12 hábitos de la felicidad y el éxito

  • Autoayuda
  • 5 minutos de lectura

Samuel Smiles escribió:

Siembra un pensamiento y cosecharás un acto.
Siembra un acto y cosecharás un hábito.
Siembra un hábito y cosecharás una personalidad.
Siembra una personalidad y cosecharás un destino.

En este artículo te presento los doce hábitos que debes sembrar para cosechar la felicidad y el éxito en tu vida.

1. Busca la felicidad en tu interior y sé feliz

La felicidad es un estado de ánimo decidido por ti, si quieres ser feliz simplemente tienes que decidirlo. Es común que a las personas les enseñen a ser infelices, esto quiere decir a poner su estado de ánimo en cosas que no controlan, por ejemplo: el comportamiento de los jefes, de los amigos, la situación económica del país, etc., en general el comportamiento del entorno, de aquello que nos rodea y no controlamos.

Entonces cuando estas cosas no responden a las expectativas de las personas, ellas se sienten infelices. El secreto de la felicidad está en poner nuestro estado de ánimo en función de las cosas que controlamos como son nuestro esfuerzo, capacidad, etc., sólo así conseguiremos una felicidad permanente, a todo eso que controlamos se le denomina nuestro mundo interior.

2. Sonríe

Realizar un gesto físico de sonrisa provocará efectos favorables e inmediatos sobre tu estado de ánimo, la sonrisa inspira los más profundos sentimientos de amor, alegría y felicidad. Los estudios señalan que cada vez que una persona sonríe pone a trabajar el TIMO, el cual envía una pequeña descarga de sustancias químicas que viajan por todo el cuerpo, estabilizando el sistema nervioso y mejorando el funcionamiento del cerebro, provocando finalmente sensaciones de bienestar en las personas.

Es más fácil obtener lo que se desea con una sonrisa que con la punta de la espada.

William Shakespeare

Una sonrisa provoca en los demás una respuesta de alegría y felicidad, por lo tanto permitirá que tus relaciones con los demás sean mejores.

3. Sé positivo

El ser positivo está condicionado a la forma de ver el mundo, de enfrentar las situaciones y de esperar el futuro. Una persona positiva ve en el mundo oportunidades, enfrenta las situaciones pensando que obtendrá resultados positivos y espera que el futuro le depare cosas buenas y no malas.

Una persona negativa ve en el mundo amenazas, enfrenta las situaciones esperando obtener resultados negativos; es decir, pierde la guerra antes de haber luchado y espera del futuro sólo cosas negativas.

La pregunta es qué nos conviene, la respuesta es obvia, las personas positivas tienen más posibilidades de éxito que las personas negativa. Piensa y actúa positivamente siempre.

El optimismo es la fe que conduce al éxito. Nada puede hacerse sin esperanza y confianza.

Helen Keller

4. Identifica tu vocación y emprende proyectos que vayan con ella

La mejor forma de sentirte bien y tener éxito en el trabajo que realizas es desarrollando aquella actividad en la que sientes que eres bueno y que además te gusta, a eso se le conoce como vocación.

Muchas personas viven a espaldas de su vocación, nunca le prestaron atención y por circunstancias de la vida hoy se encuentran desarrollando actividades diferentes en las que no se sienten a gusto y que representan trabajos que hacen por obligación.

♫ ♫ ♫ … todo lo que hacés por obligación
♫ ♫ ♫ se lleva la alegría de tu corazón
Fito Páez (El cuarto de al lado)

La solución a este problema es identificar tu vocación y emprender proyectos que se encuentren relacionados con ella.

Atrévete a no ser infeliz toda tu vida.

5. Trázate un objetivo, concentra todo tu esfuerzo en él y haz todo lo posible por alcanzarlo

Generalmente las personas se trazan muchos objetivos y luego viven angustiadas porque no alcanzan ninguno, la explicación es que han dispersado su esfuerzo y recursos, quieren lograrlo todo y al final no alcanzaron nada.

Para no caer en este error es mejor establecer un objetivo y concentrarse en él. Pero no basta haberse trazado un objetivo, para tener éxito, hay que acompañar el objetivo con actividades para alcanzar el mismo, no caigamos en el pecado de aquellos que se trazan un objetivo pero no hacen nada por alcanzarlo, con lo cual sólo consiguen ser uno más de los tantos soñadores que se preguntan por qué no consiguen nada.

El otro error es hacer cosas sin tener un objetivo, con lo cual no alcanzamos ningún resultado porque no dirigimos nuestros esfuerzos hacia un fin. Traza un norte y defiende tus propósitos.

6. Sé ambicioso

Muchas personas piensan que tener muchos objetivos es ser ambicioso y se plantean tener una casa, una profesión, un buen puesto de trabajo, un buen carro y al final no consiguen nada.

La ambición no consiste en trazarse muchos objetivos sino en el valor del objetivo, el cual está representado por la meta, que es el resultado que se quiere alcanzar con el objetivo; por ejemplo, mi objetivo es ganar dinero y la meta es el resultado preciso que deseo ganar (cinco mil soles/dólares/pesos… este mes).

Ser ambicioso significa trazarse un resultado grande, el cual se debe medir en términos del desequilibrio que genera entre lo que se tiene en recursos y lo que se quiere alcanzar; por ejemplo, tengo 10 soles y quiero alcanzar 10.000 soles, cuanto más grande es la brecha, más ambicioso serás.

Pero la ambición tiene una razón de ser, que te esfuerces por utilizar mejor tus recursos, si te trazas una meta grande te verás forzado a utilizar mejor tus recursos para alcanzarla, si te trazas una meta pequeña harás lo contrario.

7. Sé íntegro

La seguridad tuya radica en tu integridad, en la medida que te comprometas con algo y respaldes tu compromiso con acciones, aumentará tu seguridad.

La integridad es tener coherencia entre lo que uno dice, piensa y hace.

Si uno no es coherente pierde seguridad interna; es decir, se deja de creer en uno, con lo cual te debilitarás y eso no te permitirá alcanzar tus objetivos.

Si uno tiene integridad aumenta su seguridad interna y eso se traduce en la fortaleza que te permitirá alcanzar tus objetivos.

8. No te des por vencido, persevera hasta conseguir lo que quieres

Las cosas no son fáciles, toman su tiempo y en ese proceso puedes tener caídas, el secreto para tener éxito es no detenerse y perseverar, levantarte.

Nuestra mayor gloria no está en no haber caído nunca, sino en levantarnos cada vez que caemos.

Oliver Goldsmith

Las personas que han tenido éxito siguieron ese camino; los que no, se desanimaron en el intento.

9. Convierte las caídas en aprendizajes

El hecho de fracasar no significa que se falló. Un fracaso hay que tomarlo sólo como una batalla perdida, mientras tengas vida nunca habrás perdido la guerra, sólo esa batalla; por lo tanto, tienes que considerar el fracaso como un aprendizaje para utilizarlo en la siguiente batalla.

El fracaso es una gran oportunidad para empezar otra vez con más inteligencia.

Henry Ford

10. Usa la tecnología de lo obvio

Por favor no descubras la pólvora, si alguien ya inventó una ruta para conseguir algo, úsala.

La tecnología de lo obvio consiste en imitar lo bueno y luego superarlo. Es recomendable en este camino, ubicar al mejor en una primera etapa e imitarlo, luego buscar superarlo. Eso te ahorrará tiempo en la ruta del éxito.

11. Que tu jefe sean tus principios

Si no quieres equivocarte en la vida, haz que su jefe sean tus principios; eso significa que cuando tienes que tomar una decisión entre dos o más alternativas, cada una sea contrastada con tus principios.

Los principios son los valores que tiene la humanidad como la honradez, la justicia, la sinceridad, la responsabilidad, el amor al prójimo, el tratar a otros como queremos que nos traten, etc., que han funcionado en todo tiempo y espacio y han protegido al hombre de la destrucción y la miseria.

Normalmente estos principios están en las religiones y el saber filosófico como puntos comunes, conocélos y practícalos.

12. Actúa con madurez

Busca el equilibrio entre el coraje que tienes que tener para defender tus posiciones y la empatía que tienes que tener para no dañar a los demás, la madurez es ese equilibrio.

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Cita esta página
Muñoz Santivañez Milton. (2007, septiembre 3). 12 hábitos de la felicidad y el éxito. Recuperado de https://www.gestiopolis.com/12-habitos-de-la-felicidad-y-el-exito/
Muñoz Santivañez, Milton. "12 hábitos de la felicidad y el éxito". GestioPolis. 3 septiembre 2007. Web. <https://www.gestiopolis.com/12-habitos-de-la-felicidad-y-el-exito/>.
Muñoz Santivañez, Milton. "12 hábitos de la felicidad y el éxito". GestioPolis. septiembre 3, 2007. Consultado el 14 de Noviembre de 2018. https://www.gestiopolis.com/12-habitos-de-la-felicidad-y-el-exito/.
Muñoz Santivañez, Milton. 12 hábitos de la felicidad y el éxito [en línea]. <https://www.gestiopolis.com/12-habitos-de-la-felicidad-y-el-exito/> [Citado el 14 de Noviembre de 2018].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de kristabaltroka en Flickr
DACJ