TLC Y microfinanzas en el PERÚ

Autor: Cesar Sánchez Martínez

Integración internacional

14-01-2008  

El Tratado de Libre Comercio (TLC) que el Perú suscribió con los Estados Unidos, promulgado el 14 de diciembre en Washington por el presidente de los Estados Unidos, George Bush en presencia de su homólogo Alan García Pérez, generará nuevos retos en la industria microfinanciera peruana, mientras se ejecuta en los próximos años la Ley de Implementación del acuerdo comercial.

Vendrán nuevas inversiones, se incrementará la demanda interna, crecerán las exportaciones y la importación de bienes de capital, la paridad cambiaria sufrirá algunos ajustes, el turismo crecerá y el crecimiento será sostenible. Es decir, con un manejo responsable y austero de la economía, habrá bonanza y hasta optimismo económico.

Pero si bien es cierto que el TLC traerá nuevas oportunidades laborales para los peruanos, también generará ciertas limitaciones en algunos sectores denominados "sensibles", como la agricultura, precisamente donde laboran los más pobres del país. No obstante, el acuerdo comercial impulsará la mediana, pequeña y micro empresa, permitiendo que la industria microfinanciera genere también nuevas oportunidades para las pyme y mype.

En el Perú, la industria microfinanciera se ha desarrollado con mayor éxito en provincias por iniciativa del sistema de cajas municipales desde hace aproximadamente 25 años y ha ingresado con éxito en casi todos los estratos de la ciudad de Lima. Este trabajo pionero y señero ha sido fortalecido por diversas entidades microfinancieras como las edpyme, cajas rurales, cooperativas de ahorro y crédito y organizaciones no gubernamentales, inclusive en los últimos años, algunos bancos comerciales han ingresado a ese sector. De esta manera, el Perú conjuntamente con Bolivia son los países líderes en microfinanzas en América Latina por la experiencia y gestión empresarial a favor de los pobres.


Desde esta perspectiva, la pobreza que tiene sus raíces en los asentamientos humanos, comunidades urbano-marginales y rurales, así como en los grupos étnicos de la Amazonía, encuentra en la industria microfinanciera una férrea defensa para seguir avanzando. El TLC permitirá que las pequeñas empresas hasta los agricultores puedan tener acceso a los grandes mercados del mundo, especialmente a más de 300 millones de nuevos consumidores. No olvidemos que en los últimos tres años, el comercio entre Perú y los Estados Unidos se ha duplicado aproximadamente en US$ 9,000 millones.

Entre los beneficios del TLC que podrán aplicarse en el 2009 está la eliminación de aranceles en cerca del 80 % de productos estadounidenses que se venden en el Perú, mientras que los demás impuestos se eliminarán en los próximos años. Es decir, más de dos tercios de las exportaciones agrícolas estadounidenses al Perú no pagarán aranceles y aproximadamente en el 2015, no se pagarán impuestos para ningún producto. Eso supone que habrá más productos peruanos para ser comercializados en los Estados Unidos, aparte de las nuevas y mayores inversiones en todos los sectores.

Por estas razones, la industria microfinanciera será en los siguientes años, uno de los sectores más dinámicos de la economía peruana. Urge entonces que desde ahora, este rublo se prepare para asumir nuevos roles que van desde la lucha frontal contra la pobreza hasta la formalización de nuevas pequeñas empresas. Si las microfinanzas se están constituyendo en columnas del crecimiento económico, urge entonces reforzar políticas públicas a favor de las mayorías nacionales.

¿Por qué las microfinanzas son claves para el crecimiento económico? Porque el proceso de globalización nos revela que el empleo para siempre no existe. En el Perú hay nuevas generaciones de emprendedores que requieren microcréditos para salir adelante. La cultura emprendedora es ya una realidad en el país. Hay más de tres millones de unidades productivas y comerciales y esta cifra va en aumento.

Estos emprendimientos que generan empresas innovadoras serán quienes dominen el mercado en los próximos años, porque la innovación es la base para el desarrollo económico sostenible. En las escuelas y universidades, los alumnos ya están desarrollando sus capacidades emprendedoras, situación que generará una oferta que debe ser satisfecha en los siguientes años. La cultura emprendedora encontrará en el TLC la gran oportunidad para desarrollarse y fomentar un nuevo orden económico en el país.

 

Cesar Sánchez Martínez

El autor es periodista, escritor y consultor empresarial peruano. Ejerce la docencia itinerante y escribe para diversas publicaciones de los Estados Unidos, España y América Latina. www.cesarsanchez.blogspot.com

cesarsanchez05arrobagmail.com

Comentarios
comments powered by Disqus

Nuevas publicaciones

⇐ Hazte Fan en Facebook
⇐ Síguenos en Twitter
⇐ Agréganos en Google +
⇐ Suscríbete vía Email
"Si tú tienes una manzana y yo tengo una manzana e intercambiamos las manzanas, entonces tanto tú como yo seguiremos teniendo una manzana. Pero si tú tienes una idea y yo tengo una idea e intercambiamos ideas, entonces ambos tendremos dos ideas"
George Bernard Shaw
Comparte conocimiento
Contenidos publicados con licencia CC BY-NC-SA 3.0 a excepción de los casos en los que se indican derechos de autor específicos. Sugerimos contactar a los autores al usar material públicamente.