El ciclo de vida del producto

  • Marketing
  • 3 minutos de lectura

Un nuevo producto estará encaminado a afrontar un ciclo de vida que, dependiendo de unas buenas estrategias de posicionamiento, se sabrá si será duradero o por el contrario su recorrido será muy limitado

Al hablar del concepto de producto, no debemos pasar por alto un aspecto de suma importancia el cual es el ciclo de vida del mismo. Y así como todos los seres humanos pasamos por diferentes etapas en nuestra vida, un producto también lo hace; a continuación, explicaremos estas distintas fases y sus principales características.

CICLO DE VIDA DE UN PRODUCTO

Se han determinado cinco etapas las cuales, dependiendo del producto, pueden tener distinta forma y duración:

Desarrollo: es aquí donde una empresa tiene la idea de desarrollar un producto nuevo (artículo que pudiste observar en entregas anteriores) y por lo tanto no existen ventas y los costos que invierte una compañía en esta etapa son elevados.

Introducción: hace referencia a cuando un producto nuevo es lanzado por primera vez. Algo parecido a cuando pisamos la que iba a ser nuestra universidad por primera vez o cuando visitamos al odontólogo y nos hizo nuestra primera revisión.

Esta etapa toma tiempo y las ventas de un producto registran un movimiento lento dando como resultado utilidades negativas o casi nulas, ya que también se ha gastado bastante dinero en la distribución y promoción del producto al querer dar a conocer el mismo.

En esta etapa, una empresa puede determinar qué estrategia seguir en cuanto a precio y promoción. Si quiere recuperar rápido su inversión, podrá vender su producto a un precio alto y con poca promoción, sin embargo, su mercado quedará limitado a consumidores de elevados ingresos; o podrá realizar lo contrario ( promoción alta y precio bajo) en donde su penetración en el mercado será más rápida y tendrá una mayor participación, lo que le servirá en el futuro para equilibrar su nivel de gastos y utilidades.

Crecimiento: si entramos con pie derecho a nuestra nueva universidad y nos esforzamos al máximo en demostrar que queremos sacar nuestra carrera adelante, sin ninguna duda creceremos tanto intelectual como personalmente. Así mismo, un producto que ha sido puesto en el mercado, en esta etapa incrementará sus ventas al ser adquirido velozmente por los primeros consumidores y por otros que quieren seguir a los pioneros, lógicamente, el escuchar buenos comentarios del bien.

Al estar en esta tapa, una empresa se enfrenta a que nazcan nuevos competidores lo que ocasionará que la distribución sea mayor, que se disminuyan un poco los precios, así como una mejora en la calidad, características y modelos del producto. Se podrá también entrar a nuevos segmentos del mercado y todo esto ocasionará, como lo dijimos antes, un veloz aumento en las ventas y una gran utilidad.

Madurez: en este punto, el crecimiento de las ventas llega al tope y las utilidades se estancan o tienden a disminuir. Es aquí donde encuentra un gran desafío la gerencia de mercadotecnia de una compañía, ya que debe satisfacer siempre los intereses y gustos tan cambiantes de los consumidores. Se puede pensar en modificar el mercado, el producto o la mezcla de mercadotecnia.

Si se quiere cambiar el mercado, la idea es aumentar el consumo del producto buscando nuevos usuarios y segmentos. Si lo que se quiere hacer es modificar el producto, se puede mejorar su calidad, sus características o su estilo, al hacerlo más atractivo para los consumidores. Finalmente si lo pensado es cambiar la mezcla de mercadotecnia, la empresa podría intentar realizar ajustes o mejoras en cualquiera de las 4 P’s.

Declinación: Como todo en la vida, siempre hay un final. Aquí las ventas llegan a un nivel fatal (cero), al no estar la compañía capacitada para enfrentar los nuevos retos que se han creado (aumento de la competencia, adelantos tecnológicos, cambios en los gustos de los consumidores, etc.).

Cada etapa representa para una empresa, nuevos riesgos así como nuevas oportunidades

Se deben por lo tanto identificar aquellos productos que ya no presentan una gran demanda y tomar una decisión sobre ellos. Se pueden mantener, esperando algún cambio en cuanto a la competencia (abandono del mercado), reposicionar, llevando el producto de nuevo a la etapa de crecimiento o retirarlo definitivamente al notar que ya no existe salvación alguna.

El ciclo: Desarrollo, Introducción, Crecimiento, Madurez, Declinación

Como pudimos apreciar, cada producto presenta un ciclo de vida marcado por múltiples oportunidades, riesgos y decisiones; es labor de cada compañía identificar cómo se va actuar en cada etapa, para así sacar a flote un nuevo producto y tratar por todos los medios evitar caer en la última ya que, como todos los seres humanos, al final sólo se salvarán algunos…

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Escrito por:

Cita esta página
Salinas Oscar Javier. (2000, diciembre 15). El ciclo de vida del producto. Recuperado de https://www.gestiopolis.com/ciclo-vida-producto/
Salinas, Oscar Javier. "El ciclo de vida del producto". GestioPolis. 15 diciembre 2000. Web. <https://www.gestiopolis.com/ciclo-vida-producto/>.
Salinas, Oscar Javier. "El ciclo de vida del producto". GestioPolis. diciembre 15, 2000. Consultado el 15 de Diciembre de 2018. https://www.gestiopolis.com/ciclo-vida-producto/.
Salinas, Oscar Javier. El ciclo de vida del producto [en línea]. <https://www.gestiopolis.com/ciclo-vida-producto/> [Citado el 15 de Diciembre de 2018].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de raver_mikey en Flickr
DACJ