Los sistemas de inventarios ABC

Autor: Ignacio González

Contabilidad

26-02-2013

Los sistemas de inventarios se crearon para controlar las entradas y salidas de ítems en los almacenes. Hay que tener mucho cuidado con ellos porque conforman el capital de una empresa.

La depreciación, por ejemplo por caducidad de ciertos productos como los alimenticios, pero también el robo de productos por parte de los empleados son situaciones normales.

Por eso hay que saber qué tenemos y cuánto vale. También para poder maximizar los precios de venta, tanto si comercializamos como si manufacturamos.

Uno de los métodos más famosos más controlar el inventario es el sistema ABC. Éste se basa en el costo unitario de los productos por el valor de la cantidad en un período de tiempo determinado.

El sistema se basa en cinco puntos en el que se obtienen por un lado los datos y por otro en el que hay un cruce de datos.

El primer punto es obtener la información de la cantidad de los productos consumidos en un tiempo determinado.

El segundo dato que necesitamos es el costo unitario de cada uno de los productos de nuestro inventario.

A continuación viene la única cuenta que hay que realizar. Multiplicar la cantidad de consumidos en el tiempo por el costo unitario.

Por último tenemos que ordenar los resultados. Para ello comenzaremos por el valor del consumo. Irá de menor a mayor. Habrá otra cluman para ordenar los artículos por el valor del costo unitario y también será de menor a mayor.

Este sistema nos ayudará a saber qué items son más importantes de los que tenemos en nuestro almacén.

El nombre de Método ABC viene porque se clasifican luego los artículos en clase A, clase B y clase C.

Los artículos de Clase A serán a partir de un costo unitario de X dólares o el consumo anual sea superior a Y dólares.

Los artículos de Clase B serán aquellos cuyo coste unitario serán entre Z e Y dólares. Y el consumo anual oscilen entre M y N dólares.

Por último los artículos de clase C serán los que tengan un coste unitario menor a Z y el consumo anual inferior a M.

Los ítems de clase A son menos pero tienen un elevado costo. Por tanto no hay que obtener productos de seguridad, es decir, por si hay una alta demanda, porque normalmente acabará saliendo más caro para nosotros porque no habrá tal desajuste de oferta y demanda.

Los artículos de clase B se encuentran justo en medio entre baratos y caros, por lo que hay que tomar en cuenta la demanda y el consumo.

Por último los artículos de clase C son los que tienen menos costo es y por tanto los que más reservas de emergencia van a tener.

Gracias a este sistema se puede planificar y controlar los inventarios. Además permite que haya menos desabastecimiento de artículos y que haya mejor eficiencia en los productos que existan.

Ignacio González - ignacio.gonzalez@abatta.com

Especialista en comunicación empresarial por la UB y la Online Business School (OBS) sistema de inventarios y administración de pymes.

Comentarios
comments powered by Disqus

Nuevas publicaciones

⇐ Hazte Fan en Facebook
⇐ Síguenos en Twitter
⇐ Agréganos en Google +
⇐ Suscríbete vía Email
"Si tú tienes una manzana y yo tengo una manzana e intercambiamos las manzanas, entonces tanto tú como yo seguiremos teniendo una manzana. Pero si tú tienes una idea y yo tengo una idea e intercambiamos ideas, entonces ambos tendremos dos ideas"
George Bernard Shaw
Comparte conocimiento
Contenidos publicados con licencia CC BY-NC-SA 3.0 a excepción de los casos en los que se indican derechos de autor específicos. Sugerimos contactar a los autores al usar material públicamente.