Geopolítica del agua en el ámbito mundial

“Si las guerras del siglo XX -fundamentalmente- se libraron por el petróleo, las del presente siglo XXI se combatirán por el agua.”, vaticinó en 1995 Ismail Serageldin, vicepresidente del Banco Mundial. Un crítico tema en la geopolítica por recursos estratégicos.

Un género particular de estas posibles “guerras del agua” ha comenzado a librarse entre los grandes conglomerados desde hace unas décadas, en el “mercado de la sed” , prioritariamente de los países más pobres.

En la publicación GEOSUR (Montevideo, marzo, 2005) se publicaron cuatro opiniones de alta importancia referidas al tema agua, considerada como un derecho humano universal.

La escritora y cuentistas política canadiense Maure Barlow en su libro “Oro Azul”, indicó que “antes de que nosotros nos diéramos cuentas de esta crisis del agua, las corporaciones transnacionales ya lo habían previsto y formaron un cartel para apropiarse del agua. Es sabido que el Fondo Monetario Internacional está presionando a los países que padecen una crisis monetaria y económica para que -entre otras cosas- privaticen el agua como condición para liberar los créditos. También tiene una gran influencia en la definición de los acuerdos internacionales de comercio -como la proyectada Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA) o la Organización Mundial de Comercio (OMC) para que sus pretensiones queden incluidas en estos acuerdos”.

Simultáneamente, el Director del instituto Polaris de Canadá, indicaba que,”Hay un grupo de corporaciones que controlan el agua a escala mundial”•, citando a tres de las más importantes: Lyonneise des Eux, Vivendi (ambas francesas) y RWE de Alemania.

Dramático dato de la OMS

La Organización Mundial de la Salud, informó recientemente que más de mil millones de personas no disfrutan de agua potable seguro, lo cual les condena a la pobreza y la enfermedad y elimina de raíz sus esperanzas de desarrollo. En tanto sobreviven –por no decir agonizan-poblaciones del Tercer Mundo del Occidente marginado- los envases de agua, omnipresentes en Europa desde hace décadas y más recientemente en Estados Unidos se están introduciendo en el consumo familiar los ofertados por multinacionales como Nestlé o Damone.

Chris Middleton -director de la consultora australiana de marketing de bebida Fountainhead- asegura que, “en cuestión de 30 años el agua embotellada ha pasado de no ser prácticamente nada, a ser la segunda o tercera mercancía que más dinero mueve en el mundo después del petróleo y el café”. En este mercado de “pocas ballenas y muchos pezqueñines” al decir de Middleton compiten Coca Cola y Pepsi.

Según Nestlé, según sus propias estadísticas, los habitantes del planeta beben 148.000 millones de litros anuales, alrededor del doble que en 1996, datos proporcionados por sus filiales: Nestlé Water (suiza), Evian, Perrier y Vittel (francesas), San Pellegrino y Acqua Panna (italianas) La marca Evian (la primera en la historia en ser comercializada) es la más vendida del planeta conjuntamente con Wahaha, una de las favoritas de los chinos.

El mercado asiático crece a un ritmo vertiginoso, duplicándose las ventas entre 1997 y el 2002, según el Banco Mundial. La causa es la alta contaminación de los recursos hídricos, convirtiéndose China en el tercer consumidor de agua embotellada con aproximadamente 10.000 millones de litros anuales (una media de 8 litros por persona).

Aguas turbulentas

Aunque el crecimiento más acelerado del agua embotellada se visualiza en Sudamérica y Asia, el mayor mercado nacional es el estadounidense. En España, un grupo de empresas (“pezqueñines”) se reparten cerca del 40% del mercado hispánico, aunque la inmensa mayoría de los española exigen agua mineral natural, (no simplemente purificada) desechando, además el envasado en botellas de plástico.

Mientras que el gobierno de Estados Unidos está promoviendo activamente la política de privatizaciones y desregulaciones en todo el mundo, los ciudadanos de ese país están padeciendo internamente su aplicación. El mayor proyecto de privatización de agua concretado hasta ahora es el de la ciudad de Atlanta, que se viene revelando como verdadero desastre. Otro caso relevante se produjo en la ciudad de Detroit, ciudad donde en su planta urbana se habían instalado una importante cantidad de industrias que últimamente han debido cerrar, motivando una grave crisis social debido al despido de sus trabajadores, transformando a Detroit en una de la ciudad con una de las poblaciones más pobres de Estados Unidos. La mayor parte de dichas industrias se han debido trasladar a otras partes del mundo aprovechando la liberalización comercial.

El futuro del maíz para fabricar envases

“Los envases, sean de vidrio como de plástico, deben hacer varios ciclos y permanecer el mayor tiempo posible en circulación”, afirma el grupo “Ecologistas en Acción”, una organización que está intentando establecer en Barcelona un programa de retorno de garrafas de plástico de entre cinco y ocho litros, en colaboración con la “Agencia de Residuos” de Cataluña.

Al emplearse 1.500.000 toneladas de plástico para envasar agua en todo el mundo, solamente se recicla el 20%, lo que para muchos defensores del medios ambiente, tal situación es insostenible.

Conforme a algunos resultados, suficientemente comprobados, el futuro del maíz para fabricar envases para embotellar el agua de manantial, pues ser una buena alternativa como envase, que superaría el actual reciclaje de los envases de plástico -opinan los técnicos. Así lo manifiesta la empresa estadounidense Biota: “• los envases comportables fabricados a partir de maíz, se descomponen fácilmente en agua, dióxido de carbono y material orgánico”. Tal método, fue reconocido por la Asociación Internacional de Agua Embotellada, distinguiendo a la empresa Biota como “una empresa que cuida el planeta”.

IV Foro Mundial del Agua

En Iberoamérica se han producido duros conflictos entre la población y las empresas concesionarias para la explotación del agua. corriente. En México, Brasil, Paraguay, Bolivia, Argentina, Uruguay (para citar algunos países) la actividad de las empresas multinacionales del agua embotellada no ha estado -ni están- exentas de conflictos. En Brasil, Nestlé ha sido acusada por la organización ecologista brasileña “Ciudadanía por las aguas”, de sobreexplotar el parque Sâo Lourenço, aunque la empresa siempre lo ha negad.

Siete años atrás, en la “Cumbre Mundial contra el Hambre”, desarrollada en Roma en el 2001, se destacó la gravísima escasez de agua potable que padecen 1.500 millones de personas y que podría afectar al doble en esa cantidad en 2025 (dentro de siete años), por lo cual las ONG´S presentes en dicho foro, solicitaron que el acceso a los recursos hídricos sea considerado como un bien común de la humanidad. Lamentablemente la moción no fue aprobada, como así mismo el derecho de todos los humanos a los alimentos (otra crisis que aumenta su gravedad en estos tiempos) dada la oposición de los Estados Unidos.

El tema, nuevamente tratado en el último IV Foro Mundial del Agua desarrollado en México, fue abordado a través de cinco marcos temáticos: 1) Agua para el crecimiento y desarrollo; 2) Implementación de la gestión integrada de recursos hídricos (GIRH); 3) Suministro de agua y servicios sanitarios para todos; 4) Gestión del agua para la alimentación y el medio ambiente; 5) Manejo del riesgo.

2005-2015: década internacional para la acción “agua para la vida”.

La década Internacional, organizada por Naciones Unidas, se centra en la implementación de programas y proyectos y en el fortalecimiento de la cooperación en asuntos del agua en todos los niveles.

El co-presidente del IV Foro Mundial del Agua -Cristóbal J. Jáquez, resalto la necesidad de crear una nueva cultura sobre la administración del agua, destacando Loïc Fauchon (presidente del Consejo Mundial del agua) “que la falta de acceso al agua potable y la pobre calidad de la misma son inaceptables y que el derecho al dicho recurso es indispensable para la dignidad humana”. No resulta extraño que en la actualidad muchas poblaciones vivan un “estrés hídrico”, dado que el déficit se agrava ante los graves cambios climáticos.

En Iberoamérica se encuentra el acuífero Guaraní, bajo suelo paraguayo, brasileño, argentino y uruguayo, considerado entre los tres más importantes reservorios de agua en el mundo. Si a éste sumamos la riqueza hídrica del Amazonas, los ríos patagónicos argentinos y chilenos, la confluencia fluvial de la denominada “Triple Frontera”, el lago Titicaca, por citar algunos, no es de extrañar que los “zares del agua dulce” hayan fijado su objetivo en comprar tierras en áreas cercanas a estos estratégicos recursos de tan alto valor para el desarrollo de la economía y, administrar con los otros “zares” de áreas petrolíferas y gas natural, que nuestra eterna América proveedora viene ofreciendo desde hace siglos a las grandes potencias del mundo.

(Ver en Crónicas de 16/mayo/08), el artículo titulado “Informe Kissinger MSSM200).

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Escrito por:

Cita esta página
Quagliotti de Bellis Bernardo. (2008, mayo 30). Geopolítica del agua en el ámbito mundial. Recuperado de https://www.gestiopolis.com/geopolitica-del-agua-en-el-ambito-mundial/
Quagliotti de Bellis, Bernardo. "Geopolítica del agua en el ámbito mundial". GestioPolis. 30 mayo 2008. Web. <https://www.gestiopolis.com/geopolitica-del-agua-en-el-ambito-mundial/>.
Quagliotti de Bellis, Bernardo. "Geopolítica del agua en el ámbito mundial". GestioPolis. mayo 30, 2008. Consultado el 17 de Noviembre de 2018. https://www.gestiopolis.com/geopolitica-del-agua-en-el-ambito-mundial/.
Quagliotti de Bellis, Bernardo. Geopolítica del agua en el ámbito mundial [en línea]. <https://www.gestiopolis.com/geopolitica-del-agua-en-el-ambito-mundial/> [Citado el 17 de Noviembre de 2018].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de antoniomarinsegovia en Flickr
DACJ