Licencia social para operar. Concepto interesante pero limitado

Licencia social para operar: un concepto
interesante pero limitado.
Por: Renzo Lamas Noriega.
En la actualidad, el boom de las inversiones en actividades empresariales con
un fuerte impacto en la vida y bienestar de las personas a causado muchos
obstáculos en el desarrollo de diversos proyectos empresariales. Las
relaciones cada vez más difíciles entre las empresas y las comunidades han
generado muchos conflictos los cuales terminan muchas veces en
manifestaciones violentas dejando de lado el dialogo y la negociación. Las
comunidades comenzaron a darse cuenta que tenían el poder para exigir una
actitud responsable con el medio ambiente y una participación en los beneficios
económicos debido a que estaban perjudicando su calidad de vida y el entorno
en el vivían. La confianza entre comunidades y empresas es muy tensa, debido
a que las comunidades no tienen reconocimiento, voz, ni participación en los
procesos de toma de decisiones y esto perjudica a la mejora de confianza entre
ellos. En el presente ensayo se detallará la importancia de un concepto
introducido en el argot empresarial en los últimos años “La licencia social para
operar”, la cual viene a ser una alternativa de solución a evaluar para que las
empresas y las comunidades puedan llegar a un acuerdo y de esa manera
todos puedan beneficiarse de cierta forma en el proyecto a desarrollarse,
evitando conflictos violentos a través de la comunicación efectiva, negociación
y toma de conciencia entre ambas partes.
En los últimos años, las Naciones Unidas debido a los diversos problemas que
han existido al desarrollar proyectos en diferentes zonas, han buscado
alternativas de solución para así evitar conflictos, actos de violencia y evitar
que los proyectos se detengan. La licencia social para operar (SLO, del inglés
Social Licence to Operate) es un concepto introducido en los últimos años en el
argot empresarial cuyo objetivo es lograr la aprobación de las personas o
grupos afectados por actividades empresariales las cuales pueden afectar su
calidad de vida y bienestar. Generalmente, se enfoca en actividades
empresariales como la minería, explotaciones pesqueras y ocupación de tierras
para fines industriales. En el 2004 las Naciones Unidas desarrollo la Licencia
social para operar, con el objetivo de que las empresas tenían que asegurar
que, para realizar actividades en una zona determinada, debían de contar con
el consentimiento de las comunidades. El consentimiento debía de ser libre,
previo e informado y con esta medida se buscaba frenar los abusos de poder
que tenían las empresas y gobiernos sobre las comunidades al momento de
realizar sus actividades. Además, se enfatiza que no solo se necesita la
legitimidad legal para realizar las actividades en una zona determinada,
también, es necesaria considerar la legitimidad social ya que los principales
afectados de dichas actividades son los pobladores que viven alrededor del
proyecto, teniendo el derecho a ser escuchados y tomando en cuenta sus
expectativas del proyecto. Por esta razón, una buena comunicación será el
primer paso para lograr llegar a un acuerdo dando a conocer a los pobladores
los beneficios que traería el proyecto, buscando negociar y llegar a un acuerdo
en común. La licencia social para operar busca hacer tomar conciencia a todas
las partes involucradas para así evitar situaciones violentas y lograr armonizar
la actividad industrial con la aprobación del entorno social donde opera la
empresa. Por otro lado, existen casos en donde las personas buscan un
beneficio o compensación adicional haciendo uso de diversas estrategias o
motivos infundados buscando desconcertar a los participantes, por lo cual, se
debe de hacer un estudio riguroso del impacto que estos proyectos tendrán en
la población y como afectara al medio ambiente para de esta forma determinar
si las observaciones realizadas por los pobladores son aceptadas o
rechazadas. Además, se han visto muchos casos en donde las personas no se
llegan a poner de acuerdo en que posición tomar, algunas comunidades se
dividen y tienen ideas diferentes las cuales pueden ser un factor a analizar al
momento de realizar este tipo de negociaciones. De la misma manera, evaluar
que grupo tiene mayores fundamentos en las observaciones realizas al
proyecto permitirá que podamos tomar una decisión acertada. Sin embargo, en
algunos casos puede llegar un momento en que todo se puede salir de control
y nadie logre ponerse de acuerdo. Por lo cual, factor fundamental para evitar
este tipo de conflictos es que la persona encargada de llevar a cabo todo el
proceso de diálogo tenga una gran capacidad de comunicación, negociación y
principalmente saber llegar a las personas con sus palabras.
Al mismo tiempo, muchos de los proyectos realizados son necesarios para la
sociedad, como por ejemplo las autopistas, puentes, centrales de energía,
ferrocarriles, entre otros tipos, en donde las personas que residen por esa zona
se encuentran en contra de dichos proyectos. Se reconoce la necesidad de
poner en marcha un proyecto, pero las personas están en contra de su
desarrollo ya que consideran que es un peligro potencial para su calidad de
vida y para el medio ambiente. Por consiguiente, la concientización de ambas
partes es primordial para llegar al bien común, tomando las medidas de
seguridad correspondientes para evitar que el desarrollo del proyecto
perjudique a las personas a través de una evaluación de impacto ambiental
(EIA), la cual sirve para identificar, prevenir e interpretar los impactos
ambientales que producirá un proyecto en su entorno en caso de ser ejecutado,
con el fin de que la empresa encargada pueda aceptar, rechazar o modificar el
proyecto.
En conclusión, pienso que la licencia social para operar es una buena iniciativa
por parte de las naciones unidas para así evitar conflictos entre las empresas y
comunidades. De esta manera lo que va a predominar antes de iniciar un
proyecto empresarial será la comunicación, negociación y buenas relaciones.
De esta manera se podrá llegar a un acuerdo, fomentando el debate serio y
participativo .El punto de partida será la confianza, la cual se debe de construir
por medio de la información y la comunicación de todos los agentes
involucrados, al estar todos informados acerca de los proyectos a desarrollarse
y se logra comprender cuales son los beneficios y consecuencias que puede
generar la actividad empresarial ,se podrá llegar a un acuerdo ,propiciando las
condiciones necesarias para alcanzar el bien común , buscando que todas las
partes obtengan beneficios y que se evite principalmente los abusos de poder
por personas déspotas y los actos de violencia como consecuencia de ello.
Finalmente, debemos de asegurarnos que todas las empresas que deseen
llevar a cabo un proyecto empresarial que pueda deteriorar el medio ambiente
y la calidad de vida de las personas en una zona determinada, deban de
cumplir con la evaluación de impacto ambiental ,ya que esto permitirá tener una
visión más amplia de cuáles serán las operaciones que realizaran las empresas
en la zona y permitirá analizar qué beneficios y consecuencias traerá dicho
proyecto, por lo cual, los técnicos que se encargan de realizar dicha evaluación
deben de ser personas profesionales, éticas ,de excelente calidad humana y
que estén comprometidas con el cuidado del medio ambiente.
Bibliografía.
DOMÈNEC ,Melé (17 de septiembre de 2013). “Licencia social para operar”: un
concepto interesante pero limitado| Ética empresarial. Recuperado de:
http://blog.iese.edu/eticaempresarial/2013/09/17/licencia-social-para-operar-un-
concepto-interesante-pero-limitado/
Glosario.
Argot: Es el lenguaje específico utilizado por un grupo de personas que
comparten unas características comunes por su categoría social, profesión,
procedencia, o aficiones. Nombra aquellos que carecen de una traducción
literal en una lengua normada.
Infundado: Que carece de fundamento. No tiene motivo o razón de ser.
Consiguiente: Que es el resultado de lo que se ha expresado previamente o
se deduce de ello.
Enfatizar: Destacar o recalcar la importancia de una cosa.
Legitimidad: Principio de reconocimiento de la autoridad del poder político, por
el cual esta autoridad queda justificada ante los gobernados.
Déspota: Soberano que gobierna con un poder total sin someterse a leyes ni a
limitaciones.

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Escrito por:

Cita esta página
Lamas Noriega Renzo. (2017, febrero 20). Licencia social para operar. Concepto interesante pero limitado. Recuperado de https://www.gestiopolis.com/licencia-social-operar-concepto-interesante-limitado/
Lamas Noriega, Renzo. "Licencia social para operar. Concepto interesante pero limitado". GestioPolis. 20 febrero 2017. Web. <https://www.gestiopolis.com/licencia-social-operar-concepto-interesante-limitado/>.
Lamas Noriega, Renzo. "Licencia social para operar. Concepto interesante pero limitado". GestioPolis. febrero 20, 2017. Consultado el 18 de Febrero de 2018. https://www.gestiopolis.com/licencia-social-operar-concepto-interesante-limitado/.
Lamas Noriega, Renzo. Licencia social para operar. Concepto interesante pero limitado [en línea]. <https://www.gestiopolis.com/licencia-social-operar-concepto-interesante-limitado/> [Citado el 18 de Febrero de 2018].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de chilesatelital en Flickr