Las microfinanzas rurales y el problema de la tierra en el Perú

Autor: César Sánchez Martínez

Otros conceptos de finanzas

02-09-2010

Tal vez, conjuntamente con Bolivia, Ecuador, Paraguay y los países centroamericanos, el campo peruano está entre los más atrasados en América Latina que se evidencia en el paupérrimo nivel de vida de miles de campesinos. Departamentos como Huancavelica, Amazonas, Apurímac, Cajamarca, Ayacucho, Pasco y Madre de Dios son los más atrasados y sus niveles de extrema pobreza están por debajo de la media del país.

Sin embargo, hay zonas pobres que colindan con las ciudades y también están en pobreza y extrema pobreza, no obstante tener ricos recursos naturales. Por ejemplo, nos referimos a amplios sectores de los departamentos de La Libertad, Piura, Arequipa, Lambayeque, Junín e Ica. Las provincias serranas de Lima tampoco escapan de esa realidad. Durante años, gobiernos centrales, regionales y municipales siempre han gobernado a espaldas de sus pueblos.

Por ejemplo, Canta, Cajatambo, Huarochirí, Barranca y Oyón tienen comunidades andinas muy pobres y están en Lima. En muchos casos, esa pobreza deviene de décadas atrás y hasta se remonta a siglos anteriores. A pesar de ello, las diversas autoridades no hicieron nada o casi poco para revertir esa situación.

Se afirma que el Perú es líder en microfinanzas, pero ésta realidad no se siente en los sectores agrícolas y pecuarios de distintas partes del país. Si bien es cierto que algunas cajas municipales de ahorro y crédito, organizaciones no gubernamentales de desarrollo, Entidades de Desarrollo de la Pequeña Empresa (Edpyme), financieras, cooperativas y cajas rurales, ya están trabajando en esos sectores, aún la revolución del desarrollo no ha llegado al campo.

Tal vez, las cajas rurales, Banco de la Nación, Agrobanco y algunas CMAC están trabajando en esos rubros, pero hay tanto por hacer que casi no se notan los esfuerzos. Es el principio de un largo camino por recorrer, por invertir y por trabajar de manera coordinada entre las instituciones que operan en esos sectores.

Sin embargo, todavía hay problemas serios por resolver. Entre ellos están la falta de infraestructura, el gravísimo manejo de los riesgos que limitan las actividades rurales financieras y el entorno dónde se mueven estás finanzas que no siempre están dispuestas a continuar apoyando a la agricultura. Esas son algunas limitaciones que tiene el sector.

Eso supone tener acciones concertadas entre las instituciones gubernamentales que ya están trabajando en estas áreas como Agrobanco, Banco de la Nación y COFIDE (como banco de segundo piso que financia proyectos). Estas organizaciones se están esforzando para dar lo mejor, pero que cada una trabaja por su lado, cuando lo pueden hacer de manera coordinada.

Asimismo, el gobierno debería generar esquemas de políticas públicas para apoyar eficientemente a la agricultura desde la perspectiva de las microfinanzas rurales. Éstas deben ser discutidas con los representantes del sector financiero para ver cómo pueden colaborar con políticas públicas que sean sostenidas en el tiempo y que permita a su vez, el desarrollo del sistema financiero, de manera especial, de quienes apoyan a la pequeña agricultura comercial.

Urge una revolución en el campo, no al estilo comunista del viejo líder chino Mao Tse Tung, sino al modelo social que viene desarrollando el presidente brasileño Luiz Ignacio “Lula” Da Silva, que en la década de los años sesenta, Brasil tenía una agricultura subdesarrollada por el problema de la tierra, y ahora es una de las economías más grandes del mundo y la principal de América Latina.

César Sánchez Martínez - cesarsanchez05arrobagmail.com

www.cesarsanchez.blogspot.com

Comentarios
comments powered by Disqus

Nuevas publicaciones

⇐ Hazte Fan en Facebook
⇐ Síguenos en Twitter
⇐ Agréganos en Google +
⇐ Suscríbete vía Email
"Si tú tienes una manzana y yo tengo una manzana e intercambiamos las manzanas, entonces tanto tú como yo seguiremos teniendo una manzana. Pero si tú tienes una idea y yo tengo una idea e intercambiamos ideas, entonces ambos tendremos dos ideas"
George Bernard Shaw
Comparte conocimiento
Contenidos publicados con licencia CC BY-NC-SA 3.0 a excepción de los casos en los que se indican derechos de autor específicos. Sugerimos contactar a los autores al usar material públicamente.