El liderazgo actual analizado bajo el arquetipo del héroe

Introducción

A través del presente trabajo,  pretendemos analizar el liderazgo en general y,  el empresarial en particular,  con las herramientas que nos ofrece el mito del héroe como arquetipo fundamental, según Carl Jung.

Nos concentraremos  en el liderazgo actual omitiendo la comparación con el liderazgo de comienzos de la revolución industrial, ya que el actual es la evolución de aquél.  Además, por tratarse el presente del desarrollo psicológico de los líderes y de qué complejos debe desarrollar  cualquier persona para llegar a posiciones de liderazgo en las empresas actualmente.

Se tomará el viaje del héroe como eje para desarrollar y comparar los aspectos que relacionan el mito con el comportamiento de la persona. Cómo en  cada etapa del viaje se reflejan las conductas  de los líderes actuales. Qué tipo de complejo entra en acción en cada etapa y cómo utilizarlo para seguir sobre el camino.

Desarrollo

Vamos  a desarrollar muy brevemente los conceptos de Arquetipo, Complejo y mito para poder entender cómo está abordada la temática que se quiere tratar.

Según Carl Gustav Jung, el aparato psíquico humano está compuesto por una parte consciente, un inconsciente personal donde se ubican los complejos que nos rigen según la situación que vivimos y un inconsciente colectivo donde están ubicados los arquetipos.

Profundizando en cada una de estas etapas desde el exterior hacia el interior del ser humano, tenemos lo siguiente.

El yo (consciente) es un complejo advino rector y centro de la consciencia, está cargado con imágenes  como un conjunto de representaciones de lo que captan los sentidos del mundo exterior. Provee la sensación de continuidad.

El inconsciente personal que es individual a cada persona, es lo postergado, lo olvidado y lo que posee poca carga emocional leve. Sería lo que las personas en general llaman inconsciente pero actúa  como dos memorias. Una que podemos acudir de manera rápida y cuando la necesitamos  y otra que esta más profundamente guardada o reprimida por alguna razón.

El inconsciente colectivo está dado por nuestra “herencia psíquica” ya no en  lo personal, sino como especie. Son datos que venimos heredando desde la creación del ser humano. Es un conocimiento con el que todos nacemos por más que nunca seamos plenamente conscientes de ésto. A partir de este conocimiento intrínseco es que se establece una  influencia  sobre todas nuestras experiencias y comportamientos, especialmente emocionales; pero sólo las conocemos indirectamente, viendo esta influencia. Existen infinidad de arquetipos que nos rigen. Vamos a nombrar los más comunes.

  • La persona: La personalidad que el individuo muestra.
  • La Sombra: características reprimidas que no queremos reconocer.
  • El Anima: Inconsciente femenino del hombre.
  • El Animus: Inconsciente masculino de la mujer.
  • La gran madre: positivo y negativo. Madre amorosa y odiosa.
  • El anciano Sabio: Sabiduría y razón
  • El héroe: Para derrotar las fuerzas del mal tiene poderes y un punto débil.
  • El yo: tendencia genética y evolutiva. Tiende a unir al resto de los arquetipos.

Desarrollamos un poco más el arquetipo del héroe, que es el que nos interesa para poder comprender por qué se puede definir al líder con este arquetipo.

El héroe como arquetipo, pero también como protagonista de un viaje, en su recorrido va aprendiendo, cambiando y adaptándose igual que las personas que lo acompañan en su viaje. Joseph Campbell, seguidor de la escuela de Jung,  en el libro “El héroe de las mil caras” afirma que los mitos son creaciones naturales de la mente humana , por lo que los relatos y leyendas de las diferentes sociedades presentan paralelismos importantes.

Campbell desarrolla el mito del héroe en etapas. Estas etapas que describe van a ser la guía para comenzar a relacionar el viaje del héroe con el liderazgo empresarial actual. Este desarrollo lo define como el ciclo del héroe.

1. Separación

a. Llamado a la aventura / negativa al llamado

b. Ayuda sobrenatural

c. Cruce del primer umbral/ vientre de ballena

2. Iniciación

a. Camino de las pruebas

b. Encuentro con la diosa/ la mujer como tentación

c. Reconciliación con el padre

d. La gracia última

3. Retorno

a. Negativa al retorno

b. Huída mágica

c. Rescate del mundo exterior

d. Cruce del umbral del regreso / Posesión de los dos mundos

e. Libertad para vivir

Características generales del héroe. “Persona que ha sido capaz de vencer sus limitaciones personales históricas y ha podido trascender”. Esta es una muy buena definición de un líder empresarial exitoso. Es aquella persona que es capaz de ver un poco más allá que el resto y esa visión global es la que la posiciona y le permite trascender.

“El héroe  mismo está expuesto a situaciones similares a las del complejo de Edipo, pues es separado de alguna forma de la protección que le da su vida diaria sin muchos problemas por parte de la fuerza a la cual debe enfrentar. A la larga, acabará identificándose con esta misma fuerza, por compartir su parentesco, o por tomar el lugar del tirano, o por regresar en representación de esas fuerzas”  .  Esto es muy habitual en los casos en que el líder surja del equipo de trabajo. Muchas personas prefieren quedarse y no ascender para, justamente, no perder esa protección que les dan los mismos compañeros. En el instante que se presenta la oportunidad se activa el complejo y al que no se anime a enfrentarlo lo dejará sin la oportunidad de un crecimiento o transformación. También se suele ver en las empresas que una vez asumido el riesgo  de liderar asumen el papel de tirano desconociendo a su viejo entorno, el entorno que en algún momento le brindaba confort y actúan como tiranos.

Él héroe vive en una choza o castillo o es un guerrero o un semidiós o un muchachito de buenos sentimientos que desea ser alguien… Todo puede ser normal en su vida, hasta que es “llamado”. Pueda ser que lleve alguna clase de linaje en su sangre y no lo sepa, pero se descubre que está relacionado con la causa misma de su aventura.”  Los casos de Henry Ford, John Deere, y el más local Marcelo Tinelli, por nombrar algunos, son todos con un denominador común. Empezaron pobres y desde muy abajo y en algún momento recibieron “el llamado” que los impulsó a perseguir eso que tenían dentro que seguramente no sabían que estaba ahí. Simplemente se embarcaron en la aventura de la transformación.

Cada héroe nace de acuerdo con las necesidades de una época y de un lugar. Está rodeado de hechos extraordinarios La tendencia ha sido la de divinizar al héroe. Su redención es psicológica, pero también puede ser metafísica. Por ello los héroes históricos son divinizados o venerados a ese nivel, pues la leyenda siempre habrá de atribuirle capacidades o encontrar coincidencias con sucesos reales para ser manifestaciones del destino (Érase una vez…) Sobre todo en las versiones populares, los héroes repiten la historia del patito feo.

El camino del héroe.

1. Separación

Campbell nos dice que en los mitos, lo provocan las fuerzas creadoras del universo. Es análogo al “despertar del Yo”, ya fuera para una empresa histórica o el paso a la madurez, que es algo desconocido para el héroe. Lo llaman, lo atrae algo o él mismo da el primer paso su aventura. Pero, o puede aceptarlo e iniciar el largo camino, o puede rechazarlo y encerrarse en las paredes de la infancia, donde siempre será protegido (o incluso castigado por ello). A veces, el rechazo de una persona puede originar toda una tragedia que deberá acabar con la venida del héroe.

Desde Este punto podemos analizar esto con varias aristas. Un Líder de equipo que está  siendo llamado por un superior para hacerse cargo de un equipo, empresa, sucursal o lo que fuere.  Como decimos anteriormente puede ser que el héroe no sepa que es el indicado. Esto suele suceder cuando se hace cargo un líder de una unidad de negocio. Al principio puede ser que tenga rechazo a esta nueva actividad. Como dice Campbell otra posibilidad es que a la persona le interese hacerse cargo de una unidad de negocio. Es él mismo el que busca esa satisfacción. De ahí que algunos profesionales toman como gran carrera laboral ir tomando más y más responsabilidad en las empresas en las que se desempeñan. Por último y para continuar la línea de Campbell es la persona que da su primer paso. Elige ser un líder y comienza a desarrollarse para tal fin. Tal como el héroe de los mitos es necesario entrenamiento, preparación y dedicación para poder afrontar la situación. De las 3 posibilidades, la más destacable es la tercera ya que el hombre preparado puede dar el primer paso y lograr ser un excelente líder.

2. Ayuda sobrenatural

“El héroe que empieza su empresa recibe la ayuda oportuna de alguna fuerza sobrenatural, como enviada por la madre naturaleza (el aspecto femenino de la creación). Puede ser un animal, una figura femenina y/o maternal que intercede por ayuda o un viejecito benigno y protector (un grillo, un maestro…), que apoyarán coincidiendo con el héroe, y si éste tiene sentido del destino y ha respondido a la llamada, claro. Y coopera para que llegue al umbral de la aventura propiamente dicha, o sea, que enfrente a los primeros monstruos o pruebas para llegar a la meta” .

Toda esta ayuda sobrenatural que recibe el héroe en su viaje  es lo que puede recibir un supervisor de un grupo de personas por parte de su jefe directo o algún otro directivo que vea en él las posibilidades de liderar. No hacemos referencia a una “mano negra” o un “acomodo” sino al genuino impulso de un superior en rango en la empresa para incentivar el desarrollo de las capacidades de liderazgo. Esta ayuda también puede no ser reconocida por el destinatario y tomarlo como un exceso de presión por parte de sus superiores pero una vez reconocida como tal es una “iluminación” y en caso de estar preparado comienza el camino hacia su liderazgo.

3. Cruce del umbral

“Trata del ingreso a lo desconocido, como selvas, mares, tierras extrañas o asociaciones con la líbido, la destrucción parricida y demás contenidos inconscientes. De allí los ogros, los engañadores, los sátiros o las bestias que devoran pueblos. El viejecito que ayuda siempre ha de advertir sobre los peligros y pedirle prudencia al héroe. Pero, el único modo de seguir adelante, es enfrentando al monstruo mismo” .

Al analizar un poco con la experiencia de años en liderar equipos, podríamos decir que realmente al tomar el timón de un equipo nuevo uno entra a tierras extrañas, el nuevo jefe desconoce la totalidad del equipo y debe enfrentarlo para poder llevar adelante su empresa. Si bien los peligros existen, el verdadero líder los enfrenta y logra dominar a ese monstruo. Controlando las variables con la ayuda de la sabiduría externa y controlando el entorno como hace el héroe en el mito de Campbell.

4. El vientre de la ballena

“Viene a ser la entrada al reino de lo desconocido, que estaba custodiado por el monstruo. Es morir para luego renacer en un grado más alto o entrar al estado del sueño profundo, donde rigen las fuerzas del inconsciente, de donde despertaremos”.

Es la etapa en la que el nuevo líder, más allá de como haya surgido, comienza a ejercer esa responsabilidad de líder/héroe. Cuando se da cuenta que la persona que era ya no se adapta a esta nueva etapa. Cuando toma la responsabilidad de la conducción y el manejo de la unidad de negocios dejando atrás y cediendo incluso de manera personal a determinadas cosas. El líder debe ser solitario para que la gente sepa que se encuentra en otra dimensión.

5. La figura femenina

“Es la princesa a la cual hay que salvar y que está acabando todas las barreras, donde se sitúa el centro del mundo. Duerme. Es bella y es perfecta. Es como el modelo cognoscitivo idealizado latente y permanente en el fondo de nuestro inconsciente, basado en la figura materna, por lo que puede, o mostrarse dulce, o por el contrario, agresiva, o un deseo prohibido (Edipo). También simboliza el estado primario y final de las cosas (tumba: vientre) y reúne el bien y el mal. Los que no están preparados para conocer una revelación así, pueden sufrir horriblemente. Pero los iniciados pueden descubrir verdades universales” .

En este estadio consideramos a la bella mujer como a la organización misma. Es la que pone las barreras entre la función misma de líder y la vida real que se encuentra fuera de ella. Tal lo describe Jung. Representa la figura materna. Puede ser con el líder dulce o agresiva.  Generalmente se da esta ambigüedad en función de los resultados que el líder demuestre. Si el líder cumple sus objetivos la organización lo venera y si no lo logra lo sacrifican. También castiga relaciones indebidas con la empresa (robo, engaño, falsedades). Para terminar esta comparación, podemos decir que tal como lo planteado en el camino del héroe, simboliza el principio y final de la actividad del líder en la organización. Esta imagen es difícil de asimilar por aquéllos que no estén preparados para ser líderes. A quienes se les ha impuesto el camino del líder y no han desarrollado las competencias necesarias para el puesto.

6. Encuentro con el padre

“El jefe al que hay que vencer en última instancia viene a ser la figura paterna, o el lado masculino de las fuerzas cósmicas y de nuestro inconsciente. El padre en los mitos se muestra a veces sensato o indulgente, pero, a pesar de ello, los que no se han iniciado bien suelen fracasar. Otras veces es una figura similar, al cual hay que vencer porque se ha corrompido (un rey tirano, un patriarca enviciado, un caballero negro). O también es un padre ogro, celoso de que alguien lo destrone, o se lleve el amor de la madre (Layo)”.

De todas maneras, el padre viene a ser el iniciador del héroe, porque hace de “sacerdote”, para que el protagonista cambie de la niñez a la madurez. Es aquel que lo va a preparar, para culminar con el bautizo o con la circuncisión y así cambie de estado en lo físico y, sobre todo, en lo psicológico. La prueba es dolorosa durante el rendimiento de la misma. Si sobrevive a ella, el héroe será ahora otra persona.

Esta etapa del viaje pasa por una lucha interna del líder. Se da cuando el líder tiene el poder, tiene la confianza y tiene la aprobación y se tienta a ser tirano.  A mandar, no a conducir. En la actualidad existen muchísimos líderes de organizaciones que permiten que el líder se desarrolle sólo hasta ese punto. El total desconocimiento de esta corriente y el descreimiento de la psicología hacen que se adopte como modelo a seguir el líder que aún no ha superado su lucha con el padre.  Ese líder que no ha podido superar su corrupción interna que, transformada en tiranía, la devuelve a la cultura empresaria. Esto nos dice que en muchas organizaciones todavía no ha sido transformado el héroe y ha quedado sin evolucionar. Prueba de esto es que, aún quizás sin saberlo, empresas como Google, 3M y Hp tienen los líderes totalmente desarrollados como personas. El problema de la organización actual es que no permite el desarrollo de la persona, tratan de desarrollar al líder pero lo hacen desde la postura de la mujer bella que lo castiga y el padre que no ha podido superar.

7. Apoteosis

Esto es, el héroe, cuando ha madurado tras recorrer el camino, afronta el duelo final. Se vuelve un dios en el sentido que se da cuenta que su triunfo habrá de resolver los problemas, no sólo los propios, sino también de su mundo (Cristo, Buda), simbolizado al vencer al mal que aterrorizaba a los demás. Su victoria es ante las fuerzas que lo han puesto en esta aventura, y se consagra como el salvador del mundo. Consigue la “gracia última” (sabiduría, vida eterna, la libertad, la paz, la redención…)

Como decíamos, en la lucha/ reconciliación con el padre el líder que no pase por esta iluminación de su ser, no podrá ser visto como un verdadero líder actual. Tal como ha evolucionado el sistema industrial es que los líderes tienen que evolucionar. Un líder que no cuente con esta “gracia”, no podrá obtener el éxito verdadero. El éxito propio y de su gente. Que la suma de los aportes sea mayor al aporte del equipo.

8. La gracia última

Si el héroe realiza su aventura con relativa facilidad y/o audacia, entonces viene a ser de una naturaleza superior (es un rey por derecho). Y la gracia se encuentra más allá del castillo, más allá de lo profundo de la conciencia donde toda la existencia se disuelve (el sueño profundo), o el “Axis Mundi” o eje del mundo, donde realiza su hazaña (la cruz, el fresno de Odín), o el centro de toda la existencia y fuente de lo que el héroe iba a buscar. El rival no es la meta, sino lo que custodia (un “elixir”). Y partir de que lo consigue se vuelve en un ser diferente, trascendente y eterno. Y es cuando toda la creación aplaude ese triunfo. El héroe merece la gloria y es divinizado, conoce la gloria

Este estadio depende de, como dijimos, en el llamado como el héroe haya emprendido en camino. Si fue un líder llamado por necesidad, uno que se venía preparando desde hacía muchos años o un paracaidista que se coloca en una posición por conveniencia de la “ madre” u organización.

9. El retorno

El retorno es la última parte del ciclo, y es igual de compleja que las otras fases, ya que, con la consecución de su aventura y su transformación, el héroe tendrá problemas para regresar con el producto de su hazaña y mostrarlo ante los demás. Es el proceso de regreso al estado consciente después del sueño profundo.

Como lo destaca Campbell, es muy difícil regresar del estado inconsciente al consciente. Los años que  se necesitan para desarrollar un líder de excelencia, hacen que al momento de llevar adelante esta iluminación sea  muy complicado de transmitir. Suele suceder que cuando el líder trata de comunicar, los colaboradores al no tener ese fuego interno necesario para liderar, no comprenden los que el líder dice.

Es en el Viaje del líder donde éste se encuentra con su sombra. Donde descubre mucho de sí mismo y logra aceptarse en pos de un resultado o un fin determinado. Si no acepta que teme o que tiene falencias puede sufrir las consecuencias. Otro tema que se trata a menudo en los líderes sobre todo los más ancianos, es el de la secesión del poder. El cómo elegir otro líder si no lo va a hacer como lo hace él. Este tema está muy relacionado con el mito del líder de vida eterna. Es bien sabido que hasta en nuestros días fascina la posibilidad de inmortalidad física. Lo que es muy difícil que un líder antiguo pueda pensar es que él no morirá cuando deje su puesto, sino que debe esforzarse en su “viaje” por dejar un legado para ser recordado eternamente en su corporación. Trabajar para que la gente lo recuerde y así logrará ser poseedor de la llama eterna.

Conclusión

El héroe es de las cosas que están por hacerse, el que marcará el cambio. Los monstruos defienden el orden establecido, defienden los paradigmas clásicos de la conducción de personas donde el jefe ordena y el empleado obedece. Estos tiempos están desarrollando mas líderes héroes, de hecho,  se necesitan más líderes héroes que comprendan el valor y la importancia de la posición que ocupan. Ser líder conlleva una gran responsabilidad de autoconocimiento, de integrarse como persona y lograr manejar los complejos que nos rigen para poder adaptarnos a cada situación y poder salir airosos sin un costo personal elevado. Saber nuestras debilidades y nuestros puntos de apoyo, como la mujer hermosa y el apoyo del padre. Durante este viaje maravilloso que plantea el mito del héroe, uno va dejando atrás la persona que era. Como lo dice Jung, el ciclo de reconocerse en un estadio de evolución y dejarse morir para poder pasar al siguiente y continuar la evolución.  Son custodios monumentales y se los debe eliminar por eso, para evolucionar como empresa y como seres humanos.

El tirano es opresor, abusivo y, en apariencia, indestructible, eso lo hace una persona muy orgullosa, cosa que será su perdición. El héroe sin embargo sabe perfectamente cómo destruirlo.

La otra arista de la conclusión es la típica pregunta. ¿ Líder de hace o se nace?.

Analizando un poco el desarrollo de Jung de la psiquis humana podemos decir que todos tenemos el héroe en nuestro inconsciente colectivo. Todos los humanos tenemos en nuestro inconsciente al héroe, a la madre, El ánima y animus por lo que podríamos  decir que héroe se nace. Todas las personas venimos al mundo con ese “conocimiento ancestral”, todos poseemos las mismas bases en nuestra inconsciencia concluyendo de una manera adecuada que héroe se nace.

Paralelamente Carl Gustav Jung nos dice en su  descripción del aparato psíquico que somos conducidos por un complejo que nos rige de acuerdo a la situación en la que nos encontramos. Sobre esta base de la teoría podemos decir que si no poseemos innatamente las competencias de un líder podemos llegar a desarrollarlas poniendo en evidencia determinados complejos que nos van a hacer extraer de nuestro inconsciente y ponerlo en el consciente y de esta manera podremos actuar de manera adecuada ante situaciones donde debamos liderar. Particularmente ante esta situación concluimos que lo que se debe aprender para poder ser un líder actual es que complejos no debemos dejar que nos controlen y así evitar reacciones que no se adecúen al liderazgo.

Entonces podemos concluir, también de manera adecuada, que líder se hace.

En definitiva, todos nacemos líderes a pesar de que algunos tengan mas desarrollados que otros algunos complejos para poder liderar. Todos nacemos líderes y todos podemos convertirnos en uno. Al menos comenzar con ser el líder de uno mismo.

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Estás en libertad de marcarlo con "Me gusta" o no

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Escrito por:

Cita esta página
González Alba Eugenio. (2013, noviembre 12). El liderazgo actual analizado bajo el arquetipo del héroe. Recuperado de http://www.gestiopolis.com/el-liderazgo-actual-analizado-bajo-el-arquetipo-del-heroe/
González Alba, Eugenio. "El liderazgo actual analizado bajo el arquetipo del héroe". GestioPolis. 12 noviembre 2013. Web. <http://www.gestiopolis.com/el-liderazgo-actual-analizado-bajo-el-arquetipo-del-heroe/>.
González Alba, Eugenio. "El liderazgo actual analizado bajo el arquetipo del héroe". GestioPolis. noviembre 12, 2013. Consultado el 6 de Diciembre de 2016. http://www.gestiopolis.com/el-liderazgo-actual-analizado-bajo-el-arquetipo-del-heroe/.
González Alba, Eugenio. El liderazgo actual analizado bajo el arquetipo del héroe [en línea]. <http://www.gestiopolis.com/el-liderazgo-actual-analizado-bajo-el-arquetipo-del-heroe/> [Citado el 6 de Diciembre de 2016].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de hjmediastudios en Flickr