Teoría del consumo y el ahorro en economía

EL CONSUMO Y EL AHORRO
Índice
1. Introducción
2. Patrones de gasto presupuestario.
3. El consumo la renta y el ahorro
4. Conclusiones
5. Bibliografía
1. Introducción
El presente trabajo habla sobre dos temas que llevamos en clase el ahorro y el consumo y
en específico vamos a hablar de el ahorro y el consumo de las familias, llevamos a cabo
una encuesta para obtener los datos y poder comprobar la teoría vista en clase.
Las personas que encuestamos fuerón de diversos estratos ya lo que pretendíamos era
tener datos que fueran mas con nuestra realidad y observamos que nuestra clase es la
mas perjudicada.
El trabajo tambien incluye un pequeño apunte acerca de lo que es el consumo, ahorro,
propensión marginal al consumo, propensión marginal al ahorro, así como un pequeño
resumen de las encuestas que realizamos.
Otro de los temas que tratamos en nuestro trabajo es el nivel de ingreso que tiene el
gobierno , gasto, ahorro inversión, y un problema para entender mejor de lo que estamos
hablando.
El consumo es la síntesis de la actividad económica, pues representa la etapa del disfrute
personal de bienes y servicios que produce una sociedad en conjunto. En esta ultima fase
intervienen todos los agentes que determinan al sistema económico-mercado productores
y consumidores; en donde cada quien por su cuenta, consumirá la cantidad suficiente y
necesaria de bienes y servicios.
En resumen, la actividad de la producción, la sociedad crea y produce los bienes y
servicios necesarios para su sobrevivencia, en la distribución se determina la proporción
para cada individuo, en el consumo se presenta la mediación entre los actos de la
producción y en el consumo, la producción es objeto de disfrute personal. El consumo de
los hogares es el gasto de bienes y servicios finales comprados por la satisfacción que
reportan o por las necesidades que satisfacen. El ahorro de los hogares es la parte de la
renta disponible que no se gasta en consumo. El consumo es el mayor componente del
PIB.
2. Patrones de gasto presupuestario.
Las familias pobres deben de gastar su renta sobre todo en bienes de primera necesidad:
alimentos y alojamiento. Conforme aumenta la renta, se incrementa el gasto en muchos
artículos alimenticios. Sin embargo, la cantidad de dinero extra que gastan en alimentos
cuando aumenta su renta es limitada. Por consiguiente, la proporción del gasto total que
se dedica a alimentos disminuye a medida que aumenta la renta.
El gasto en ropa, actividades recreativas y automóviles aumenta más que
proporcionalmente con la renta después de impuestos, hasta que se le alcanza una
elevada renta. El gasto de artículos de lujo aumenta en una proporción mayor que la
renta. Por último si observamos las distintas familias, vemos que el ahorro aumenta muy
deprisa a medida que aumenta la renta. El ahorro es el mayor lujo de todos.
3. El consumo la renta y el ahorro
La renta, el consumo y el ahorro están estrechamente relacionados entre si. Más
concretamente, el ahorro personal es la parte de la renta disponible que no se consume;
el ahorro es igual a la renta menos el consumo.
La renta personal está formada por los salarios, los intereses, los alquileres, los
dividendos, las transferencias, etc.
La tasa de ahorro personal es igual al ahorro personal en porcentaje de la renta
disponible.
Los estudios económicos han mostrado que la renta es el principal determinante del
consumo y del ahorro. Los ricos ahorran más que los pobres, tanto en términos absolutos
como en términos porcentuales. Las personas muy pobres no pueden ahorrar nada; mas
bien, si tienen alguna riqueza o pueden pedir prestamos, tienden a desahorrar. Es decir
tienden a gastar más de lo que ganan, reduciendo así el ahorro acumulado o
endeudándose más.
El punto de nivelación en el que el hogar representativo ni ahorra ni desahorra, sino que
consume toda su renta.
Para comprender como afecta el consumo a la producción nacional es necesario
introducir algunos instrumentos nuevos:
a) la función del consumo, que relaciona el consumo y la renta.
b) Y su hermana gemela, la función del ahorro, que relaciona el ahorro y la renta.
La función del consumo.
Una de las relaciones mas importantes de toda la macroeconomía es la función del
consumo, que muestra la relación entre nivel de gasto y consumo y el nivel de renta
disponible. Este concepto, introducido por Keynes, se basa en la hipótesis de que existe
una relación empírica estable entre el consumo y la renta. La relación entre el consumo y
la renta se denomina función de consumo, donde el gasto de consumo es exactamente
igual a la renta disponible: el hogar no es ni un prestario ni un ahorrador.
En cualquier punto de la recta a 45o, el consumo es exactamente igual a la renta y el
hogar no ahorra. Cuando la función de consumo se encuentra por encima de la recta de
45o, el hogar desahorra. Cuando la función de consumo se encuentra por debajo de la
recta de 45o, el hogar tiene un ahorro positivo. La cantidad de desahorro o de ahorro
siempre se mide por la distancia vertical que media entre la función de consumo y la recta
de 45o.
La función de ahorro.
La función de ahorro muestra la relación entre el nivel de ahorro y la renta. Esta función
de ahorro procede directamente y es la distancia vertical entre la recta de 45o y la función
de consumo. Si se encuentra por arriba de la recta su ahorro va ser negativo, si muestra
un desahorro el ahorro va ser positivo.
La propensión marginal a consumir.
La macroeconomía moderna concede una gran importancia a la respuesta del consumo a
las variaciones de la renta. Este concepto se denomina propensión marginal a consumir o
PMC.
La propensión marginal a consumir es la cantidad adicional que consumen los individuos
cuando reciben un dólar adicional a la renta.
En economía, la palabra marginal significa incremento. Por ejemplo el coste marginal es
el coste adicional de producir una unidad adicional. En macroeconomía, propensión a
consumir se refiere al nivel deseado de consumo. Por tanto, PMC es el consumo adicional
derivado de un dólar adicional a la renta disponible.
La pendiente de la función de consumo es igual a la propensión marginal a consumir. La
pendiente de la función de consumo, que mide la variación que experimenta el consumo
por cada variación de renta disponible en una unidad, es la propensión marginal al
consumir.
La propensión marginal a ahorrar.
El concepto de propensión marginal al consumir tiene un concepto gemelo al de
propensión marginal al ahorrar o PMA, que es la parte de cada dólar adicional de renta
disponible que se destina a ahorro nacional. Recuérdese que la renta disponible es igual
al consumo más el ahorro. Esto significa que cada nuevo dólar de renta disponible debe
dividirse entre consumo adicional y ahorro adicional. Se confirma que encada nivel de
renta la PMC y la PMA siempre tienen que sumar exactamente 1 ni mas ni menos. Así
pues, sabemos que siempre y en todo lugar PMA=1-PMC.
El comportamiento del consumo nacional.
La conducta del consumo es fundamental para comprender los ciclos económicos a corto
plazo como el crecimiento económico a largo plazo. A corto plazo el consumo es un gran
componente del gasto agregado. Cuando varía bruscamente, es probable que la variación
afecte a la producción y al empleo a través de su influencia en la demanda agregada.
La conducta del consumo también es importante porque el país dispone de lo que se
consume, es decir; de lo que se ahorra para invertir en nuevos bienes de capital; el capital
es la fuerza motriz del crecimiento económico a largo plazo. El comportamiento del
consumo y del ahorro es clave para comprender el crecimiento económico y los ciclos
económicos.
Determinantes del consumo.
La renta disponible de cada año. Tanto la observación de estudios estadísticos muestran
que el nivel de renta disponible cada año es el factor mas importante que determina el
consumo del país.
La renta permanente y el consumo basado en el ciclo vital. Es el nivel de renta que
percibirá un hogar cuando se eliminan las influencias temporales o transitorias, como el
tiempo metereológico, un breve ciclo económico o unos beneficios o perdidas imprevistas.
Según la teoría de la renta permanente, el consumo responde principalmente a la renta
permanente.
La riqueza y otras influencias. Otra determinante del consumo es la riqueza. Normalmente
la riqueza no varía rápidamente de un año a otro, por lo que el efecto riqueza varía pocas
veces y provoca grandes variaciones en el consumo. Pocos dudan de la importancia de la
renta permanente, de la riqueza, de los factores sociales y de las expectativas para los
niveles de ahorro. Pero de un año a otro parece que el principal determinante de las
variaciones del consumo es la renta disponible efectiva.
Una vez examinados los determinantes del consumo, podemos extraer la conclusión de
que el nivel de renta disponible es el principal determinante del nivel del consumo
nacional.
El gobierno y el nivel del ingreso
Al introducir en el modelo al gobierno, pasamos de un modelo de dos sectores a uno de
tres. Con la adición de este tercer sector, se afecta al nivel de ingreso por las actividades
del gobierno (nacional, provincial y local) lo mismo que por el comportamiento del sector
privado(C+I).
El flujo circular en una economía de tres sectores
El gobierno puede imponer contribuciones y gastarlas. En la figura se ve que las
contribuciones impuestas al valor del producto reduce el flujo monetario al sector
domestico. Igualmente se observa que el producido de los impuestos, si no se gasta,
constituye escapes en el flujo circular.
El flujo circular del ingreso monetario, que equivale al valor del producto, depende de las
intenciones de consumir que tengan las familias, las intenciones de los negocios para
invertir, y los planes del gobierno para imponer contribuciones y gastar.
Para la elaboración de nuestro trabajo realizamos algunas entrevistas que a continuación
se resumen, tomando en cuenta que solo tomamos algunos casos.
En el Estado de México, las familias conscientes de la importancia del ahorro, muchos de
sus integrantes ponen su granito de arena para economizar recursos. Los estudiantes,
sus padres y hermanos comparten con nosotros sus sugerencias para contribuir a reducir
el gasto familiar.
Luis Alberto Hernández estudiante de tercer semestre de Licenciatura en Mercadotecnia,
señala que para evitar hacer gastos superfluos, programa sus gastos y come lo suficiente,
con lo que evita comprar golosinas entre comidas; y lleva consigo sólo una cantidad
moderada de dinero.
Su papá, el Sr. Joaquín Hernández menciona que para aprovechar al máximo los
recursos de que dispone, debe organizar sus actividades para no hacerlas
duplicadamente y así ahorrar energía eléctrica, combustible, tiempo, etc. Procura además
destinar su gasto a productos de calidad y así evitar gastar de más, siguiendo aquel
conocido adagio: “lo barato sale caro”.
Su mamá, la Sra. Ma. Guadalupe Olvera de Hernández, procura hacer rendir el gasto
familiar evitando desperdiciar comida (planeando el menú para toda la semana), gasolina
(yendo al súper, a la tintorería y al banco en la misma salida), agua (usando sólo la
necesaria), energía (no teniendo varios televisores encendidos en el mismo canal) y
tiempo. También hace solamente las llamadas telefónicas necesarias.
Todos los habitantes de la casa señalan que podrían lavar el automóvil y asear su casa
ellos mismos. También pueden limpiar sus zapatos, cortar el pasto, pintar su casa y
preparar su comida.
En la casa de Julián Sánchez Estévez, estudiante de quinto semestre de Licenciatura en
Administración Financiera, todos cuidan que los aparatos no queden encendidos después
de utilizarse, apagan la luz eléctrica y mantienen abiertas las cortinas. Acostumbran
racionar su consumo, desde la comida hasta las diversiones. Aprovechan las ofertas de
los centros comerciales y compran al mayoreo.
Las familias de Luis Alberto y de Julián nos dan una valiosa lección: la planeación de las
actividades cotidianas nos ayuda a ahorrar. Satisfacer nuestras necesidades en casa
antes de salir, también evitará que gastemos de más en un antojo, sobre todo al tomar en
cuenta que algunos productos que consumimos salen mucho más caros al menudeo en
una tiendita o en una máquina expendedora que al mayoreo, al momento de hacer las
compras para el hogar. Igualmente nos muestran que hay que cuidar los pequeños
detalles en los que se consume electricidad.
Marco Polo Ramírez, estudiante de quinto semestre de Licenciatura en Comercio
Internacional, lleva un control sobre sus recursos, administra su tiempo y utiliza el
Transportec (transporte escolar gratuito en el Tecnológico de Monterrey) en vez de su
automóvil para trasladarse a su Instituto. Igualmente, reutiliza el papel. Los miembros de
su familia limitan el consumo de agua, gas, energía eléctrica, shampoo, etc. Acostumbran
comer en casa, no en la calle, y cooperan en el aseo de la casa.
Hasta los hermanos pequeños contribuyen al ahorro familiar, como José Leopoldo, de 13
años, quien procura ver poco tiempo la televisión y no siempre juega con videojuegos o
en la computadora, sino que realiza otras actividades. También evita coleccionar objetos
que impliquen un gasto constante, como latas de refresco.
La familia de Marco Polo nos enseña que todos los miembros pueden cooperar, y que la
tarea de ahorrar no es sólo de los padres. También nos hace ver que reutilizar nuestros
recursos no sólo es una excelente manera de preservar la ecología, sino que además
constituye una manera de evitar gastar innecesariamente.
Pedro Noriega, estudiante de tercer semestre de Licenciatura en Mercadotecnia, tiene la
costumbre de guardar el cambio de lo que compra, evitando gastárselo en cosas
insignificantes. Aunque aparentemente es poco, después de varios días representa una
suma considerable. Su papá, el Ing. Javier procura manejar fuera de las horas pico para
ahorrar tiempo y gasolina. Su mamá, la Sra. Beatriz Noriega paga los servicios de la casa
a tiempo, evitando así el cobro de multas y recargos que representarían un gasto
adicional para la familia. Igualmente, acostumbra peinarse ella misma para ocasiones
especiales, en lugar de pagarle a alguien más por ello.
Hacer por uno mismo las actividades por las que normalmente se le pagaría a otras
personas, es una buena forma de ahorrar, siempre que ello no represente dejar de hacer
una tarea de mayor valor, o bien si implica gastar aún más de lo acostumbrado.
En conclusión, cada miembro de la familia puede hacer su parte en sus actividades
cotidianas para ahorrar dinero y otros recursos. Aprovecharlos al máximo y reutilizarlos es
una buena manera de conseguirlo. Evitar adquirir productos o servicios que no nos hacen
falta es otra forma de hacerlo. Realizar uno mismo ciertas tareas también puede ayudar. Y
lo más importante: planear nuestras actividades, ser creativo, auténtico y muy cuidadoso
con los pequeños detalles hará la diferencia. Con estas ideas dadas por familias que
ahorran, ¿de qué maneras concretas puede el lector hacer rendir su dinero?
Ejemplo:
Nosotros trabajamos acerca del ahorro familiar obteniendo los datos de las encuestas ya
mencionadas.
AHORRO
RENTA DISPONIBLE AHORRO
O
DESAHORRO
CONSUMO
A 2000 -1200 3200
B 6000 -190 6190
C 9000 100 8900
D 9800 800 9000
E 10000 1000 9000
F 15000 10000 5000
Por lo que podemos observar, ahorrar depende de muchos factores que van ha influir a
las familias ahorren o un desahorren, Por ejemplo según SAMUELSON el ahorro depende
de salarios intereses, alquileres, dividendos, transferencias etc.
Una persona que entrevistamos nos comentaba, que del salario que percibía
quincenalmente , hay ocasiones que sus deducciones son mayores que otras, ya sea por
el pago al comedor u otras circunstancias, es por eso que ahorraba o desahorraba para
satisfacer sus necesidades.
Según SAMUELSON los ricos ahorran más que los pobres lo pudimos comprobar en
las encuestas el nivel de ahorro que tienen las familias encuestadas es menor a la de un
rico.
La grafica muestra que el punto A se encuentra por encima de la recta de 45° observamos
el desahorro porque solo contaba con 2000 mientras que gasto 3200.
En el punto G hay un ahorro ya que de 15000 solo ocupo 5000 para su gasto y 10000 fue
el que no destino al consumo.
Propensión marginal a consumir y ahorrar
PUNTO RENTA
DISPONIBLE
GASTO DE
CONSUMO
PROPENSION
MARGINAL A
CONSUMIR
AHORRO
NETO
PROPENSIÓN
MARGINAL A
AHORRAR
A 2000 3200 -1200
0.74 0.25
B 6000 6190 -190
1.35 0.045
C 9000 8900 100
0.12 0.87
D 9800 9000 800
0 1
E 10000 9000 1000
0.8 1.8
F 15000 5000 10000
Como podemos observar en la lila 1 y la 2 el gasto de consumo aumenta en los sucesivos
niveles de renta, en la tres se calculo la propensión marginal a consumir la renta aumenta
de B a C en 4000 pasando de 6000 a 9000, el consumo pasa de 3200 a 6190, el consumo
adicional es 0.74 de modo que se destina .74 centavos al consumo y 0.25 al ahorro,
como podemos observar debido a que encuestamos a personas con un nivel medio no es
mucho lo que se destina al consumo y al ahorro.
Gasto oficial, los impuestos y el nivel del ingreso
En un modelo de tres sectores, ocurre el equilibrio de ingreso cuando Y=C+I+G en el
enfoque de gasto colectivo, o cuando TX + S = I + G en el enfoque ahorro/inversión de la
determinación del ingreso.
Supongamos que C= $40 + 0,08Yd y que I= $60; S= Y - $40 0,08Y puesto que S= Yd
C y Yd = Y cuando no hay impuestos. El ingreso de equilibrio equivale a $500.
Se entrega al modelo un gasto oficial de $10. No hay más cambios de parámetros.
Ecuación de gasto
Y= C + I + G
Y= $40 + 0,08Y + $60 + 10
Y=0,08Y + $110
Y=$500
Ecuación de ahorro-inversión
S= I + G
O, 20Y - $40 = $60 + $10
0,20Y = $110
Y = $550
el efecto multiplicador que el gasto oficial tiene sobre el ingreso es la misma magnitud que
efecto de cambios autónomos en la inversión.
Para igualar las rectas del gobierno con los gastos, se agrega al modelo $10 en
impuestos (Tx). Con impuestos Yd= Y – Tx.
Ecuación de gasto
Y= C + I + G
Y= $40 + 0,08Y (Y - 10) + $60 + $10
Y – 0,08Y = $110 - $8
Y = $510
Ecuación de ahorro-inversión
S + TX = I + G
Y - $10 - $40 – 0,08(Y - $10) + $10 = $60 + $10
Y - $10 - $40 – 0,08Y + $8 + $10 = $60 + $10
0,20Y - $32 = $70
Y= $510
Un aumento de $10 en impuestos hace bajar el ingreso en $40. Obsérvese que el ingreso
baja $40 cuando los impuestos se aumentan $10, mientras que el ingreso aumenta $50
cuando el gasto oficial se aumenta en $10
Supongamos que C= $40 + 0,08Yd y que I= $60; S= Y - $40 0,08Y puesto que S= Yd
C y Yd = Y cuando no hay impuestos. El ingreso de equilibrio equivale a $500.
Se entrega al modelo un gasto oficial de $10. No hay más cambios de parámetros.
Ecuación de gasto
Y= C + I + G
Y= $40 + 0,08Y + $60 + 10
Y=0,08Y + $110
Y=$500
Ecuación de ahorro-inversión
S= I + G
O, 20Y - $40 = $60 + $10
0,20Y = $110
Y = $550
El efecto multiplicador que el gasto oficial tiene sobre el ingreso es la misma magnitud que
efecto de cambios autónomos en la inversión.
4. Conclusiones
El ahorro personal es la parte del ingreso que nosotros destinamos para el consumo
Nosotros que pertenecemos a la clase media baja , siempre estamos en
desventaja con los ricos, ya que de los ingresos que se tienen no se pude ahorrar debido
a las deducciones, pago de impuestos que se tiene.
Entra mas renta disponible mayor será el consumo de cada familia
Cuando los que tienen inferiores ingresos los aumentan estos tienden a destinar
su dinero al consumo de comida para satisfacer sus necesidades escasas.
El gasto del gobierno y el nivel de ingresos es considerable debido a que todas las
deducciones que se nos hacen es directa o indirectamente para beneficio de aquellos,
que estan en el poder, es la clase que obtiene realmente beneficios a diferencia de
nosotros que siempre les quitan a nuestros papas para pago de impuestos y así se
podrían enumerar diversos factores que afectan el ingreso de cada una de las familias.
5. Bibliografía
ECONOMÍA
SAMUELSÓN/ NORDHASUS
McGRAW HILL
ECONOMÍA
CAMBHELL R. Mc CONELL
Stanley l. Brue
Trabajo enviado por:
Victorina Sevilla Diaz
vicky_sev_dz@hotmail.com

Compártelo con tu mundo

Cita esta página
Sevilla Díaz Victorina. (2004, enero 20). Teoría del consumo y el ahorro en economía. Recuperado de http://www.gestiopolis.com/teoria-del-consumo-y-el-ahorro-en-economia/
Sevilla Díaz, Victorina. "Teoría del consumo y el ahorro en economía". GestioPolis. 20 enero 2004. Web. <http://www.gestiopolis.com/teoria-del-consumo-y-el-ahorro-en-economia/>.
Sevilla Díaz, Victorina. "Teoría del consumo y el ahorro en economía". GestioPolis. enero 20, 2004. Consultado el 25 de Abril de 2015. http://www.gestiopolis.com/teoria-del-consumo-y-el-ahorro-en-economia/.
Sevilla Díaz, Victorina. Teoría del consumo y el ahorro en economía [en línea]. <http://www.gestiopolis.com/teoria-del-consumo-y-el-ahorro-en-economia/> [Citado el 25 de Abril de 2015].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de magicrobot en Flickr
Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También en Economía