Tecnologías de información y comunicación (TIC): un análisis comparativo entre América Latina y el G7

Autor:  Ing. Jorge Enrique Granados Díaz

Nueva economía, Internet y tecnología

07-2004

Descargar Original

En este artículo se establece una comparación acerca de la disponibilidad de las que considere principales tecnologías de información y comunicación, comúnmente conocidas como TIC, entre los principales países de América Latina: Argentina, Brasil, Chile, Colombia, México, Perú y Venezuela y la élite de países más poderosos del mundo: el G7, compuesto por Estados Unidos, Canadá, Japón, Alemania, Francia, Italia y Reino Unido. En la primera parte se presentan algunos datos relevantes que soportan el hecho de que las TIC han demostrado ser la clave del desarrollo y crecimiento económico durante los últimos años. Posteriormente se analizan diversas definiciones acerca de lo que son las TIC así como los indicadores a considerar. En seguida se muestran una serie de tablas y estadísticas de datos obtenidos entre los años de 1998 y el 2002 que ponen en evidencia el principal reto de la comunidad internacional en el siglo XXI: la brecha tecnológica existente entre el mundo desarrollado y el mundo en vías de desarrollo.

Palabras Clave: tecnologías de información y comunicación, América Latina, G7, desarrollo y crecimiento económico, brecha tecnológica.

1. Introducción

El crecimiento y desarrollo económico de un país puede ser alcanzado a través del incremento de diversos factores de producción: aumentar la capacidad productiva de los bienes de capital, del trabajo y de los insumos de los recursos naturales, por mencionar algunos. En estudios recientes, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico [1], examinó diferentes fuentes o variables influyentes en los patrones de crecimiento de países miembros de dicha organización y concluyó que ninguno de esos factores podría considerarse como determinante por si sólo. Sin embargo, encontraron que el nuevo factor que está dirigiendo el crecimiento económico global son las Tecnologías de Información y Comunicación.

Algunos datos relevantes que soportan esta aseveración son los siguientes [2]:

La inversión en las TIC creció rápidamente en los 90, pero se ha frenado en los últimos años.

El porcentaje de TIC frente al total de inversión externa se duplicó y en algunos casos se cuadruplicó entre 1980 y el año 2000. En el año 2001 fue especialmente elevado en Estados Unidos, Reino Unido y Suecia. En muchos países el porcentaje de inversión externa destinado al software se multiplicó varias veces entre 1980 y el 2000. Los datos disponibles para 2001 indican que el porcentaje de las TIC en la inversión total descendió entre el 2000 y el 2001.

A pesar de la deceleración las tecnologías de las TIC se han difundido ampliamente.

El acceso a las redes de telecomunicaciones ha aumentado en los últimos años más de un 10% anual, sobre todo en los países en los que más difícil resulta penetrar, como son Polonia, México e Hungría. Internet también continúa difundiéndose rápidamente. Alemania contaba con 84,7 sitios Web por cada 1000 habitantes en el año 2002, seguida de Dinamarca que contaba con 71,7 y Noruega con 66,4, mientras que México, Turquía, Grecia y Japón, contaban con menos de tres sitios Web por cada 1000 habitantes.

Cada vez hay más tecnología de banda ancha.

La banda ancha se ha difundido muy ampliamente en Corea, Canadá, Suecia, Dinamarca, Bélgica y Estados Unidos. En Dinamarca y Suecia, una de cada cinco empresas accede a Internet a través de una conexión que supera la velocidad de 2 Megabits por segundo. En cambio, en Italia y Grecia pocas empresas cuentan con una conexión a Internet tan rápida. Por el contrario, en Canadá, Irlanda, España y Suecia más del 40% de las empresas aún se conecta a Internet vía línea selectiva.

Las computadoras están más presentes en los hogares.

En Dinamarca, Alemania, Suecia y Suiza, dos tercios de las familias tenían acceso a una computadora personal en el 2002. En muchos otros países de la OCDE el porcentaje es inferior al 50%.

Internet se usa cada vez más.

A finales del 2001, en Estados Unidos había 77,5 millones de suscriptores a Internet, a través de redes fijas, 24 millones en Japón, más de 23 millones en Corea, más de 15 millones en Alemania, y 13,6 millones en el Reino Unido. El número de servidores de seguridad per cápita ascendió considerablemente entre julio de 1998 y julio del 2002, lo cual muestra la creciente importancia de la seguridad de las aplicaciones en Internet. Islandia tiene el mayor número de servidores de seguridad, seguida por Estados Unidos, Australia, Canadá y Nueva Zelanda.

El comercio electrónico crece pero aún es menor en la mayoría de los países.

Las ventas por Internet oscilan entre un 0,3 y un 3,8% de las ventas totales. Las ventas electrónicas, es decir, las ventas en cualquier tipo de red mediante un ordenador, alcanzan el 10% o más de las ventas en Austria, Suecia, Finlandia e Irlanda. En el sector minorista de Estados Unidos, el porcentaje de las ventas electrónicas del total de ventas creció en un 70% entre el cuarto trimestre del 2000 y el cuarto trimestre del 2002. Las grandes empresas utilizan Internet más frecuentemente que las pequeñas para vender artículos y servicios. También es más frecuente comprar que vender en Internet. Hasta dos tercios o más de las empresas con 250 o más empleados en Australia, Canadá, Dinamarca y Finlandia compran artículos o servicios vía Internet.

2. Definición.

Dado que se pretende conocer y comprender cuál es la situación actual que guardan las TIC tanto en América Latina como en los países que conforman el G7, es necesario definir primero qué son.

Según la OCDE [3], las TIC son aquellos dispositivos que capturan, transmiten y despliegan datos e información electrónica y que apoyan el crecimiento y desarrollo económico de la industria manufacturera y de servicios.

De acuerdo a Stephen Haag, Maeve Cummings y Donald J. MaCubbrey [4] las tecnologías de información se componen de cualquier herramienta basada en computadora que la gente utiliza para trabajar con información, apoyar a la información y procesar las necesidades de información de una organización. Bajo esta definición ellos incluyen dentro de las TIC a las computadoras personales, Internet, teléfonos móviles, asistentes personas digitales y todo aquel dispositivo similar.

Benjamín, I & Blunt, J., [5] definen a las tecnologías de información como todas las tecnologías basadas en computadora y comunicaciones por computadora, usadas para adquirir, almacenar, manipular y transmitir información a la gente y unidades de negocios tanto internas como externas en una organización.

Considerando las definiciones anteriores y desde mi perspectiva, las tecnologías de información son todos aquellos dispositivos, herramientas, equipos y componentes electrónicos capaces de manipular información que soporten el desarrollo y crecimiento económico de cualquier tipo de organización.

3. Indicadores TIC.

Para efectos de este estudio nos centraremos en los indicadores que a continuación se listan.

- Gasto en tecnologías de información y comunicaciones.
- Número de computadoras personales.
- Usuarios de Internet.
- Servidores de Internet.
- Líneas telefónicas.
- Usuarios de telefonía móvil.

Cabe destacar que se pueden utilizar una gran cantidad de indicadores de los niveles de las TIC en un país y con una mayor profundidad en el análisis pero el objetivo de esta investigación es únicamente establecer una comparación sencilla entre los dos grupos de países.

Por otra parte, los indicadores presentados son los que se utilizan comúnmente para realizar este tipo de análisis. Por ejemplo, The Global Competitiveness Report, emitido anualmente por el Foro Mundial Económico toma como base, para determinar sus indicadores tecnológicos, el número de computadores por cada 100 habitantes y la cantidad de servidores de internet por cada 10000 habitantes.

4. Análisis comparativo.

A continuación se presentan una serie de tablas en las que se puede observar el comportamiento de los diferentes indicadores de las TIC para los países seleccionados. Los datos se obtuvieron para diferentes series de tiempo debido a la disponibilidad de la información.

Tabla 1. Gasto en tecnologías de información y comunicaciones.

Las gráficas mostradas a continuación únicamente reflejan el comportamiento del gasto total en tecnologías de información y comunicación para el año 2001. Los números expresados en el eje horizontal representan a los países de la siguiente manera: 1 para Argentina y Japón, 2 para Brasil y Alemania, 3 para Chile y Francia, 4 para Colombia e Italia, 5 para México y Reino Unido, 6 para Venezuela y Canadá y 7 para Estados Unidos.

(Para ver la totalidad de las gráficas de este documento, es necesario utilizar la versión de descarga.)

5. Conclusiones.

Los resultados obtenidos en el punto anterior de este artículo, nos muestran de manera contundente, que en materia de tecnología, la región latinoamericana se encuentra rezagada respecto a las principales potencias mundiales. Por ejemplo, para el caso del gasto total en tecnologías de información y comunicación, los integrantes del G7 destinaron para este rubro, en promedio, 252 millones de dólares, mientras que América Latina tan sólo alcanzo 17 millones de dólares en promedio. El comportamiento es el mismo para todos y cada una de las variables estudiadas.

Como menciona Antonio Puig Escudero (2002) [7], este tipo de resultados deben llevarnos a una profunda reflexión en torno al acceso de la población en general a dichas tecnologías y al conocimiento que se puede obtener mediante su aplicación. La comunidad internacional, incluyendo gobiernos, organismos internacionales, instituciones académicas y de investigación, iniciativa privada y organizaciones no gubernamentales, no sólo deben reconocer la importancia y el papel determinante que juegan las TIC en la nueva economía mundial, sino que se deben desarrollar estrategias globales, establecer iniciativas y proyectos concretos que ayuden a disminuir la brecha tecnológica existente entre el mundo desarrollado y el mundo en vías de desarrollo. Este es el principal reto del siglo XXI.

6. Referencias bibliográficas

[1] Colecchia, A., & Schreyer. P. ICT investment and economic growth in the 1990s: Is the United States a unique case? A comparative study of nine OECD countries. Science, Technology and Industry working papers 2001/7.
[2] OECD Science, Technology and Industry : Scoreboard Edition 2003. Spanish translation.
[3] OECD Reviewng the ICT sector definition: Issues for discussion. Working party on indicators for the information society. Stockholm, 25-26 April 2002.
[4] Haag, S., Cummings M., & McCubbrey D. J. (2004). Management information systems for the information age. (4th Edition). p. 41. New York: McGraw-Hill.
[5] Benjamín, I & Blunt, J. (Summer 1992). Critical IT Issues: The Next Ten Years, Sloan Management Review. p. 7-19.
[6] Página del Instituto Nacional de estadística Geografía e Informática INEGI. www.inegi.gob.mx
[7] Puig, E. A. (2002) La brecha digital en México. DOPSA ­ Este País.

Nota: Es probable que en esta página web no aparezcan todos los elementos del presente documento.  Para tenerlo completo y en su formato original recomendamos descargarlo desde el menú en la parte superior

Ing. Jorge Enrique Granados Díaz

Estudiante de la Maestría en Administración de la Escuela de Graduados en Administración y Dirección de Empresas

jorge.granadosarrobaitesm.mx 

Comentarios
comments powered by Disqus

Nuevas publicaciones

⇐ Hazte Fan en Facebook
⇐ Síguenos en Twitter
⇐ Agréganos en Google +
⇐ Suscríbete vía Email
"Si tú tienes una manzana y yo tengo una manzana e intercambiamos las manzanas, entonces tanto tú como yo seguiremos teniendo una manzana. Pero si tú tienes una idea y yo tengo una idea e intercambiamos ideas, entonces ambos tendremos dos ideas"
George Bernard Shaw
Comparte conocimiento
Contenidos publicados con licencia CC BY-NC-SA 3.0 a excepción de los casos en los que se indican derechos de autor específicos. Sugerimos contactar a los autores al usar material públicamente.