¿Qué es el ahorro?

  • Economía
  • 3 minutos de lectura

El ahorro es la diferencia entre ingreso y consumo, cuando una persona o institución gasta (consume) menos de lo que gana (ingresa), se dice que ahorra; al contrario, cuando gasta más de lo que gana se dice que desahorra (ahorro negativo). El ahorro es una de las variables más importantes del ciclo económico y lo afecta directamente.

Definición

Ahorro es la  parte de la renta disponible de un individuo que no es gastada en bienes y servicios, es decir, en consumo. El ahorro depende fundamentalmente de la cantidad de renta, siendo la propensión marginal al ahorro el parámetro que mide la relación o dependencia entre ambas variables. El ahorro se lleva a cabo fundamentalmente por los individuos o economías domésticas. Normalmente depositan la cantidad ahorrada en depósitos bancarios u otros activos, percibiendo a cambio un interés. Estas cantidades son empleadas por otros agentes para financiar consumo o inversión. Por tanto, existe una evidente relación entre la proporción de renta nacional. que los agentes de una economía destinan al ahorro y la inversión de dicha economía. Se habla del ahorro de las empresas para referirse a la parte de los beneficios que no se destina al pago de impuestos ni es repartida en forma de dividendos a los accionistas. (Galindo, p.24)


En el video a continuación el profesor Gabriel Leandro expone las funciones de ahorro e inversión, sus gráficas, determinantes e importancia.

Importancia del ahorro en la economía

Una economía con una elevada tasa de ahorro tiene grandes stocks de capital y un alto nivel de producción; si la tasa es baja pasa lo contrario, pequeños stocks de capital y un bajo nivel de producción. Para dicha economía la consecuencia de una disminución de la tasa de ahorro es una disminución de su renta en el largo plazo, lo cual daría la razón a la crítica de los presupuestos deficitarios de larga duración, pues estos afectan directamente el crecimiento económico.

A la vez se tiene lo que se conoce como paradoja del ahorro: cuando hogares y empresas están preocupadas porque existe la posibilidad de que llegue una época de vacas flacas, se preparan para esta eventualidad reduciendo el gasto. Esta reducción deprime la economía, los hogares gastan menos y las empresas venden menos, así que despiden trabajadores para compensar la bajada de ventas. Al final es posible que tanto los hogares como las empresas acaben peor que si no hubieran intentado actuar de forma responsable reduciendo sus gastos. Se llama paradoja porque un comportamiento que en principio es “virtuoso”, es decir, actuar de forma precavida y tener unos ahorros para hacer frente a las dificultades, termina dañando a todos los actores económicos. Y al revés: cuando los hogares y las empresas ven el futuro con optimismo gastan más en el presente. Esto estimula la economía, las empresas venden más, contratan a más trabajadores y esto todavía expande más la economía. Un comportamiento que en principio podríamos calificar de “derrochador” conduce a un mayor bienestar para todos. (Krugman y Wells, p141)

Cualquier acto de ahorro, por sí mismo, crea una brecha en la demanda, una escasez de gasto. A menos de que se cierre esta brecha, el sistema económico tendrá problemas puesto que los empleadores no recuperarán como ingresos todos los importes que han desembolsado. Esta brecha se equilibra a su vez con la inversión. Keynes afirmó en su Teoría General que el ahorro no invertido prolonga el estancamiento económico y que la inversión empresarial requiere la creación de nuevos mercados, nuevas tecnologías u otras variables independientes del tipo de interés o del ahorro. Debido a que la inversión empresarial no es siempre constante, y menos en una crisis cíclica de la economía, la estabilidad de los ingresos y las deseables situaciones de pleno o alto nivel de empleo, no garantizadas como se pensaba hasta entonces por la reducción temporal de los salarios, tendrían que ser procuradas por el aumento del gasto público o la reducción de las cargas impositivas, actuaciones que deberían actuar como agentes compensadores de inversiones privadas insuficientes, siempre que se produjeran éstas.


Para terminar, un par de videos de Khan Academy en español, en los cuales se puede apreciar la función del ahorro en la economía, vista desde la perspectiva inversión/consumo.

Bibliografía

  • Galindo Martín, Miguel Ángel -Coordinador-. Diccionario de economía aplicada, Ecobook, 2008.
  • Krugman, Paul R. y Wells, Robin. Macroeconomía: introducción a la Economía, Reverte, 2007.

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Cita esta página
GestioPolis.com Experto. (2002, marzo 25). ¿Qué es el ahorro?. Recuperado de https://www.gestiopolis.com/que-es-el-ahorro/
GestioPolis.com, Experto. "¿Qué es el ahorro?". GestioPolis. 25 marzo 2002. Web. <https://www.gestiopolis.com/que-es-el-ahorro/>.
GestioPolis.com, Experto. "¿Qué es el ahorro?". GestioPolis. marzo 25, 2002. Consultado el 23 de Abril de 2018. https://www.gestiopolis.com/que-es-el-ahorro/.
GestioPolis.com, Experto. ¿Qué es el ahorro? [en línea]. <https://www.gestiopolis.com/que-es-el-ahorro/> [Citado el 23 de Abril de 2018].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de 101332430@N03 en Flickr
DACJ