Capacitación en valores como necesidad actual en la educación

  • Talento
  • 10 minutos de lectura

Resumen

La universalización de la enseñanza en Cuba tiene como fin preservar la cultura de la humanidad en cada territorio es por ello que formar valores implica desarrollar la personalidad según la etapa de desarrollo del hombre. Es el profesor que trabaja con los adolescentes el encargado de diagnosticar y dar seguimiento a los mismos. La propuesta de capacitación está dirigida a mejorar el desempeño profesional y estudiantil, relacionado con la formación de valores en la enseñanza media. Tiene 9nueve temáticas a trabajar de forma presencial, propiciando el intercambio y la reflexión sobre los saberes ya alcanzado por los profesores.

Introducción

Las universidades en la actualidad, difieren en gran medida a las universidades de sus orígenes. Las mismas han sufrido cambios importantes, que han propiciado una mejor calidad del proceso docente educativo a nivel mundial y en Cuba. Es por esto que este siglo se ha dado en llamar siglo del conocimiento,

La misión de la universalización de la enseñanza en cada territorio consiste en preservar, desarrollar y promover, a través de sus procesos sustantivos y en estrecho vínculo con la sociedad, la cultura de la humanidad, por tanto corresponde a la universidad el papel de ser la institución social que más integralmente puede hacerlo y en eso radica su especificidad. La Universidad cubana actual se caracteriza por ser una universidad científica, tecnológica y humanista.

Se considera científica porque propicia la investigación científica, tecnológica por la amplia red de carreras que responden a prioridades actuales y a la introducción de nuevos avances tecnológicos. Pero principalmente humanista ya que la formación rebasa lo instructivo y lo cognitivo, centra su atención en el hombre, en el desarrollo de su personalidad, en transformaciones para desarrollar lo humanístico, abarcando la comunidad universitaria y en aspectos significativos de compromiso social.

Lo anteriormente expuesto Implica que el objetivo principal de las universidades es lograr no solo la formación de un profesional creativo, independiente, que asuma su auto educación, es además poner sus conocimientos al servicio de la sociedad.

La educación de forma multilateral y armónica implica la integración del hombre a la sociedad en que vive y contribuya a su desarrollo y perfeccionamiento. El núcleo esencial de esa formación ha de ser la riqueza moral y el eje principal los valores, que son inherentes al ser humano y donde su formación constituye una necesidad desde el surgimiento mismo del hombre. En cada sociedad, cada país, se implementa un sistema de valores de acuerdo a sus objetivos en la formación del nuevo individuo.

Desarrollo

Los valores constituyen una formación psicológica compleja, surgidos en el proceso de comunicación como resultado de la actividad dónde se presentan necesidades y motivaciones que condicionan la aparición de cualidades y sentimientos, los cuales, a partir del desarrollo de la personalidad, conllevan a la formación de intereses, ideales y aspiraciones.

Dichos elementos posteriormente se consolidan en actitudes y favorecen la organización de un sistema de valores. Esta percepción confirma una secuencia en la educación de la personalidad, donde se estrechan las relaciones entre los componentes psicológicos que propician la formación de una actitud, en la cual se materializa la interacción entre lo afectivo y lo cognitivo para llegar a convertirse en un valor humano.

El proceso es muy complejo, condicionado socialmente y supone la interacción de tres componentes: el intelectual, asociado a la asimilación de conocimientos: el motivacional, relacionado con la orientación de la personalidad y el práctico: entendido como utilización de los conocimientos en la actividad social en sus diversas facetas.

En este proceso intervienen diferentes factores: el medio social, la familia, la escuela, el aporte de las ciencias, así como la conjugación de la influencia social con los intereses individuales. Todos los que han abordado el tema coinciden en que los valores morales juegan un importante papel para el desarrollo de la personalidad del individuo, en su comportamiento general, los que orientan su conducta y determinan consecuentemente sus actitudes, sus formas de actuar.

La psicóloga Arés (1998), precisó sobre el papel de la sociedad en los valores del ciudadano, de allí el rol que le corresponde al maestro cubano como misionero en la actividad formativa cotidiana para lograr que ese sentido de identidad se fortalezca en cada uno de sus estudiantes, aprovechando todos aquellos elementos que le rodean y que forman parte del contexto en que ellos se desenvuelven.

En América Latina la capacitación profesoral se ha propuesto llenar vacíos de la educación formal. Fue en los años sesenta que se comienzan a implantar los llamados “sistemas de aprendizajes” con una formación ligada a trabajos industrialistas, y en esa época, casi todos los países cuentan con las llamadas Instituciones de Formación Profesional.

Inicialmente éstas fueron instituciones con costosa orientación desde la oferta de las calificaciones, ya que buscaron la conformación de los sistemas nacionales de aprendizajes con un fuerte apoyo de los Ministerios de Trabajo de cada país, donde la oferta de capacitación se centraba, casi exclusivamente en las manufacturas y en la construcción.

La capacitación presupone concebir el aprendizaje como un proceso que propicie resultados dirigidos a cambios en actitudes y comportamientos, para lo cual la enseñanza se enfrenta a nuevas exigencias, las que están dadas por el desarrollo de las empresas donde trabajan los individuos, sujetos a constantes cambios que admite capacitarlo para el cambio y abordarla como un proceso de transformación en sus actitudes, hábitos y habilidades para enfrentar la actividad laboral.

La capacitación es una enseñanza de tipo problémica que debe posibilitar que el individuo se enfrente a situaciones nuevas y diversas, que lo haga ir a la búsqueda de soluciones cada vez más creadoras. La capacitación debe estar dirigida a desarrollar la competencia laboral, entendida como el conjunto de conocimientos teóricos, habilidades, destrezas y actitudes.

Los constantes cambios en las actividades educacionales que ocurren en la actualidad, generan puestos de trabajos más dinámicos en contraposición con los estáticos, donde la capacitación cobra gran importancia. El educador debe estar instruido para asumir cualquier tarea que requiera el centro, de esta forma su preparación constituye una oportunidad para lograr una promoción o un nuevo empleo.

Los valores son “… un proceso sistemático que se basa en las necesidades actuales y perspectivas de una entidad cualquiera, grupo de individuos o persona, el cual está orientado hacia un cambio en los conocimientos, habilidades y actitudes del capacitado, que posibilite su desarrollo integral y dirigido a elevar la efectividad de su trabajo de educación”. (García, 2003: 3.).

La autora después de las consultas bibliográficas realizadas considera que la capacitación o desarrollo personal es toda aquella actividad realizada al personal de una organización que corresponda a darle solución sus necesidades o problemáticas fundamentales en busca de mejorar la actitud, conocimiento, habilidades o conductas de su personal, en un proceso estructurado con metas bien definidas a mediano y largo plazo.

La capacitación de la gente que capacita es una herramienta importantísima para crear una cultura de aprendizaje. La cultura de aprendizaje no se limita a una actividad, sino que se desarrolla cuando el aprendizaje es parte del quehacer cotidiano. Existen muchas áreas en las que las organizaciones deben invertir para mejorar constantemente, innovar y permanecer vigentes en los mercados.

Lyen refiere que: “La formación de valores en toda sociedad ha de constituir un elemento de vital importancia, sobre todo en aquella que defienda al hombre, la justicia y la igualdad. En Cuba el tema es acogido necesariamente por psicólogos, filósofos, historiadores, etc.” (Labrador. 2007).

“A través de los valores el sujeto se conoce a sí mismo, conoce sus necesidades y las posibilidades de satisfacerlas, además proyecta las condiciones ideales para ello regulando su conducta en correspondencia con los contenidos valorativos asumidos. Los valores no existen sin el hombre, que con ellos está en disposición de dar significado a la propia existencia. Las cosas adquieren valor en la medida en que se insertan en este proceso de humanización. (Garcia. C. 2003:7).

Linares, Borrell. M.A (2004:10) comenta: “¿En definitiva, qué son los valores? Son determinaciones espirituales que designan la significación positiva de las cosas, hechos, fenómenos, relaciones y sujetos, para un individuo, un grupo, clase social, o la sociedad en su conjunto. Están condicionados por las relaciones sociales predominantes.

Constituyen componentes esenciales de la ideología y expresión de la cultura y la historia de una sociedad determinada y de los intereses, puntos de vista, necesidades y contradicciones de los diferentes sujetos. Se forman en el proceso de interacción entre los hombres, y el objeto de su actividad, en la producción y reproducción de su vida material y espiritual. Como orientadores y reguladores de la conducta constituyen un sistema, pues guardan relación dinámica unos con otros”. (Linares, 2004).

Por lo tanto “lo que todo el mundo considera digno de estimación, es un valor”. La autora afirma que el valor siempre cualifica o determina a un bien que es captado como tal, ideal y concretamente. Cuando muchas personas viven los mismos valores, esos valores compartidos adquieren una dimensión social, aunque su raíz más íntima siga siendo la práctica individual de los mismos.

La captación del valor es denominada “sentimiento de valor”, ya que las cosas sensibles son percibidas, los conceptos son pensados y los valores son sentidos.

Se estructuran:

  • Por las circunstancias cambiantes de la realidad, por lo que pueden expresarse de manera diferente en condiciones concretas.
  • Se jerarquizan según el orden de preferencia de los mismos en dependencia del desarrollo de la personalidad y de las etapas del desarrollo y contexto social.

Hay que estar claros que no se puede hacer una separación radical entre los principios, las normas, los valores y las virtudes. Los principios y los valores actúan muchas veces como normas o reglas preestablecidas por la organización, y en ese sentido, la norma refuerza y ayuda a la virtud.

Las dimensiones del aprendizaje por valores se pueden dividir en personales y colectivas. Todas las dimensiones personales del aprendizaje son pertinentes para producir y promover (…) valores tales como:

Aprender a ser, Aprender a hacer, Aprender a aprender, Aprender a emprender Aprender a convivir y Aprender a cambiar.

Tipos de valores.

Valores sensibles: placer, alegría…

Valores útiles: capacidad, eficacia…

Valores vitales: salud, fortaleza…

Valores estéticos: belleza, elegancia…

Valores intelectuales: verdad, conocimientos

Valores morales: justicia, libertad, tolerancia…

Valores morales.

Se entiende por valor moral todo aquello que lleve al hombre a defender y crecer en su dignidad de persona.

El valor moral conduce al bien moral. Recordemos que bien es aquello que mejora, perfecciona, completa, son aquellos valores que perfeccionan al hombre en lo más íntimamente humano, haciéndolo más humano, con mayor calidad como persona.

Los valores morales surgen primordialmente en el individuo por influjo y en el seno de la familia, y son valores como el respeto, la tolerancia, la honestidad, la lealtad, el trabajo, la responsabilidad, etc. Son los que dan sentido al proyecto vital del ser humano y a su posicionamiento y actuación en la sociedad en la que se desenvuelve.

El valor moral perfecciona a las personas, en tanto que los demás valores perfeccionan al individuo en aspectos parciales.

Psicológicamente las personas que viven en un continuo aprendizaje se caracterizan por tener una alta autoestima, sienten una gran confianza por lo que hacen y son aptas para el desafío de la creatividad. De seguro en estas personas predominan valores como el optimismo, la audacia y el entusiasmo capaz de ser comunicados a otros. Quien se apropia de ellos crece en humanidad.

Se realizó un estudio con adolescentes que estudian en la enseñanza media superior y profesores del centro mixto Batalla del Jigue en San Antonio de los Baños, con el objetivo de determinar las necesidades de capacitación sobre la educación en valores desde una óptica psicológica y los resultados de la encuesta coinciden con que los valores son formas de actuación propias del hombre que se adquieren en el decursar de la vida a través de las influencias de la familia, la escuela y la sociedad, donde la primera y la segunda juegan un papel concatenante para que el hombre se inserte a las exigencias de la sociedad en que vive.

Los adolescentes carecen de herramientas necesarias que deben adquirir en la escuela para su formación como personas de bien, cooperativas y cumplidoras de normas establecidas en la sociedad.

La encuesta se aplicó al 60 por ciento de la matrícula de adolescentes y al ciento por ciento de los profesores.

La propuesta de capacitación está dirigida a mejorar el desempeño profesional y estudiantil, relacionado con la formación de valores en la enseñanza media.

La autora asumió la conformación de la misma teniendo en cuenta la necesidad actual que existe, y los beneficios para los educadores, educandos, la institución y la comunidad, desde un enfoque científico, psicológico y social.

La capacitación se realizará cada 15 días y se tendrá en cuenta las necesidades individuales y colectivas de los docentes.

Cumplirá con los principios de:

Problematización, Actualización de contenidos, Conceptualización, Investigación y reflexión.

El objetivo general de la propuesta: Capacitar a los profesores desde una óptica psicológica para la educación en valores.

Esquema de los contenidos a desarrollar por encuentros.

Sesión

Temáticas:

Horas

1.

Importancia psicosocial de la enseñanza en la Educación Media

2

2.

Cambios psicológicos en la adolescencia y su relación con el contexto social actual.

8

3.

¿Qué son los valores? Características y tipologías.

4

4.

Los valores morales.

4

5.

Actitud ético moral de los profesores y estudiantes.

8

6.

Liderazgo: un desafío para cambiar tradiciones.

2

7.

Factores humanos y motivación de grupos.

2

8.

El proceso de toma de decisiones. Negociación y solución de conflictos.

8

9.

Estrategia docente para la formación de valores.

8

Para desarrollar el programa de capacitación se emplearán la forma de organización taller debido a las posibilidades que este ofrece para el debate y la reflexión, considerando las experiencias de los profesores en el trabajo con los adolescentes.

Conclusiones

  1. Existen referentes teóricos sobre capacitación y educación en valores que sirven de sustento a la propuesta de capacitación para los profesores de la Enseñanza Media Superior.
  2. Las temáticas seleccionadas para capacitación de los profesores están relacionadas con la educación en valores morales.

Bibliografía

  1. Arula, C. Capacitación y desarrollo. Google
  2. Chacón Arteaga, N. (2000). Moralidad historia y juventud. Editorial Felix Varela. La Habana Pág. 42.
  3. Garcia . C 2003. La formación de valores morales en la enseñanza media superior. Tesis en opción del título académico de Msc. La Habana.
  4. Fletcher, S. (2000). Diseño de Capacitación basada en competencias laborales. Panorama Editorial. México D. F,
  5. Frigo, Edgardo. ¿Qué es la capacitación y que gana una organización al capacitar a su personal? www.forodeseguridad.com/artic/rrhh/7011.htm
  6. Labrador Urraca, Lyen (2007). La formación de valores a través del estudio de personalidades históricas.
  7. Linares Borrell, María de los A. (2004). La formación de valores morales.
  8. Sílices Alfonso (1996). Capacitación y Desarrollo de Personal. Edit. Limusa. México.
  9. Ulloa Deza, Ramel. La estrategia docente en la educación de valores.

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Estás en libertad de marcarlo con "Me gusta" o no

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Cita esta página
Pérez Pérez María Eugenia. (2014, abril 29). Capacitación en valores como necesidad actual en la educación. Recuperado de http://www.gestiopolis.com/capacitacion-en-valores-como-necesidad-actual-en-la-educacion/
Pérez Pérez, María Eugenia. "Capacitación en valores como necesidad actual en la educación". GestioPolis. 29 abril 2014. Web. <http://www.gestiopolis.com/capacitacion-en-valores-como-necesidad-actual-en-la-educacion/>.
Pérez Pérez, María Eugenia. "Capacitación en valores como necesidad actual en la educación". GestioPolis. abril 29, 2014. Consultado el 4 de Diciembre de 2016. http://www.gestiopolis.com/capacitacion-en-valores-como-necesidad-actual-en-la-educacion/.
Pérez Pérez, María Eugenia. Capacitación en valores como necesidad actual en la educación [en línea]. <http://www.gestiopolis.com/capacitacion-en-valores-como-necesidad-actual-en-la-educacion/> [Citado el 4 de Diciembre de 2016].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de davsot en Flickr