La percepción es la realidad. Reflexiones sobre Imagen Pública

  • Marketing
  • 1 minuto de lectura
0

¿Cómo se construye?,

¿Será que podemos ver o constatar la realidad tal cual es?,

¿Cada uno construye la realidad o ella ya está dada?

Cuántas dudas.  Es cierto, pero más allá de ser un dilema existencial o intelectual ni mucho menos es necesario, en imagen pública, detenernos a evaluar a la percepción como ese procedimiento que tenemos los humanos de conocer la realidad y asimilarla.

¿Qué es la percepción? Según la RAE, es la “sensación interior que resulta de una impresión material hecha en nuestros sentidos”.  Muchos autores la han estudiado estableciendo que esta no solo es eso, sino que además en dicho proceso está incluido un paso de experimentación de la realidad (esos estímulos) y de interpretación.

Así se entendería que si la percepción es tan compleja entonces utilizándola sí podemos llegar a saber si algo es real o imaginario y de ahí tomar nuestras decisiones.

Esto último es importante porque dependiendo de la idea que hayamos asimilado así se comportará, por ejemplo, lo que pensamos, lo que compramos, cómo reaccionamos, si aceptamos algo, si creemos en ello o si decidimos vivir una experiencia o no.

Pero es una verdad que cuando no estamos de acuerdo con alguien procedemos a descalificar su opinión porque esa persona no está viendo la verdad, la realidad.  Pero, ¿cuál verdad?, ¿la de él, o la de ella, o la mía la que quiero hacer prevalecer?.

Lo que no conseguimos aceptar es que la opinión que vierte una persona es producto de la interpretación que hizo de los estímulos que logró asimilar de la “realidad” a la que tuvo acceso.  Imagínense, si los psicólogos dicen que hombres y mujeres vemos y sentimos diferente, si los sociólogos andan encontrando ideas comunes de las sociedades que cada vez más están inconexas, si los mercadólogos quieren encontrar características de las audiencias que cada vez son más individuales, entonces, ¿cómo nos ponemos de acuerdo?.

Es cierto que cada quien piensa de manera diferente y que esa realidad asimilada es individual, pero cuando una persona, pueblo o grupo está sometido repetidamente a ciertos estímulos es indiscutible que logran haber ciertas similitudes en las formas de pensar y en las emociones provocadas, lográndose una percepción colectiva que con la motivación adecuada provocará una respuesta colectiva unificada para la credibilidad o no de la propuesta.

En resumen, lo anterior se refiere a una percepción colectiva que también es llamada IMAGEN PÚBLICA, porque todos vemos y sentimos la realidad de manera común.

¿La percepción es la realidad? La cuestión de fondo es que esa idea común es válida porque es lo que se logró asimilar. Si no, ¿de qué otra forma conoceríamos la realidad?

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

Compártelo con tu mundo

Escrito por:

Cita esta página
Castillo Alex. (2019, febrero 18). La percepción es la realidad. Reflexiones sobre Imagen Pública. Recuperado de https://www.gestiopolis.com/la-percepcion-es-la-realidad-reflexiones-sobre-imagen-publica/
Castillo, Alex. "La percepción es la realidad. Reflexiones sobre Imagen Pública". GestioPolis. 18 febrero 2019. Web. <https://www.gestiopolis.com/la-percepcion-es-la-realidad-reflexiones-sobre-imagen-publica/>.
Castillo, Alex. "La percepción es la realidad. Reflexiones sobre Imagen Pública". GestioPolis. febrero 18, 2019. Consultado el 23 de Mayo de 2019. https://www.gestiopolis.com/la-percepcion-es-la-realidad-reflexiones-sobre-imagen-publica/.
Castillo, Alex. La percepción es la realidad. Reflexiones sobre Imagen Pública [en línea]. <https://www.gestiopolis.com/la-percepcion-es-la-realidad-reflexiones-sobre-imagen-publica/> [Citado el 23 de Mayo de 2019].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de johanl en Flickr