periódica, documentada y sistemática, llevada a cabo por entidades homologadas sobre instalaciones y prácticas relacionadas con estándares medioambientales.

– Programa estructurado y diseñado para establecer y verificar en que forma se cumplen los requisitos legales reglamentados y la política de las empresas en materia de medio ambiente.

– Evaluación sistemática de la práctica y procedimientos de una determinada industria relacionada con la protección interna del medio ambiente y el cumplimiento real de los requerimientos externos y el auto impuestas en materia de medio ambiente.

– Instrumento de gestión que comprende una evaluación sistemática, documentada, periódica, objetiva sobre la organización, y gestión en instalaciones medioambientales con el objeto de ayudar a la protección del medio ambiente para por una parte, evaluar el cumplimiento de las políticas de las empresas en el cuidado de los requisitos normativos.

– Herramienta para la gestión de las empresas que se constituye en una evaluación sistemática, documentada, periódica de la actividad industrial desde la óptima medioambiental realizada por firmas externas o independientes.

– Un examen metódico, complejo y comprobado de las práctica de actuación y gestión, sistemas de procesos, operación y emergencias que conducen a la verificación del nivel interno de exigencia de la práctica industrial con respecto al medio ambiente y del cumplimiento de los procedimientos legales en materia medioambiental al objeto de determinar la situación actual y pasada, y aplicar medicas correctoras correspondientes.

Casi todas las definiciones caracterizan una auditoría ambiental por ser una herramienta sistemática, periódica, documentada y objetiva.

Las Auditorías Ambientales tienen como objetivo central apreciar en un momento dado del tiempo, el impacto ambiental que toda o parte de la producción o de la existencia de una empresa puede causar daños directos e indirectos sobre el Medio Ambiente.

A través de ella la empresa puede encontrar una vía para:

– Que los empresarios tengan un conocimiento exacto de la legislación medioambiental que afecta a su empresa.

– El grado de cumplimiento en que se encuentra respecto a dicha regulación y los riesgos derivados de su situación actual con relación a su actividad jurídica proporciona una identificación de las soluciones técnicas y económicamente más viables que permitan compatibilizar el cumplimiento de la mejora del medio ambiente, con una mejor posición en el mercado.

– Suministra la información necesaria para el diseño de un plan de comunicación interno y externo que de respuesta a las peticiones institucionales, inquietudes sociales y a los consumidores.

– Determina la idoneidad y efectividad del sistema de gestión ambiental de la empresa para alcanzar la mejora continua de su comportamiento ambiental.

– Evalúa inicialmente a una empresa cuando se desea establecer su compromiso ambiental.

Las auditorías ambientales tienes por lo regular un carácter voluntario, abierto, gradual y verificable.

Voluntaria: Porque las empresas normalmente pueden voluntariamente someterse a una auditoría, entre los factores más sobresalientes tenemos:

– Disminuir accidentes industriales

– Presión de la opinión pública

– Intervención regulada del Estado

– Las acciones legales existentes

– Búsqueda de la competitividad

– La generación de empleos

– El crecimiento de las empresas dedicadas a la actividad ambiental

Abierto: Las empresas son las que definen el grado de compromiso y la política ambiental que van a asumir a partir de la auditoría.

Aunque existen normas y reglamentos para realizar estas auditorías se deja a la empresa la libertad de establecer la profundidad de análisis de la auditoría en función de sus necesidades y medios disponibles.

Gradual: Permite a las empresas establecer el calendario más adecuado para le ejecución de las actividades.

Verificable: Se precisa la validación de la auditoría por parte de un verificador ambiental externo.

Las auditorías por lo regular no bastan por sí solas para asegurar una política ambiental de la empresa acertada. La experiencia ha demostrado que para ello, las auditorías ambientales tienen que formar parte de un plan de gestión ambiental dentro de la entidad en cuestión.

2.2.- Clasificación de las Auditorías

Las Auditorías Ambientales pueden clasificarse en función del objeto a tratar y en función del objetivo a analizar.

Auditoría en función del objeto (Puede ser producto o proceso)

Objetivos:

– Un aspecto de las actividades de la empresa, una de las plantas o el total

– El impacto que genera un producto, una materia prima, una producción, un residual

– Introducción de un nuevo producto al mercado

– Decisión de una inversión importante

Auditoría en función del objetivo

– Auditoría de cumplimiento legal

– Auditoría de riesgos

– Auditoría de minimización de residuos, agua y energía

– Auditoría de cumplimiento de políticas

– Auditoría de Sistemas de Gestión Ambiental

– Auditoría post accidente

– Auditoría de transacción; fusión, adsorción, adquisición

Los factores principales que garantizan el éxito de una auditoría son:

– Apoyo pleno de los directivos de la empresa

– Definición rigurosa de la extensión del programa

– La independencia y objetividad del equipo auditor

– La calidad y gestión de la auditoría

– Apoyo de los medios suficientes

– El seguimiento de la auditoría a través de sistemas predefinidos

– La información obtenida sea suficiente y conveniente

La dirección de la empresa es la que determina el período a auditar, ello depende de:

– Naturaleza, magnitud y complejidad de las actividades

– Naturaleza y grado de producción de emisiones y residuos, consumo de materia prima y energía, así como la interacción general con el medio ambiente

– Importancia y urgencia de los problemas ambientales detectados teniendo en cuenta el estudio medioambiental inicial de la auditoría anterior

– Historial de los problemas ambientales

2.3.- Definición y responsabilidades del cliente y el auditado

Conviene definir a partir de las normas ISO 14000 la definición y funciones de cliente y auditado.

Se define como cliente a la persona u organización que solicita la auditoría. Esto puede ser una compañía, sociedad, firma, empresa, institución o asociación o partes de ellos, con responsabilidad limitada o con otro estatuto de derecho público o privado. El cliente puede tener la siguiente posición en relación con la empresa auditada:

– El auditado que le interesa que se realice una auditoría ambiental en su empresa

– Una parte interesada de la dirección de la empresa

– Una organización independiente autorizada para auditar la empresa

– Un organismo encargado de velar por el cumplimiento de la legislación ambiental de la empresa

Las responsabilidades y las actividades del solicitante son:

– Determinar las necesidades de la auditoría

– Tomar contacto con el auditado para obtener su plena y entera colaboración para inicial el proceso

– Definir los objetivos de la auditoría

– Determinar la elección del responsable de la auditoría o de un organismo auditor y llegando el caso comprobar la composición del equipo auditor

– Disponer de las responsabilidades y los medios necesarios para realizar la auditoría

– Consultar al responsable de la auditoría para determinar el campo de la auditoría

– Aprobar los criterios de la auditoría

– Aprobar el plan de auditoría

– Recibir el informe de la auditoría y determinar su distribución

– Define el organismo auditor

Las responsabilidades del auditado son:

– Informar si es necesario al personal los objetivos y el campo de la auditoría

– Poner a disposición del equipo auditor todos los medios necesarios para asegurar un buen desarrollo de la auditoría

– Designar a los miembros de su personal responsable y competente para acompañar a los miembros del equipo auditor a fin de guiarles en los emplazamientos y de asegurarles que se tiene en cuenta las exigencias relativas a la sanidad y la seguridad, entre otras

– Proporcionar acceso a petición de los auditores a las instalaciones, al personal, a la información y los registros pertinentes

– Cooperar con los auditores a fin de alcanzar el objetivo de la auditoría

– Recibir un ejemplar de la auditoría salvo que el solicitante se ponga formalmente

Los auditores tienen las siguientes responsabilidades:

– Establecer los requerimientos de la auditoría a fin de garantizar sus objetivos

– Actuar de acuerdo con los requerimientos establecidos para la auditoría y mantenerse dentro del alcance de la misma

– Preparar y realizar con objetividad y eficacia las tareas asignadas

– Seguir los procedimientos definidos

– Reunir y analizar los hechos que sean relevantes y suficientes que permitan obtener conclusiones relativas a la eficacia del sistema de gestión ambiental a auditar y estar alerta ante cualquier indicación de hechos que puedan influir en los resultados de la auditoría y posiblemente hacer necesario una modificación de su alcance

– Documentar e informar sobre los resultados de la auditoría

– Verificar la eficacia de las acciones correctoras tomadas como consecuencia de la auditoría (si el cliente lo solicita)

– Conservar y salvaguardar los documentos pertenecientes a la auditoría para asegurar su confiabilidad, presentarlos cuando lo requiera una persona y/o entidad legitimizada para ello

– Cooperar con el auditor jefe y ayudarle en el cumplimiento de su misión

2.4.- Tipos de Auditorías Medioambientales

Las Auditorías Ambientales se dividen en dos tipos: internas y externas. Las internas podrán ser realizadas por los auditores de la empresa u organización, así como por personas u organismos externos que actúen por cuenta de la empresa u organismo auditado; las auditorías externas se desarrollan por personal externo a la entidad con reconocimiento legal para la realización de las auditorías ambientales y ambas cuentan con varias fases que facilitan la metodología del trabajo.

Para facilitar el desarrollo de la auditoría se divide en tres fases fundamentales: fase de gabinete, fase de campo y fase de elaboración de informes. La primera va a recopilar, revisar y analizar todo la documentación existente en la empresa a auditar con el objetivo de conocer los antecedentes de dichas instalaciones (tales como licencia de apertura y puesta en marcha, permisos, normas, expedientes, parámetros específicos de control, producciones, etc.).

Mientras que en la fase de campo se lleva a cabo una comprobación y verificación del grado de cumplimiento de la situación en fase de gabinete, visitando las distintas áreas de la entidad.

Y por último, una fase de elaboración de informes que consiste en conformar una síntesis final donde se recojan las sugerencias y oportunidades de mejora de cada una de las auditorías parciales realizadas. En ella se recogen los informes parciales los cuales sirven de base para la elaboración del documento final a presentar en la empresa.

Las incidencias recogidas pueden referirse a los elementos del sistema y la capacidad del mismo con relación al comportamiento medioambiental. Es conveniente tomar notas de los indicios de no conformidad y si parecen necesarios investigarlos, aunque no estén incluidos en la lista de verificación.

Es importante contrastar la información obtenida en el transcurso de entrevistas con informaciones similares, adquiridas por otras fuentes independientes, tales como: la observación física, las mediciones y registros.

La auditoría ambiental termina cuando finalicen todas las actividades relacionadas con el cliente auditado y auditor principal.

Se conoce que muchas empresas emprenden auditorías ambientales para evaluar su actuación. Sin embargo estas auditorías por sí mismas pueden no ser suficientes para proporcionar a una empresa la garantía de que su actuación no solo cumple sino que continuará cumpliendo los requisitos de la legislación y su política con relación al medio ambiente. Para ser efectivas estas deben ser incluidas dentro de un Sistema de Gestión Ambiental estructurado e integrado con la totalidad de actividades de gestión de la empresa, que va a tener como principal objetivo promover una mejora continua de los resultados de las actividades de la empresa con relación al medio ambiente.

El concepto de gestión lleva implícito el objetivo de eficiencia, por lo que la gestión ambiental implica aprovechar los recursos de modo racional y rentable aplicando criterios de materia y energía. Se debe tender a una filosofía de ahorro y aprovechamiento sostenible. Como se ha dicho, la gestión ambiental involucra casi la totalidad de las actividades humanas, ya que transcurren o afectan al medio en mayor o menor grado, y está supeditada a una ordenación previa del territorio y de los usos de este. Esta ordenación marca para qué usos puede destinarse el suelo en función de su aptitud potencial como terreno agrícola, como poseedor de minerales aprovechables, como suelo industrial en función de su escasa aptitud para un uso más directo, como residencial en función de la existencia de agua disponible y de una climatología adecuada, o como reservado en función de su valor natural intrínseco, entre otros.

Una vez que se ha establecido la ordenación, se diseña una estrategia para gestionar cada parte y uso. En una industria, por ejemplo, la gestión ambiental implica tanto aquellas acciones encaminadas a hacer el medio ambiente laboral más sano y seguro para los trabajadores, mediante la prevención por ejemplo de riesgos laborales, como las que tienen por objeto la reducción del consumo de energía y de materias primas haciéndolo óptimo en relación con la producción. Así, el ahorro de energía que se puede obtener por el empleo de maquinaria más eficiente, o el ahorro de agua que se conseguiría por el reciclado de la misma en los procesos productivos, deben considerarse como objetivos de la gestión ambiental de la entidad. En definitiva, se siguen los preceptos que marca la norma ISO 9000.

La gestión ambiental puede también llegar al hogar mediante el ahorro de energía, controlando la generación de residuos al evitarse, por ejemplo, el uso excesivo de embalajes, utilizando productos detergentes poco contaminantes, y reciclando, en cualquier caso, los residuos generados previa clasificación de los mismos (papel, vidrio, envases y orgánicos). Otros aspectos de la vida cotidiana también pueden verse favorablemente afectados por la aplicación de estos criterios de gestión como, por ejemplo, cuando se realiza la elección de un vehículo para su adquisición: cada vez más los propios fabricantes se preocupan de que los componentes de los coches sean reciclables y de que consuman menos combustible, por otra parte, es un recurso natural no renovable. Este modo de hacer gestión ambiental a escala familiar puede también reportar ahorros importantes a la economía doméstica y mejorar la calidad general de vida.

Para aplicar un Sistema de Gestión Ambiental en una empresa en particular, todo su personal en los diferentes niveles debe tener tareas concretas para la dirección de la empresa, administración media y para los obreros.

3- La Gestión Ambiental en Cuba

El 1ro de Enero de 1959, con el arribo al poder del pueblo, las necesarias transformaciones sociales que sentaron bases para una postura más inteligente y protectora del Medio Ambiente no se hicieron esperar: la alfabetización de la población, que eliminó de un golpe el gran por ciento de analfabetos, la aplicación de la reforma agraria, la nacionalización de la industria y la banca, entre otras medidas, fueron las encargadas de abrirse paso entre la indiferencia y el desconocimiento, aunque cabe destacar que en los primeros años de la Revolución la situación del país no era muy diferente a la del resto del mundo, la mentalidad gubernamental no estaba diseñada para evitar un maltrato al medio ambiente, maltrato que ya para esa fecha iba aumentando en tamaño y en fuerza.

En la actualidad, el Estado no solo ayuda a preservar la naturaleza, sino que liderada las acciones destinadas a favorecer un desarrollo sostenible, intención que queda plasmada en el artículo 27 de la Constitución de la República de 1975 y que plantea:

“El Estado protege el Medio Ambiente y los recursos naturales del país. Reconoce su estrecha vinculación con el desarrollo económico y social sostenible para hacer más racional la vida humana y asegura la supervivencia el bienestar, y la seguridad de las generaciones actuales y futuras. Corresponde a los órganos competentes aplicar esta política. Es deber de los ciudadanos contribuir a la protección del agua, la atmósfera, la conservación del suelo, la flora, la fauna y todo el rico potencial de la naturaleza” .

Una experiencia realmente positiva es el trabajo de las comisiones provinciales y municipales de medio ambiente que vienen laborando desde principios de la década del ‘80. A partir de la elaboración del plan de la economía para 1986 se comenzó a trabajar con indicadores para el recurso agua y la solución de residuales líquidos de los focos existentes, a este fin se asignó un 0.5 % del total de las inversiones del país.

El ambicioso proyecto es llevado a nivel de territorio, para que sean creado las comisiones provinciales, encargadas de aprobar la micro localización propuesta para la inversión y controlar que se cumplan las condiciones que se establezcan.

En relación con la legislación ambiental, el país cuenta con una Ley General de Protección del Medio Ambiente y el uso racional de los recursos naturales, aprobada en 1981 y aún vigente. Dicha ley establece el marco conceptual y se cuenta con una legislación complementaria dirigida al control específico de cada área en práctica. Existe además, unido a esta base jurídica, un programa específico de normas técnicas para la protección del medio ambiente en el que se abordan los recursos agua, flora, fauna, suelo y otros de acuerdo a las prioridades establecidas por el país.

La Ley No. 81 del Medio Ambiente, promulgada por la Asamblea Nacional del Poder Popular, en correspondencia con el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, centra su objetivo en establecer principios que dirijan la política del estado y las acciones de los ciudadanos y la sociedad en general, a fin de proteger el Medio Ambiente y contribuir a alcanzar una categoría de desarrollo sostenible en el país.

En el título tercero, artículo 18 de dicha ley, se definen los instrumentos de la Política y la Gestión Ambiental en Cuba, son:

a) La Estrategia Ambiental Nacional, el Programa Nacional de Medio Ambiente y Desarrollo, y los demás programas, planes, y proyectos de desarrollo económico y social.

b) La presente ley, su legislación complementaria y demás regulaciones legales destinadas a proteger el medio ambiente, incluidas las normas técnicas en materia de protección ambiental.

c) El ordenamiento ambiental.

d) La licencia ambiental.

e) La evaluación de impacto ambiental.

f) El sistema de información ambiental.

g) El sistema de inspección ambiental estatal.

h) La educación ambiental.

i) La investigación científica y la innovación tecnológica.

j) La regulación económica.

k) El fondo nacional del medio ambiente.

l) Los regímenes de responsabilidad administrativa, civil y penal.

Es en la Estrategia Ambiental Nacional donde quedan plasmadas las proyecciones y directrices de la política ambiental cubana, así como la identificación de los principales problemas ambientales del país, la afectación significativa que los mismos producen sobre la salud y la calidad de vida del hombre, las actividades económicas priorizadas, las extensiones considerables del territorio nacional, y sobre los ecosistemas de alta fragilidad e importancia económica y social .

3.1- Principales problemas Medioambientales que existen en Cuba

– Degradación de los suelos

– Afectaciones a la cobertura forestal

– Contaminación

– Carencia de agua

– Pérdida de la diversidad biológica

Estos problemas han estado influenciados por una falta de conciencia y educación ambiental en un elevado por ciento de la población, lo que ha traído como consecuencia en muchas ocasiones su agravamiento .

3.2.- Principales problemas Medioambientales en Cienfuegos dentro de la industria azucarera

Partiendo de la Estrategia Ambiental Nacional y en coordinación con la Unidad de Medio Ambiente de la Delegación Provincial del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente de Cienfuegos, los órganos y organismos del territorio, así como el Poder Popular de la provincia, se conformó la Estrategia Ambiental Provincial de Cienfuegos en 1998 .

En esta estrategia se identifican los principales problemas ambientales de la provincia, además se señalan las principales vías, acciones, mecanismos y vínculos necesarios para la solución de estos, con la participación activa de todos los actores de la sociedad para lograr un desarrollo económico ambiental sostenible en la provincia.

Los problemas ambientales en la provincia de Cienfuegos se comportan de modo similar a los referidos en la estrategia nacional, adicionando además el manejo de desechos peligrosos. Se establecieron las líneas de acción en cada uno de los aspectos identificados y evaluados para minimizarlos, darles solución a corto, mediano y largo plazo . Dentro de la industria azucarera estas acciones están vinculadas a:

1. Un adecuado funcionamiento y mantenimiento de los sistemas de tratamiento de residuales, fundamentalmente azucarero.

2. Disminución de los riesgos de derrames de hidrocarburos y grasas en las distintas partes de la industria.

3. Aprovechamiento de la cachaza como fertilizante.

4. Disminución de los consumos de sosa cáustica y ácido clorhídrico en la industria, reactivándose las producciones de Garanver. Así como la adecuada manipulación y almacenamiento de estos productos, y la segregación de las corrientes residuales de limpieza.

5. Empleo de los sistemas de fertirriego.

6. Control de los puntos críticos del proceso que generarán la contaminación.

7. Incluir en el proceso inversionista los indicadores de lucha contra la contaminación.

8. Caracterización de los residuales de las fuentes emisoras.

9. Promoción de los Forum de Ciencia y Técnica en todos los sectores de la producción.

10. Aplicación de producciones limpias.

11. Cultivo de la caña de forma intensiva y racional.

12. Mantenimiento preventivo de las calderas.

13. Estudio del ruido en las instalaciones e implantar medidas tecnológicas para disminuirlas.

14. Inventariar y controlar las fuentes y sumideros de gases de efecto invernadero.

Los instrumentos establecidos para llevar a cabo los objetivos de la Estrategia Ambiental Provincial fueron los establecidos por la Ley No. 81.

El desarrollo de esta estrategia le corresponde a la Delegación Provincial del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, como organismos de la Administración Central del Estado y rector de la política y gestión ambiental en la provincia. Este organismo en estrecha coordinación con el órgano del Poder Popular y con una fuerte interrelación con las comunidades bajo su atención, garantizan y controlan su aplicación, así como, establece adecuaciones y prioridades correspondientes a las características y principales necesidades del territorio.

3.3- La aplicación de los Sistemas de Gestión Ambiental en las entidades azucareras del territorio

Motivado por el impacto que ocasionan las industrias al medio ambiente se han realizado una serie de propuestas de Sistemas de Gestión Ambiental en distintas empresas del territorio cienfueguero a partir de estudios realizados por estudiantes de la Universidad de Cienfuegos “Carlos Rafael Rodríguez”.

En dichas entidades se detectaron varios problemas medioambientales, como son:

1. Ausencia de tubos conductores en el sistema de residuales

2. Gran cantidad de salideros de agua en las áreas de la industria

3. Falta de techado en áreas de la industria como: casa de bagazo, basculador, etc.

4. Escasez de medios de protección principalmente: orejeras, tapones contra ruidos, capas de agua para los regadores de herbicidas, guantes, etc.

5. Sobreconsumo de energía eléctrica

6. Circulación de bagacillo por áreas donde se transitan las personas

7. Quema de campos y bloques de caña por estar infestados con bejucos y pica pica

8. No se encuentra elaborada la estrategia ambiental

9. Inexistencia de un Comité de Medio Ambiente

10. Alto grado de desconocimiento de los trabajadores y directivos sobre el tema medioambiental

11. Dentro del plan de inversiones generalmente no se manifiesta ninguna inversión en el campo del Medio Ambiente

A partir de las recomendaciones expuestas en los trabajos de diploma realizados hasta la actualidad se muestra que estas entidades han superado en gran medida algunos de estos problemas, aunque afecta considerablemente en su erradicación el déficit de recursos financieros, pues la mayoría no generan suficiente efectivo para pagar sus deudas.

Conclusiones

1-La Gestión Medioambiental y la práctica de la Auditoría Medioambiental que se le asocian, se utilizan como herramientas para que todo organismo, cualquiera que sea su clase, pueda demostrar lo que le atañe en cuestiones de Medio Ambiente, ayudando a establecer y buscar sus políticas, objetivos, normas y otras prescripciones relativas al Medio Ambiente.

2-Las Auditorias Ambientales en Cuba se dividen en dos tipos: internas y externas. Las internas podrán ser realizadas por los auditores de la empresa u organización, así como por personas u organismos externos que actúen por cuenta de la empresa u organismo auditado.

3-En Cienfuegos, partiendo de la Estrategia Ambiental Nacional y en coordinación con la Unidad de Medio Ambiente de la Delegación Provincial del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, los órganos y organismos del territorio, así como el Poder Popular de la provincia, se conformó la Estrategia Ambiental Provincial de Cienfuegos en 1998 para identifica los principales problemas ambientales de la provincia.

4-Considerando el impacto que ocasionan las industrias azucareras al medio ambiente se han realizado una serie de propuestas de Sistemas de Gestión Ambiental en distintas empresas, que han permitido no solo identificar los principales problemas sino trazar acciones que puedan darles solución en el corto, mediano y largo plazo.

Bibliografía

Auditoría ambiental en los ingenios azucareros. Tomado De: , 26 de Diciembre del 2006.

Bello, Carmen. Mercado industrial y artesanal. Bohemia (La Habana) 42, (7): 4-6, Marzo de 1995.

Bolea Esteban, María Teresa. Evaluación de impacto ambiental/María Teresa Esteban Bolea.—Barcelona: Ediciones Icara, 1994.—450p.

Castellanos Castillo, José R. La competitividad y la agroindustria azucarera cubana. Centro Azúcar (Villa Clara) 28 (4): 46-47, Enero-Marzo2000.

Castellanos Romeu, René. Estudio territorial de apoyo al programa estratégico de la agroindustria azucarera Instrucción Metodológica. IPF. Dirección de desarrollo/ René Castellanos.–La Habana: [s.n.], 2002.- – 153p.

Castillo Ramos, Yoankis. Metodología de auditoría ambiental en la industria azucarera/Yoankis Castillo Ramos. –Villa Clara: Universidad Central de las Villas, 1998. —46p.

Cienfuegos. Consejo de Administración Provincial. Plan Provincial de ordenamiento territorial de la Provincia/ CAP.—Cienfuegos: .–[s.n.], 1999.—195p.

Conesa Fernández Vicente. Guía Metodológica para la Evaluación de Impacto Ambiental/ Vicente Conesa Fernández. – Barcelona: Ediciones Mundi, 1995. –307p.

Cuba Grupo Empresarial Agroindustrial de Cienfuegos. Informe del cumplimiento del Plan Técnico-Económico 2006. Empresa Azucarera Elpidio Gómez.—Cienfuegos: [s.n.], 2006.– [s.p.]

Cuba, Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente. Guía Metodológica para la Realización de Evaluaciones de Impacto Ambiental/ CITMA. —La Habana: Editorial Política Ambiental Cuba, 1997. —124p.

Cuba, Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente. Principales Leyes y Decretos Ambientales Cubanos/ CITMA.–La Habana: Editorial Política Ambiental Cuba, 2006. –215p.

Cuba. Dirección Provincial de Planificación Física. Las condiciones territoriales en el proceso de perfeccionamiento del CAI azucarero en Cuba/ DPPF.—Cienfuegos: Agosto del 2001.– [s.p.]

Cuba. Grupo Empresarial Agroindustrial de Cienfuegos. Estados financieros de la Empresa Azucarera Elpidio Gómez/ G.E.A.—Cienfuegos: [s.n.], Diciembre del 2005.– [s.p.]

Cuba. Ministerio de Azúcar. Documento programático sobre el proceso de reestructuración del MINAZ/ MINAZ.– La Habana: [s.n], 2002. – 275p.

Cuba. Ministerio de Azúcar. Expediente de reestructuración de la Empresa Azucarera Elpidio Gómez/ MINAZ.– Cienfuegos: [s.n.], 2006. –117p.

Cuba. Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente. Decreto Ley No. 200: Contravenciones en materia de Medio Ambiente.—La Habana, 1999.—83p.

Cuba. Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente. Resolución 168/95: Reglamento para la realización y aprobaciones de Evaluación de Impacto Ambiental.—La Habana, 1995.—74p.

Cuba. Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente.Estrategia Nacional del Medio Ambiente/ CITMA.—La Habana: CITMA, 1997.—88p.

Ecología y Medio Ambiente en Chile. Evaluación de impacto ambiental (EIA). Comisión Nacional del Medio Ambiente, CONAMA. Tomado De: , 13 de enero del 2007.

Fundación de Ambiente y Recursos Naturales (FARN). Evaluación de Impacto Ambiental. Tomado De: , 16 de enero del 2006.

García Fleites, Alexis y Carlos C. Martínez. Un enfoque para evaluar la eficiencia de la dirección en la agroindustria azucarera cubana. Centro Azúcar (Villa Clara) 28, (1): 26-27.Octubre-Diciembre 2001

García Hernández, Adriano y Esperanza Álvarez Salgado. Política industrial y reconversión productiva en Cuba economía (La Habana)15, (8): 16-17. Enero-Junio 2000.

López Bastida, Eduardo. Curso de Evaluación de Impacto Ambiental/ Eduardo López Bastida.– [s.l. s.n.], 2003.– [s.p.]

López Bastida, Eduardo. La gestión ambiental en Empresas de Producción y Servicio en América Latina/ Eduardo López Bastida.—Santa Clara: UCLV,2004.—124p.

Medio Ambiente. En Enciclopedia Microsoft Encarta,2006.

Mondui González, Rubén. Impactos Ambientales de las fábricas de azúcar. Cuba Azúcar (La Habana) 1, (3): 14-17 .Julio-Septiembre 2001.

NC – 133, Residuos sólidos urbanos, almacenamiento, recolección y transportación. Del CITMA. Vig. Desde 2002.—22p.

NC – 20. Vertimientos de aguas residuales. Especificaciones. Vig. Desde 1997.–14p.

NC – 27. Vertimientos de aguas residuales a las aguas terrestres y al alcantarillado. Del CITMA. Vig. Desde 1999.–16p.

NC – ISO 14001. Sistema de Gestión Ambiental. Especificación y directrices para su uso. Vig. desde 1998.—27p.

NC – ISO 14010. Directrices para las auditorías ambientales. Principios generales. Vig. desde 1998.—27p.

NC – ISO 14011. Directrices para las auditorías ambientales. Procedimientos de auditorías. Auditorías de sistema de gestión ambiental. Vig. desde 1998.—15p.

NC – ISO 14012. Directrices para las auditorías ambientales. Criterios de calificación para los auditores ambientales. Vig. desde 1998.—9p.

Oficina Nacional de Normalización (ONN). Normas Medioambientales NC-ISO 14000. Tomado De: , 28 de junio del 2001.

ONUDI. Gestión ambiental. Centro de Producciones más Limpias. Nicaragua, 1997. Organización de Estados Americanos (OEA). Manejo Integrado de Recursos Hídricos. Tomado De: http://www.oas.org/dsd/Spanish/RecursosHidricos-Res-Proy.htm, 25 de noviembre del 2006.

Plan de Capacitación de la Empresa Azucarera Elpidio Gómez.—Cienfuegos: MINAZ,2006.–[s.p.]

Porcel Prado, Jaime. Mejor calidad del azúcar en la zafra del 2001. Cuba Azúcar (La Habana) 47: (3): 11-13. Julio-Septiembre.2001

Ramírez Rodríguez, Roberto. La problemática global del agua. Tomado De: http://www.monografias.com/trabajos14/problemadelagua/problemadelagua.shtml, 9 de diciembre del 2006.

Rodríguez Domínguez, Luisa. El desarrollo científico y tecnológico de la agroindustria azucarera de Cienfuegos desde el siglo XIX hasta 1989. Tesis de Maestría. Biblioteca Ucf. Julio, 2000.

Ruiz Nieves, Ángel. Automatización de la industria azucarera cubana. Centro Azúcar (Villa Clara) 4, (2): 26-27 Abril-Junio de 1998.

Santamaría Cairo, Lixays. Propuesta de un Sistema de Gestión Ambiental para la Empresa Azucarera Mal Tiempo/ Lixays Santamaría Cairo; Luisa Rodríguez, Tutora. —Trabajo Diploma, 2005.–106 h.

Serano Méndez, Juana H. Protección ambiental y producción + limpia. Universidad para Todos (La Habana), (1): 2006.p.16.

Tablero, Héctor. Medio Ambiente. Tomado De: http://www.monografias.com/trabajos15/medio-ambiente-venezuela/medio-ambiente-venezuela.shtml, 19 de enero del 2007.

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Escrito por:

Cita esta página
Martínez Pérez Yuvy. (2012, enero 13). Análisis de impacto medioambiental en una Zona Azucarera Cubana. Recuperado de https://www.gestiopolis.com/impacto-medioambiental-zona-azucarera-cubana/
Martínez Pérez, Yuvy. "Análisis de impacto medioambiental en una Zona Azucarera Cubana". GestioPolis. 13 enero 2012. Web. <https://www.gestiopolis.com/impacto-medioambiental-zona-azucarera-cubana/>.
Martínez Pérez, Yuvy. "Análisis de impacto medioambiental en una Zona Azucarera Cubana". GestioPolis. enero 13, 2012. Consultado el 14 de Octubre de 2017. https://www.gestiopolis.com/impacto-medioambiental-zona-azucarera-cubana/.
Martínez Pérez, Yuvy. Análisis de impacto medioambiental en una Zona Azucarera Cubana [en línea]. <https://www.gestiopolis.com/impacto-medioambiental-zona-azucarera-cubana/> [Citado el 14 de Octubre de 2017].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de neiljs en Flickr