Análisis de la seguridad social en México y el mundo

  • Talento
  • 5 minutos de lectura

Introducción

En este ensayo comenzaremos con una breve descripción e historia del origen de la Seguridad Social en México y el Mundo, para dar inicio con una remembranza de quienes son los participantes dentro de la Seguridad Social en México.

Así como lo dice en su Artículo 3, “La realización de la seguridad social está a cargo de entidades o dependencias públicas, federales o locales y de organismos descentralizados, conforme a lo dispuesto por esta ley y demás ordenamientos legales sobre la materia” (H. Congreso de la Unión de los Estados Unidos Mexicanos, 2013)

También es nuestro objetivo  mostrarles las diversas situaciones que en la actualidad están afectando e influyen respecto al tema de atención al derechohabiente, al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS). Y podrán ver la situación desde una perspectiva diferente cuales son las causantes reales de que no se pueda otorgar una atención adecuada a los derechohabientes en la mayoría de los casos, y lo cual genera un descontento generalizado en la población que cuenta con este servicio.

Antecedentes

La seguridad social se refiere principalmente a un campo de bienestar social relacionado con la protección social o cobertura de las necesidades socialmente reconocidas, como salud, vejez o discapacidades. Fue una de las grandes demandas surgidas de la Revolución Mexicana y aunque pasaron varios años después del término de la Revolución para que empezara a ser concebida su creación.

La seguridad social es una institución nacida de la solidaridad humana, que se manifiesta en la reacción de ayudar a individuos o grupos en estado de necesidad o desgracia. Este fenómeno social ha tenido diferentes manifestaciones a lo largo de la historia. En el siglo VIII, Carlomagno dictaminó que cada parroquia debía sostener a sus pobres, a sus viejos, enfermos sin trabajo y a los huérfanos, cuando no contaban con ayuda familiar. En Inglaterra (1601), se estableció un impuesto obligatorio nacional para cubrir esta clase de asistencia parroquial y más tarde Suecia y Dinamarca adoptaron medidas similares. Correspondió a Alemania iniciar la segunda etapa de la seguridad social donde se crearon los primeros regímenes contra la enfermedad en 1883.

Tenemos que en México en el sexenio del presidente Lázaro Cárdenas se prepararon varios anteproyectos de ley para crear el Instituto Mexicano del Seguro Social, y fue hasta el 2 de junio de 1941 que se crea la Comisión Técnica Redactora de la Ley del Seguro Social; al siguiente mes, dicha comisión presentó la iniciativa de Ley del Seguro Social. Pero fue hasta el 31 de diciembre de 1942 que se expide dicha ley. En 1943 se publica el decreto presidencial en el Diario Oficial de la Federación por medio del cual se anuncia la creación del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Uno de los mayores retos para la Seguridad Social en México ha sido siempre brindar protección a todos los habitantes. Sin embargo es importante señalar que sólo un 35% de la población ocupada está incorporada al sistema de seguridad social en sus diferentes regímenes:

  • Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).
  • Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE).
  • Instituto de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas Mexicanas (ISSFAM).
  • Secretaría de Salud (S.S.A.)

Partimos con esa información, para conocer un poco como se creó el IMSS y entrar de lleno a la problemática de la cual se abordara en este documento.

Tenemos el dato de acuerdo con la Comisión Nacional de Arbitraje Médico del año 2000 a 2009 se han presentado 19 mil quejas anuales y en el 2010 recibió 652 quejas de derechohabientes del IMSS que se quejaron de la mala atención IMSS.

Lamentablemente en México no existe el hábito de denuncia por lo que el número de quejosos podría ser mucho más grande.

En su artículo segundo, la ley del Seguro señala que “La seguridad social tiene por finalidad garantizar el derecho a la salud, la asistencia médica, la protección de los medios de subsistencia y los servicios sociales necesarios para el bienestar individual y colectivo, así como el otorgamiento de una pensión…” (H. Congreso de la Unión de los Estados Unidos Mexicanos, 2013, pág. 9).

Desarrollo

Para iniciar, tenemos que El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) es una Institución del gobierno federal, autónoma y tripartita (Estado, Patrones y Trabajadores), dedicada a brindar servicios de salud y seguridad social a la población que cuente con afiliación al propio instituto, llamada entonces asegurado y derechohabiente.

Teniendo como  Misión, que “El Instituto Mexicano del Seguro Social deberá otorgar a los trabajadores mexicanos y a sus familias la protección suficiente y oportuna ante contingencias tales como la enfermedad, la invalidez, la vejez o la muerte”. Y que se rige por Órganos Superiores tales como; Asamblea general, Consejo Técnico, Comisión de vigilancia y Dirección General.

Cabe mencionar que existe una diferencia entre, asegurado, y beneficiario. Siendo este primero el trabajador o sujeto de aseguramiento inscrito ante el Instituto Mexicano del Seguro Social, en los términos de la Ley. Y si hablamos de un beneficiario es la persona a la cual el asegurado le está otorgando el beneficio de atención médica, sea este esposo, hijos o padres.

También existe un Órgano Interno de control, que dentro de sus funciones está, el promover el manejo eficiente de los recursos asignados al Instituto para incrementar los niveles de productividad. Brinda asesoría permanente para mejorar los controles internos, revisa y audita procesos administrativos y vigila que el desempeño de los servidores públicos se apegue a la ley.

Con la finalidad de prevenir y combatir la corrupción e impunidad, revisa quejas y denuncias contra servidores públicos, aplicando sanciones disciplinarias correspondientes contra aquellos que resulten responsables.

Entrando de lleno al tema que nos atañe, podemos comenzar con el análisis del porqué ha sido una constante de quejas, mala atención, y descontento por parte del derechohabiente con la atención recibida dentro de Unidades Médicas Hospitalarias respecto a trámites administrativos o consulta con el Medico Familiar.

También dentro de las quejas que se han reportado esta que sus derechohabientes mencionan que aunado a la mala atención recibida, también les inconforma la falta de medicamentos, pero sobre todo el tiempo que involucra realizarse algún trámite administrativo o en algunos casos más delicados ciertos estudios con espera de hasta tres meses, por citar algunos.

Observando la situación desde una perspectiva interna, puedo denotar que esta mala atención recibida en el IMSS se debe a que el instituto no cuenta con los suficientes aparatos, infraestructura y personal para dar atención eficaz y oportuna a sus más de 20 millones de derechohabientes. Sin Embargo no debería ser una justificación porque me queda claro que la mala atención IMSS es consecuencia de la falta de planeación y administración a través de los años por parte de gobiernos y autoridades correspondientes.

En la actualidad la mala atención IMSS, no sólo afecta a los derechohabientes, sino también a los mismos trabajadores que laboran en este instituto de salud, debido a  la falta de equipo o recursos para trabajar, limita la atención o el margen de acción que se tiene.

Conclusiones

Si bien en la Actualidad la Atención al derechohabiente no es la más eficaz, humana y adecuada que se espera de la institución, se conoce que son millones de familias las que reciben atención y pueden agradecerle al Instituto Mexicano del Seguro Social.

¿Por qué agradecer?, ya que en este momento existen más de 10 millones de afiliados, más de 38 millones de beneficiarios y más 11 millones del programa IMSS-Solidaridad. Ésa es la población que cotidianamente se atiende, con el poco recurso, infraestructura o presupuesto que se otorga al IMSS, y vulgarmente como se dice, se hace lo que se puede.

Para hacer frente a esta realidad, es necesario administrar correctamente y con transparencia los recursos que se destinan al IMSS, además de ampliar el número de unidades de atención pues ya resultan insuficientes ante la cantidad de derechohabientes del instituto.

Referencias

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Estás en libertad de marcarlo con "Me gusta" o no

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Cita esta página
Gómez Espinosa Carlos Alberto. (2014, abril 11). Análisis de la seguridad social en México y el mundo. Recuperado de http://www.gestiopolis.com/analisis-de-la-seguridad-social-en-mexico-y-el-mundo/
Gómez Espinosa, Carlos Alberto. "Análisis de la seguridad social en México y el mundo". GestioPolis. 11 abril 2014. Web. <http://www.gestiopolis.com/analisis-de-la-seguridad-social-en-mexico-y-el-mundo/>.
Gómez Espinosa, Carlos Alberto. "Análisis de la seguridad social en México y el mundo". GestioPolis. abril 11, 2014. Consultado el 2 de Diciembre de 2016. http://www.gestiopolis.com/analisis-de-la-seguridad-social-en-mexico-y-el-mundo/.
Gómez Espinosa, Carlos Alberto. Análisis de la seguridad social en México y el mundo [en línea]. <http://www.gestiopolis.com/analisis-de-la-seguridad-social-en-mexico-y-el-mundo/> [Citado el 2 de Diciembre de 2016].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de luisjoujr en Flickr