La evolución del pensamiento administrativo: un análisis práctico. Tercera Parte

Autor: María Eugenia Bupo, Emilio Gattás, Gabriel Mauri, Gustavo Peman , Nicolás Rossi, Lucía Sanz

Teoría y pensamiento administrativo

05-2004

Viene de una página anterior

Descargar Original

7.3  Qué se puede aplicar hoy en las organizaciones

Los psicólogos a través de sus investigaciones permiten descubrir la complejidad de la realidad del comportamiento o de la conducta del individuo.

El estudio de la personalidad, percepción, motivación y aprendizaje es una introducción notablemente enriquecedora para un administrador, ya que le permitirá interpretar muchos de los problemas que se presenten en las empresas, y le posibilitará recurrir a un psicólogo especializado en comportamiento organizacional.

8.  Teoría de la Organización

La Teoría de las Organizaciones tiene como Objetivo Central el Descubrir las limitaciones que tiene la racionalidad humana.

Parte del Hombre Administrativo donde se identifica al ser que se comporta con relativa racionalidad y busca obtener resultados satisfactorios, y lo diferencia del Hombre Económico que actúa racionalmente y busca maximizar el beneficio.

La teoría intenta ayudar a esa racionalidad del Hombre Administrativo, ya sea actuando sobre él a través de la capacitación, incentivación, motivación, o bien rehaciendo el esquema donde se desenvuelve, es decir, la Organización.

8.1 Contexto Social

Una vez finalizada la segunda guerra mundial Europa pasó a ser un continente devastado política y económicamente.

Inglaterra más allá de que en realidad era una de las potencias victoriosas, había perdido su control hegemónico en lo político y económico. Este país se vio forzado, ante el advenimiento de una nueva realidad, a ocupar una ubicación mundial menos importante y autosuficiente.

Inglaterra no era la única potencia afectada, por otro lado, Francia había sido arrasada en todos los planos, lo que como consecuencia llevó a la pérdida de su control sobre Medio Oriente.

Holanda no tuvo otra opción que dejar de ocuparse de su área de influencia para pasar a ocuparse de su propio territorio.

Aunque no cabe la menor duda que las dos naciones más afectadas por la terrible guerra fueron Alemania y Japón, estas se tuvieron que adecuar a su única alternativa posible, comenzar su reconstrucción lenta en todos los órdenes, con una total dependencia económica y política.

Sin embargo, tras la segunda guerra mundial, habían surgido dos potencias como reales y verdaderas ganadoras, aunque en la guerra no hay triunfadores ni perdedores. Estados Unidos y la Unión Soviética se transformaron en las máximas potencias y dominadoras del mapa mundial.

Ambas extendían su poder sobre la Europa de posguerra, la cual se dividió, como consecuencia de lo nombrado anteriormente, en dos grandes áreas sobre las cuáles estas potencias ejercían su influencia.

Bajo este contexto, las organizaciones debieron comenzar a transformar sus economías de guerra en economías que actúen en condiciones de paz. Una de las características fundamentales de esta conversión era la captación de mano de obra que volvía de los frentes de lucha a fin de reconstruir sus vidas y reintegrarse a sus respectivas familias.

Por otro lado, la notable expansión económica determina un notable crecimiento de las estructuras de las organizaciones, las que a fin de obtener beneficios más significativos decidieron ampliar sus fronteras; por lo que no sólo debieron comenzar a competir con sus iguales por el mercado interno, sino que, además, debían ser necesariamente eficientes para instalarse en otros países y acaparar sus mercados.

Dicho proceso de expansión trae consigo problemas que antes no habían sido tenidos en cuenta.

La aparición de una problemática estratégica obliga a estructurar toda una teoría de la decisión. En esta etapa, la capacidad decisoria concentra tal atención que se constituye en la más preciada de las áreas de capacitación gerencial. Las organizaciones, que en torno a su momento histórico, contaron con capacidad decisoria pudieron crecer y expandirse.

Algunas utilizaron elementos muy interesantes, tales como la comercialización., o como la utilización de conocimientos tecnológicos que antes eran utilizados para el desarrollo bélico.

El desarrollo de la sociología y de la sicología permiten incorporar una nueva concepción en materia de conducta y de análisis del conflicto dentro de la organización.

Las organizaciones demandan teorías integradoras de sus objetivos con sus miembros, que se inserten las posibilidades de participación tratando de lograr eficiencia y satisfacción; lo dicho anteriormente fue lo que llevó a la disolución de las propuestas neoclásicas.

8.2 Teoría

8.2.3 Postulados de la teoría de la organización

La escuela de la teoría de la organización brinda contenidos muy ricos y extensos, los cuales son desarrollados por medio de diversos autores que analizaron los diferentes temas de manera independiente realizando cada uno los aportes que consideraban necesarios; por lo mencionado nosotros vamos a explicar los postulados de la teoría de la organización a través de seis grandes aspectos que incluyen las características de la teoría desarrollada:

• Análisis crítico de los principios de la administración neoclásica y propuesta de búsqueda de una estructura metodológica adecuada.
• Desarrollo de un nuevo concepto en materia de autoridad: la Influencia Organizativa.
• Teoría del equilibrio, basada en la decisión de participar y en el balance de contribuciones y compensaciones.
• Teoría de la formación de los objetivos de la organización
• Teoría del conflicto, identificando causas, tipos y formas de interpretar y analizar los conflictos.
• Teoría de la decisión

A continuación desarrollaremos cada uno de los puntos previamente mencionados a fin de desglosar los contenidos principales de esta teoría.

8.2.2 Análisis crítico de los principios de la administración neoclásica y propuesta de búsqueda de una estructura metodológica adecuada.
 
La escuela neoclásica descansaba sobre sus principios, ya como en su momento también ocurría con la escuela de la administración industrial y general.

Los autores de la teoría de la organización se proponen, principalmente Simon, a reemplazar esos principios por una metodología que se guíe sólo por la eficacia.

Cabe destacar que no estamos afirmando que de toda la estructura neoclásica no se puede rescatar nada sino que lo que extraemos debe haber sido analizado bajo una óptica y metodología diferente. Debido a que ninguno de estos principios tiene la importancia suficiente para servir de principio guía- único.

Lo afirmado nos deja explícitamente en claro que la administración no puede basarse en principios, sino que, por el contrario, como ciencia que es, debe buscar una concepción que posibilite la descripción de las características de las organizaciones en términos aplicables a una teoría.

Al terminar con la vigencia de los principios, Simon señala que: “ lo que necesita la administración es una investigación empírica y experimentos que determinen la conveniencia relativa de las combinaciones administrativas alternativas.[15]
Como fundamento de la necesaria metodología aparece el principio de eficiencia. Para lograr el éxito resulta necesario tener claramente definidos los objetivos a fin de ajustar los resultados en función de ellos y bajo un control experimental que permita aislar el efecto estudiado.

8.2.3 Desarrollo de un nuevo concepto en materia de autoridad: la Influencia Organizativa.
 
Cuando hablamos de Influencia organizativa lo importante no es mandar o tener autoridad sobre los demás, sino lograr la influencia necesaria para que la conducta de los demás se ajuste a los objetivos perseguidos.

Por lo que nos referimos a influencia como la conjunción de la autoridad con la comunicación , entrenamiento y eficiencia.

Cuando hablamos de este nuevo concepto de autoridad resulta indispensable nombrar al autor que lo desarrolló y expuso, Chester Barnard; dicha teoría de autoridad es totalmente contraria a las que se venían exponiendo en las teorías clásicas. Se comprobó que la autoridad entendida hasta ese momento como: el poder de mandar y hacerse obedecer, no era siempre efectiva.

Barnard a partir de allí arribó a la conclusión de que la autoridad no reposa en el poder de quien la posee, ni viene de arriba hacia abajo, por el contrario, “la autoridad reposa en la aceptación o en el consentimiento por parte de los subordinados. El individuo obedece, no por la legitimización de la autoridad, sino al decidir entre las alternativas relacionadas con obedecer o no. En síntesis, tiene en cuenta si la obediencia le trae ventajas que quiere obtener o si la obediencia le trae desventajas que quiere evitar.” [16]
 
Teniendo en cuenta este nuevo concepto de autoridad la comunicación se convierte en algo de suma importancia ya que es el medio único de emitir órdenes.
 
8.2.4 Teoría del equilibrio, basada en la decisión de participar y en el balance de contribuciones y compensaciones.

La organización es considerada como un sistema que recibe contribuciones de los participantes, a través de su trabajo y esfuerzo, y a cambio se les ofrece alicientes e incentivos, entendiendo a estos como los pagos hechos por la organización a sus participantes.

Dentro del sistema de comportamientos sociales interrelacionados(organización) cada participante y cada grupo de ellos reciben incentivos a cambio de los cuales hacen contribuciones a la organización; dichos participantes lo seguirán siendo siempre y cuando los incentivos que se les ofrecen sean iguales o mayores que las contribuciones que le son exigidas.

Las contribuciones de los participantes constituyen la fuente de la cual la organización se suple y obtiene los incentivos que ofrece a los participantes.

El equilibrio refleja el éxito de la organización al remunerar a sus participantes con los montos correspondientes y motivarlos a continuar formando parte de ella, para así garantizar su supervivencia.
 
8.2.5 Teoría de la formación de los objetivos de la organización
 
Dicha teoría se asienta sobre las mismas pautas que la teoría del equilibrio: los participantes en el plano individual y grupal.

Los participantes cuentan con recursos, fines, un sistema de valores y una determinada dosis de influencia.
“El proceso de formación de los objetivos de la organización consta de tres etapas:

1. El proceso de negociación durante el cual se fija la composición y condiciones generales de la coalición.
2. El proceso organizativo interno de control mediante el cual se estabilizan y elaboran los objetivos.
3. El proceso de adaptación a la experiencia mediante el cual se alteran los acuerdos organizativos en respuesta a los cambios ocurridos en el medio ambiente.” [17]
 
A través del mencionado proceso la organización obtiene los objetivos que guiarán a sus actividades, los miembros a través de la negociación fueron ajustando sus necesidades y recursos conformes a los de la organización.
 
8.2.6 Teoría del conflicto, identificando causas, tipos y formas de interpretar y analizar los conflictos.

Podemos señalar tres conflictos posibles:

1. conflicto individual
2. conflicto organizacional con raíces individuales o grupales.
3. conflicto interoganizacional.
 
Conflicto individual: Está localizado en el individuo y la solución está únicamente dentro de él, el mencionado conflicto se da fuera de la organización porque se radica en el individuo. Este se da en función de la no aceptación de alternativas, la no comparabilidad de alternativas o de la incertidumbre subjetiva.

La no aceptación de alternativas: es el caso en que se le presentan al individuo dos alternativas: una de mediana aceptabilidad y otra negativa. Se trata de diferenciar la mejor pero no resulta suficiente respecto del objetivo propuesto. Ante esto el individuo tiende a buscar nuevas alternativas.

• La no comparabilidad de alternativas: Se da cuando se tienen dos alternativas buenas, pero ninguna de las dos puede ser diferenciable respecto de la otra. La persona tiende a concentrarse en su nivel de profundización sobre las escalas.
• La incertidumbre subjetiva: Se da cuando el individuo no conoce cómo se van a dar las alternativas. La persona se basa para superarla, en su experiencia pasada.
 
Conflicto organizacional: Puede ser de dos tipos: el individuo como eje del conflicto o el grupo como origen del conflicto. Dicho conflicto está dentro de la organización.

Por un lado, el conflicto organizacional individual tiene dos causas: la no aceptación y la incertidumbre; por el otro, el grupal, tiene una causa puramente sociológica; depende de la función diferencial en los objetivos, es decir, cuando hay objetivos contrapuestos hay conflicto, también en las diferencias de percepción. En cuanto a la solución de los conflictos tenemos dos modelos, analíticos( logran la solución total o por medio de la persuasión) y los modelos de negociación (pueden de ser de negociación propiamente dicha o de manejo político).
 
Conflicto interorganizacional: Es el conflicto entre dos o más organizaciones. Este se ubica fuera de las organizaciones. Dicho conflicto es prácticamente similar al conflicto organizacional, su requisito fundamental es que no existan conflictos intergrupales, es decir, que cada organización tenga su alternativa aceptable de elección, y que las distintas organizaciones tengan a su vez diversas alternativas aceptables.

El conflicto interorganizacional se resuelve mediante el proceso de negociación.
 
8.2.7 Teoría de la decisión
 
Cuando hablamos de decisión nos referimos al proceso de análisis y selección, entre diversas alternativas disponibles, del curso de acción que la persona deberá seguir. “Toda decisión implica seis elementos:

1. Agente decisorio: es la persona que selecciona la opción entre varias alternativas de acción.
2. Objetivos: Son las metas que el agente decisorio pretende alcanzar con sus acciones.
3. Preferencias: Son los criterios que el agente decisorio utiliza para escoger.
4. Estrategia: Es el curso de acción que el agente decisorio escoge para alcanzar mejor sus objetivos. Depende de los recursos que dispone.
5. Situación: son los aspectos del entorno que rodean al agente decisorio, muchos de los cuales están fuera de su control, conocimiento o comprensión y afectan su escogencia.
6. Resultado: Es la consecuencia o resultante de una estrategia.[18]
 
 La racionalidad está presente en la elección de los medios más adecuados para alcanzar determinados fines y obtener los mejores resultados.
 
El proceso decisorio consta de:

•  Claridad y explicitación del fin a alcanzar y de los medios existentes.
•  Análisis de la cadena de medios a fines, tramo a tramo, comenzando por el primer medio.
•  Detección, en cada tramo, de las alternativas existentes para alcanzar el fin.
•  Determinación de las consecuencias que entraña cada alternativa.
•  Comparación de las consecuencias de las alternativas.
•  Decisión.

8.3 Autores principales

 

Hemos mencionado a lo largo de este apartado a los autores más influyentes en torno al desarrollo de la teoría de la organización.

Sin duda el autor más importante es Herbert Simon al cual consideramos padre de esta teoría, aunque no podemos obviar a otros tales como Barnard y Cyert. Todos los anteriores realizaron aportes notables en cuanto a la participación de las personas en la toma de decisiones, la fijación de objetivos, en sí, a la búsqueda de la mejor forma de definir y estructurar a la organización.

9. Teoría de los Sistemas

9.1 Contexto Histórico

El contexto en el que se desarrolla la teoría de los Sistemas, es el de una Guerra Fría, la cual se dio entre dos bloques totalmente opuestos en sus ideas: El Comunista y el Capitalista.

Pero en realidad se puede decir que esta guerra fue más allá de estos dos bloques, esta se podía encontrar en el tercer mundo, en los países no alineados, pero sus respuestas a los conflictos estaban realmente condicionados por algún bloque.

La Guerra Fría evitó una confrontación directa generalizada, con extremos de tensión nunca antes visto, nunca sin que llegase a violentarse.

La tensión permanente se puso en marcha, la amenaza militar constante, tanto convencional como nuclear, junto a la confrontación ideológica y la guerra económica, lo que alteró profundamente el tejido social, económico y político del conjunto de países que forman la sociedad internacional y alteró la psicología colectiva de los pueblos.

Una de las causas de esta llamada "Guerra Fría" es la incapacidad de las naciones para cooperar y realizar las políticas pactadas, al acabar la segunda guerra mundial, hacia prever algo por el estilo. Estados unidos temían que URSS sacase partido de Europa y Asia y las sometiese variando así su mercado internacional y la URSS viceversa con lo que ambas estaban en permanente tensión.

El control nuclear pudo establecerse durante la guerra fría por un equilibrio de terror: una cosa es aceptar los riesgos de un ataque convencional; otra muy distinta es provocar con ello nuestra propia y segura destrucción. Además, los miembros del club nuclear internacional eran pocos y sus sistemas políticos permitían minimizar las posibilidades de decisiones suicidas. En esas circunstancias, la eventualidad del aniquilamiento total significó, paradójicamente, garantía de paz. El mundo conoció uno de los períodos históricos más prolongados sin un choque frontal entre grandes potencias.

Todas las definiciones del interés nacional en los asuntos internacionales tienden a la suavidad y a lo irrecusable: todas parecen caer, de una u otra forma, la necesidad de crear un entorno internacional que conduzca a la supervivencia.

9.2 Antecedentes

En la evolución del pensamiento administrativo, se dieron una superposiciones de ideas, algunas con adherencia a las anteriores y otras llegando a cambios sustanciales.  

La teoría de la organización y la práctica administrativa también han experimentado cambios sustanciales en años recientes. La información proporcionada por las ciencias de la administración y la conducta ha enriquecido a la teoría tradicional. Estos esfuerzos de investigación y de conceptualización a veces han llevado a descubrimientos divergentes. Sin embargo, surgió un enfoque que puede servir como base para lograrla convergencia, el enfoque de sistemas, que facilita la unificación de muchos campos del conocimiento. Dicho enfoque ha sido usado por las ciencias físicas, biológicas y sociales, como marco de referencia para la integración de la teoría organizacional moderna.  

El primer expositor de la Teoría General de los Sistemas fue Ludwing von Bertalanffy, en el intento de lograr una metodología integradora para el tratamiento de problemas científicos. El fin de la Teoría es producir mas teorías y formulaciones conceptuales que pueden crear condiciones de aplicación en la realidad empírica.

La Teoría General de los Sistemas no busca analogías entre las ciencias, sino trata de evitar la superficialidad científica que ha estancado a las ciencias. Para ello emplea como instrumento, modelos utilizables y transferibles entre varios continentes científicos, toda vez que dicha extrapolación sea posible e integrable a las respectivas disciplinas.

9.3  Teorías

Algunos supuestos básicos de la TGS son:

1.  Existe una nítida tendencia hacia la integración de diversas ciencias naturales y sociales.
2. Esa integración parece orientarse rumbo a un teoría de sistemas.
3. Dicha teoría de sistemas puede ser una manera más amplia de estudiar los campos no-físicos del conocimiento científico, especialmente en ciencias sociales.
4. Con esa teoría de los sistemas, al desarrollar principios unificadores que atraviesan verticalmente los universos particulares de las diversas ciencias involucradas, nos aproximamos al objetivo de la unidad de la ciencia.
5. Esto puede generar una integración muy necesaria en la educación científica.

La TGS afirma que las propiedades de los sistemas, no pueden ser descritos en términos de sus elementos separados; su comprensión se presenta cuando se estudian globalmente.

La TGS se fundamenta en tres premisas básicas:  

1. Los sistemas existen dentro de sistemas: cada sistema existe dentro de otro más grande.
2. Los sistemas son abiertos: es consecuencia del anterior. Cada sistema que se examine, excepto el menor o mayor, recibe y descarga algo en los otros sistemas, generalmente en los contiguos. Los sistemas abiertos se caracterizan por un proceso de cambio infinito con su entorno, que son los otros sistemas. Cuando el intercambio cesa, el sistema se desintegra, esto es, pierde sus fuentes de energía.
3. Las funciones de un sistema dependen de su estructura: para los sistemas biológicos y mecánicos esta afirmación es intuitiva. Los tejidos musculares por ejemplo, se contraen porque están constituidos por una estructura celular que permite contracciones.

La Teoría General de los Sistemas se basa en dos pilares básicos: aportes semánticos y aportes metodológicos, los cuales nos ayudarán a enmarcar el rumbo de esta investigación del tema en cuestión.

9.3.1  Aportes semánticos

Las sucesivas especializaciones de las ciencias obligan a la creación de nuevas palabras, estas se acumulan durante sucesivas especializaciones, llegando a formar casi un verdadero lenguaje que sólo es manejado por los especialistas, esa es la forma en que surgen problemas al tratarse de proyectos interdisciplinarios, ya que los participantes del proyecto son especialistas de diferentes ramas de la ciencia y cada uno de ellos maneja una semántica diferente a los demás.  

La Teoría de los Sistemas, para solucionar estos inconvenientes, pretende introducir una semántica científica de utilización universal, para lo cual describe:  

Sistema: Es un conjunto organizado de cosas o partes interactuantes e interdependientes, que se relacionan formando un todo unitario y complejo.

Cabe aclarar que las cosas o partes que componen al sistema, no se refieren al campo físico (objetos), sino más bien al funcional. De este modo las cosas o partes pasan a ser funciones básicas realizadas por el sistema. Podemos enumerarlas en: entradas, procesos y salidas.   

Entradas: Las entradas son los ingresos del sistema que pueden ser recursos materiales, recursos humanos o información. Estas constituyen la fuerza de arranque que suministra al sistema sus necesidades operativas.  

Las entradas pueden ser:  

- en serie: es el resultado o la salida de un sistema anterior con el cual el sistema en estudio está relacionado en forma directa.
- aleatoria: es decir, al azar, donde el termino "azar" se utiliza en el sentido estadístico. Las entradas aleatorias representan entradas potenciales para un sistema.
- retroacción: es la reintroducción de una parte de las salidas del sistema en sí mismo.  

Proceso: El proceso es lo que transforma una entrada en salida, como tal puede ser una máquina, un individuo, una computadora, un producto químico, una tarea realizada por un miembro de la organización, etc.  

En la transformación de entradas en salidas debemos saber siempre como se efectúa esa transformación. Con frecuencia el procesador puede ser diseñado por el administrador. En tal caso, este proceso se denomina "caja blanca". No obstante, en la mayor parte de las situaciones no se conoce en sus detalles el proceso mediante el cual las entradas se transforman en salidas, porque esta transformación es demasiado compleja. Diferentes combinaciones de entradas o su combinación en diferentes órdenes de secuencia pueden originar diferentes situaciones de salida. En tal caso la función de proceso se denomina una "caja negra".  

Caja Negra: La caja negra se utiliza para representar a los sistemas cuando no sabemos que elementos o cosas componen al sistema o proceso, pero sabemos que a determinadas corresponden determinadas salidas y con ello poder inducir, presumiendo que a determinados estímulos, las variables funcionaran en cierto sentido.  

Salidas: Las salidas de los sistemas son los resultados que se obtienen de procesar las entradas. Al igual que las entradas estas pueden adoptar la forma de productos, servicios e información. Las mismas son el resultado del funcionamiento del sistema o, alternativamente, el propósito para el cual existe el sistema.

Las salidas de un sistema se convierte en entrada de otro, que la procesará para convertirla en otra salida, repitiéndose este ciclo indefinidamente.

Relaciones: Las relaciones son los enlaces que vinculan entre sí a los objetos o subsistemas que componen a un sistema complejo.  

Podemos clasificarlas en:  

- Simbióticas: es aquella en que los sistemas conectados no pueden seguir funcionando solos. A su vez puede subdividirse en unipolar o parasitaria, que es cuando un sistema (parásito) no puede vivir sin el otro sistema (planta); y bipolar o mutual, que es cuando ambos sistemas dependen entre si.

- Sinérgica: es una relación que no es necesaria para el funcionamiento pero que resulta útil, ya que su desempeño mejora sustancialmente al desempeño del sistema. Sinergia significa "acción combinada". Sin embargo, para la teoría de los sistemas el término significa algo más que el esfuerzo cooperativo. En las relaciones sinérgicas la acción cooperativa de subsistemas semi-independientes, tomados en forma conjunta, origina un producto total mayor que la suma de sus productos tomados de una manera independiente.

- Superflua: Son las que repiten otras relaciones. La razón de las relaciones superfluas es la confiabilidad. Las relaciones superfluas aumentan la probabilidad de que un sistema funcione todo el tiempo y no una parte del mismo. Estas relaciones tienen un problema que es su costo, que se suma al costo del sistema que sin ellas puede funcionar.  

Atributos: Los atributos de los sistemas, definen al sistema tal como lo conocemos u observamos. Los atributos pueden ser definidores o concomitantes: los atributos definidores son aquellos sin los cuales una entidad no sería designada o definida tal como se lo hace; los atributos concomitantes en cambio son aquellos que cuya presencia o ausencia no establece ninguna diferencia con respecto al uso del término que describe la unidad.  

Contexto: Un sistema siempre estará relacionado con el contexto que lo rodea, o sea, el conjunto de objetos exteriores al sistema, pero que influyen decididamente a éste, y a su vez el sistema influye, aunque en una menor proporción, influye sobre el contexto; se trata de una relación mutua de contexto-sistema.  

Tanto en la Teoría de los Sistemas como en el método científico, existe un concepto que es común a ambos: el foco de atención, el elemento que se aísla para estudiar.  

El contexto a analizar depende fundamentalmente del foco de atención que se fije. Ese foco de atención, en términos de sistemas, se llama límite de interés.  

Para determinar este límite se considerarían dos etapas por separado:  

a) La determinación del contexto de interés.

b) La determinación del alcance del límite de interés entre el contexto y el sistema.

c) Se suele representar como un círculo que encierra al sistema, y que deja afuera del límite de interés a la parte del 
contexto que no interesa al analista.

d) En lo que hace a las relaciones entre el contexto y los sistemas y viceversa. Es posible que sólo interesen algunas de estas relaciones, con lo que habrá un límite de interés relacional.

Determinar el límite de interés es fundamental para marcar el foco de análisis, puesto que sólo será considerado lo que quede dentro de ese límite.

Entre el sistema y el contexto, determinado con un límite de interés, existen infinitas relaciones. Generalmente no se toman todas, sino aquellas que interesan al análisis, o aquellas que probabilísticamente presentan las mejores características de predicción científica.  

Rango: En el universo existen distintas estructuras de sistemas y es factible ejercitar en ellas un proceso de definición de rango relativo. Esto produciría una jerarquización de las distintas estructuras en función de su grado de complejidad.

Cada rango o jerarquía marca con claridad una dimensión que actúa como un indicador claro de las diferencias que existen entre los subsistemas respectivos.  

Esta concepción denota que un sistema de nivel 1 es diferente de otro de nivel 8 y que, en consecuencia, no pueden aplicarse los mismos modelos, ni métodos análogos a riesgo de cometer evidentes falacias metodológicas y científicas.

Para aplicar el concepto de rango, el foco de atención debe utilizarse en forma alternativa: se considera el contexto y a su nivel de rango o se considera al sistema y su nivel de rango.  

Refiriéndonos a los rangos hay que establecer los distintos subsistemas. Cada sistema puede ser fraccionado en partes sobre la base de un elemento común o en función de un método lógico de detección.  

El concepto de rango indica la jerarquía de los respectivos subsistemas entre sí y su nivel de relación con el sistema mayor.  

Subsistemas: En la misma definición de sistema, se hace referencia a los subsistemas que lo componen, cuando se indica que el mismo esta formado por partes o cosas que forman el todo.

Estos conjuntos o partes pueden ser a su vez sistemas (en este caso serían subsistemas del sistema de definición), ya que conforman un todo en sí mismos y estos serían de un rango inferior al del sistema que componen.
Estos subsistemas forman o componen un sistema de un rango mayor, el cual para los primeros se denomina macrosistema.  

Variables: Cada sistema y subsistema contiene un proceso interno que se desarrolla sobre la base de la acción, interacción y reacción de distintos elementos que deben necesariamente conocerse.  

Dado que dicho proceso es dinámico, suele denominarse como variable, a cada elemento que compone o existe dentro de los sistemas y subsistemas.  

Pero no todo es tan fácil como parece a simple vista ya que no todas las variables tienen el mismo comportamiento sino que, por lo contrario, según el proceso y las características del mismo, asumen comportamientos diferentes dentro del mismo proceso de acuerdo al momento y las circunstancias que las rodean.  

Parámetro: Uno de los comportamientos que puede tener una variable es el de parámetro, que es cuando una variable no tiene cambios ante alguna circunstancia específica, no quiere decir que la variable es estática ni mucho menos, ya que sólo permanece inactiva o estática frente a una situación determinada.  

Operadores: Otro comportamiento es el de operador, que son las variables que activan a las demás y logran influir decisivamente en el proceso para que este se ponga en marcha. Se puede decir que estas variables actúan como líderes de las restantes y por consiguiente son privilegiadas respecto a las demás variables. Cabe aquí una aclaración: las restantes variables no solamente son influidas por los operadores, sino que también son influenciadas por el resto de las variables y estas tienen también influencia sobre los operadores.  

Retroalimentación: La retroalimentación se produce cuando las salidas del sistema o la influencia de las salidas del sistemas en el contexto, vuelven a ingresar al sistema como recursos o información.  

La retroalimentación permite el control de un sistema y que el mismo tome medidas de corrección en base a la información retroalimentada.  

Feed-forward o alimentación delantera: Es una forma de control de los sistemas, donde dicho control se realiza a la entrada del sistema, de tal manera que el mismo no tenga entradas corruptas o malas, de esta forma al no haber entradas malas en el sistema, las fallas no serán consecuencia de las entradas sino de los proceso mismos que componen al sistema.  

Homeostasis y entropía: La homeostasis es la propiedad de un sistema que define su nivel de respuesta y de adaptación al contexto.  

Es el nivel de adaptación permanente del sistema o su tendencia a la supervivencia dinámica. Los sistemas altamente homeostáticos sufren transformaciones estructurales en igual medida que el contexto sufre transformaciones, ambos actúan como condicionantes del nivel de evolución.

La entropía de un sistema es el desgaste que el sistema presenta por el transcurso del tiempo o por el funcionamiento del mismo. Los sistemas altamente entrópicos tienden a desaparecer por el desgaste generado por su proceso sistémico. Los mismos deben tener rigurosos sistemas de control y mecanismos de revisión, reelaboración y cambio permanente, para evitar su desaparición a través del tiempo.  

En un sistema cerrado la entropía siempre debe ser positiva. Sin embargo en los sistemas abiertos biológicos o sociales, la entropía puede ser reducida o mejor aun transformarse en entropía negativa, es decir, un proceso de organización más completo y de capacidad para transformar los recursos. Esto es posible porque en los sistemas abiertos los recursos utilizados para reducir el proceso de entropía se toman del medio externo. Asimismo, los sistemas vivientes se mantienen en un estado estable y pueden evitar el incremento de la entropía y aun desarrollarse hacia estados de orden y de organización creciente.  

Permeabilidad: La permeabilidad de un sistema mide la interacción que este recibe del medio, se dice que a mayor o menor permeabilidad del sistema el mismo será mas o menos abierto.  

Los sistemas que tienen mucha relación con el medio en el cuál se desarrollan son sistemas altamente permeables, estos y los de permeabilidad media son los llamados sistemas abiertos.  

Por el contrario los sistemas de permeabilidad casi nula se denominan sistemas cerrados.

Integración e independencia: Se denomina sistema integrado a aquel en el cual su nivel de coherencia interna hace que un cambio producido en cualquiera de sus subsistemas produzca cambios en los demás subsistemas y hasta en el sistema mismo.  

Un sistema es independiente cuando un cambio que se produce en él, no afecta a otros sistemas.  

Centralización y descentralización: Un sistema se dice centralizado cuando tiene un núcleo que comanda a todos los demás, y estos dependen para su activación del primero, ya que por sí solos no son capaces de generar ningún proceso.

Por el contrario los sistemas descentralizados son aquellos donde el núcleo de comando y decisión está formado por varios subsistemas. En dicho caso el sistema no es tan dependiente, sino que puede llegar a contar con subsistemas que actúan de reserva y que sólo se ponen en funcionamiento cuando falla el sistema que debería actuar en dicho caso.

Los sistemas centralizados se controlan más fácilmente que los descentralizados, son más sumisos, requieren menos recursos, pero son más lentos en su adaptación al contexto. Por el contrario los sistemas descentralizados tienen una mayor velocidad de respuesta al medio ambiente pero requieren mayor cantidad de recursos y métodos de coordinación y de control más elaborados y complejos.  

Adaptabilidad: Es la propiedad que tiene un sistema de aprender y modificar un proceso, un estado o una característica de acuerdo a las modificaciones que sufre el contexto. Esto se logra a través de un mecanismo de adaptación que permita responder a los cambios internos y externos a través del tiempo.

Para que un sistema pueda ser adaptable debe tener un fluido intercambio con el medio en el que se desarrolla.  

Mantenibilidad: Es la propiedad que tiene un sistema de mantenerse constantemente en funcionamiento. Para ello utiliza un mecanismo de mantenimiento que asegure que los distintos subsistemas están balanceados y que el sistema total se mantiene en equilibrio con su medio.  

Estabilidad: Un sistema se dice estable cuando puede mantenerse en equilibrio a través del flujo continuo de materiales, energía e información.  

La estabilidad de los sistemas ocurre mientras los mismos pueden mantener su funcionamiento y trabajen de manera efectiva (mantenibilidad).  

Armonía: Es la propiedad de los sistemas que mide el nivel de compatibilidad con su medio o contexto.

Un sistema altamente armónico es aquel que sufre modificaciones en su estructura, proceso o características en la medida que el medio se lo exige y es estático cuando el medio también lo es.  

Optimización y sub-optimización: Optimización modificar el sistema para lograr el alcance de los objetivos.

Suboptimización en cambio es el proceso inverso, se presenta cuando un sistema no alcanza sus objetivos por las restricciones del medio o porque el sistema tiene varios objetivos y los mismos son excluyentes, en dicho caso se deben restringir los alcances de los objetivos o eliminar los de menor importancia si estos son excluyentes con otros más importantes.  

Éxito: El éxito de los sistemas es la medida en que los mismos alcanzan sus objetivos.  

La falta de éxito exige una revisión del sistema ya que no cumple con los objetivos propuestos para el mismo, de modo que se modifique dicho sistema de forma tal que el mismo pueda alcanzar los objetivos determinados.

9.3.2 Aportes Metodológicos

Jerarquía de los sistemas  

Al considerar los distintos tipos de sistemas del universo Kennet Boulding proporciona una clasificación útil de los sistemas donde establece los siguientes niveles jerárquicos:  

1. Primer nivel, estructura estática. Se le puede llamar nivel de los marcos de referencia.

2. Segundo nivel, sistema dinámico simple. Considera movimientos necesarios y predeterminados. Se puede denominar reloj de trabajo.

3. Tercer nivel, mecanismo de control o sistema cibernético. El sistema se autorregula para mantener su equilibrio.

4. Cuarto nivel, "sistema abierto" o autoestructurado. En este nivel se comienza a diferenciar la vida. Puede de considerarse nivel de célula.

5. Quinto nivel, genético-social. Está caracterizado por las plantas.

6. Sexto nivel, sistema animal. Se caracteriza por su creciente movilidad, comportamiento teleológico y su autoconciencia.

7. Séptimo nivel, sistema humano. Es el nivel del ser individual, considerado como un sistema con conciencia y habilidad para utilizar el lenguaje y símbolos.

8. Octavo nivel, sistema social o sistema de organizaciones humanas constituye el siguiente nivel, y considera el contenido y significado de mensajes, la naturaleza y dimensiones del sistema de valores, la transcripción de imágenes en registros históricos, sutiles simbolizaciones artísticas, música, poesía y la compleja gama de emociones humanas.

9. Noveno nivel, sistemas trascendentales. Completan los niveles de clasificación: estos son los últimos y absolutos, los ineludibles y desconocidos, los cuales también presentan estructuras sistemáticas e interrelaciones.  

9.3.3 Teoría analógica o modelo de isomorfismo sistémico  

Este modelo busca integrar las relaciones entre fenómenos de las distintas ciencias. La detección de estos fenómenos permite el armado de modelos de aplicación para distintas áreas de las ciencias.  

Esto, que se repite en forma permanente, exige un análisis iterativo que responde a la idea de modularidad que la teoría de los sistemas desarrolla en sus contenidos.  

Se pretende por comparaciones sucesivas, una aproximación metodológica, a la vez que facilitar la identificación de los elementos equivalentes o comunes, y permitir una correspondencia biunívoca entre las distintas ciencias.  

Como evidencia de que existen propiedades generales entre distintos sistemas, se identifican y extraen sus similitudes estructurales.  

Estos elementos son la esencia de la aplicación del modelo de isomorfismo, es decir, la correspondencia entre principios que rigen el comportamiento de objetos que, si bien intrínsecamente son diferentes, en algunos aspectos registran efectos que pueden necesitar un mismo procedimiento.  

9.3.4 Modelo procesal o del sistema adaptativo complejo[19]:  

Este modelo implica por asociación la aplicación previa del modelo del rango.

Dado que las organizaciones se encuentran dentro del nivel 8, critica y logra la demolición de los modelos existentes tanto dentro de la sociología como dentro de la administración.  

Buckley, categoriza a los modelos existentes en dos tipos:  

a) aquellos de extracción y origen mecánico, a los que denomina modelo de equilibrio;

b) aquellos de extracción y origen biológico, a los que llama modelos organísmicos u homeostáticos.

"...el modelo de equilibrio es aplicable a tipos de sistemas que se caracterizan por perder organización al desplazarse hacia un punto de equilibrio y con posterioridad tienden a mantener ese nivel mínimo dentro de perturbaciones relativamente estrechas. Los modelos homeostáticos son aplicables a sistemas que tienden a mantener un nivel de organización dado relativamente elevado a pesar de las tendencias constantes a disminuirlo. El modelo procesal o de sistema complejo adaptativo se aplica a los sistemas caracterizados por la elaboración o la evolución de la organización; como veremos se benefician con las perturbaciones y la variedad del medio y de hecho dependen de estas".  

Mientras que ciertos sistemas tienen una natural tendencia al equilibrio, los sistemas del nivel 8 se caracterizan por sus propiedades morfogénicas, es decir que en lugar de buscar un equilibrio estable tienden a una permanente transformación estructural. Este proceso de transformación estructural permanente, constituye el pre-requisito para que los sistemas de nivel 8 se conserven en forma activa y eficiente, en suma es su razón de supervivencia.
 
9.4 Las Organizaciones Como Sistemas  

Una organización es un sistema socio-técnico incluido en otro más amplio que es la sociedad con la que interactúa influyéndose mutuamente.  

También puede ser definida como un sistema social, integrado por individuos y grupos de trabajo que responden a una determinada estructura y dentro de un contexto al que controla parcialmente, desarrollan actividades aplicando recursos en pos de ciertos valores comunes.  

Subsistemas que forman la Empresa: [20]  

a) Subsistema psicosocial: está compuesto por individuos y grupos en interacción. Dicho subsistema está formado por la conducta individual y la motivación, las relaciones del status y del papel, dinámica de grupos y los sistemas de influencia.

b) Subsistema técnico: se refiere a los conocimientos necesarios para el desarrollo de tareas, incluyendo las técnicas usadas para la transformación de insumos en productos.

c) Subsistema administrativo: relaciona a la organización con su medio y establece los objetivos, desarrolla planes de integración, estrategia y operación, mediante el diseño de la estructura y el establecimiento de los procesos de control.  

10. Conclusiones
 
La evolución de la teoría administrativa es un proceso largo, complejo e inevitablemente sujeto a la disparidad de pensamientos de los numerosos autores que intentaron dar solución a los problemas que surgieron en las distintas organizaciones en cada momento histórico.

Un factor determinante que condiciona la disparidad de opiniones es el contexto, por eso resulta fundamental la compresión de las condiciones en que se encontraban las organizaciones para poder comprender el porqué de las teorías y aplicaciones de autores tales como Taylor, Webber y Simon, entre otros, como así también delimitar sus fallas y limitaciones.  

La administración no se formó en un solo día y no fue una sola persona la creadora de todo sus contenidos, fundamentos y observaciones, sino que alberga los aportes de las teorías que se desarrollaron y se seguirán desarrollando, ya que aún no se ha llegado a un techo de conocimiento ya que la realidad es siempre cambiante e indeterminable por lo que siempre habrá lugar para otros enfoques y análisis.
 
En administración, han existido diferentes corrientes o enfoques, es por esto que conocemos varias concepciones acerca de la forma más acertada en que se debe administrar una organización.  

La historia de estas tendencias administrativas se remonta al imperio chino 500 años AC. Después de los chinos, vinieron los egipcios con un sistema administrativo organizado en agricultura, pastoreo y comercio, que Weber calificó como "burócrata". Más adelante los romanos desarrollan un excelente sistema tanto en la agricultura, la minería y el comercio además de la guerra, lo cual los lleva a la prosperidad durante varios siglos, el espíritu de orden administrativo que tuvo el Imperio Romano hizo que se lograra, a la par de las guerras y conquistas, la organización de las instituciones de manera satisfactoria. Estas primeras experiencias de sistemas administrativos, constituyen lo que podríamos llamar Prehistoria del pensamiento administrativo.

Posteriormente en la edad media europea se desarrolló un sistema político único: el feudalismo; al cual procede un período de revoluciones  entre ellas, la Revolución Industrial. Con esta nacen también formas de administración no muy ortodoxas. Ya entrando en lo que se llama la administración moderna (a partir del Siglo XIX) tenemos varias escuelas, la de administración científica, la del comportamiento, la empírica, Pero sin duda, los grandes pioneros del pensamiento administrativo moderno son Frederick Taylor y Henry Fayol, padres de la administración como ciencia.  

Después de Taylor y Fayol, aparecen Gantt y Gilbren cuyo mayor aporte lo constituyen los diagramas de flujo que permiten estudiar operaciones completas y no solo una actividad en especial, para la toma de decisiones.  

Más adelante es Max Weber quien promulga la burocracia como el método más efectivo para administrar las organizaciones. La burocracia es un “tipo ideal” de organización delimitada por una estructura de dominación legal que se ejerce por medio de un cuadro administrativo aplicable a grandes organizaciones tanto del estado como del sector privado.   

Luego aparece Elton Mayo, quien hace parte de la escuela del comportamiento humano . Sus estudios buscaban analizar los efectos que ejercían las condiciones físicas sobre los trabajadores y sobre la producción. El resultado más importante de sus análisis es que los factores psicosociales, como el reconocimiento y la conciencia de pertenecer a un grupo, son más importantes para el nivel de producción que las condiciones físicas de trabajo y los incentivos salariales. También, de la escuela del comportamiento humano, Lewin propuso los grupos de trabajo como factor clave para mejorar la productividad. Otro exponente de esta escuela es Maslow quien observó que la motivación es muy importante para mejorar la productividad de los individuos, quienes se mueven siempre en busca de satisfacer necesidades que se encuentran jerarquizadas.   

Dentro de la escuela americana se tienen representantes como McGregor y Drucker. El primero promovió la teoría Y como respuesta a la administración tradicional o teoría X, esta teoría postula que la motivación, el potencial para el desarrollo, la capacidad para asumir responsabilidad, la disposición para encaminar la conducta hacia metas organizativas, se hallan, todas, presentes en las personas. La administración no las coloca allí. Es de la responsabilidad de la administración el hacer posible que los individuos reconozcan y desarrollen por si mismos estas características humanas. El segundo, aun vigente, abogó por la administración por objetivos que es una respuesta generalizada en el medio empresarial para resolver de una manera participativa el problema de establecer objetivos, y un procedimiento para la correlación y reformulación de la estrategia.  

Finalmente aparece la planeación estratégica que consiste básicamente en el proceso de desarrollar y mantener una adecuada estrategia entre metas y capacidades de una organización y los cambios en sus oportunidades de mercado. 

Buscando, de esta manera, lograr una ventaja competitiva sostenible en el largo plazo.
 
Esta conclusión es apenas una aproximación a las teorías y los pensamientos administrativos ya que hay muchas más prácticas administrativas y aunque varias de ellas han sido pasajeras, han aportado elementos para enriquecer la teoría administrativa.    

Los tiempos han cambiado, los mercados y las empresas también y como en la teoría de la evolución de las especies de Darwin, sólo sobrevivirán los más fuertes y las empresas más fuertes serán las que desarrollen estrategias flexibles (que le permitan adecuarse a los fuertes cambios tecnológicos, económicos y de mercado) de corto y largo plazo para crear y mantener ventajas competitivas que les permitan triunfar en el mercado.

Por todo lo antes mencionado, nos sentimos en condiciones de afirmar que ninguna afirmación en este campo va a ser una verdad indiscutible por siempre. Todas las teorías fueron concebidas para brindar una solución integral para ese entonces. El valor de estudiarlas es no cometer los mismos errores del pasado y a la vez, poder aplicar sus verdades de acuerdo a la situación que como Administradores de Empresas, afrontaremos en el futuro.  

11. Bibliografía
 
- ALVAREZ, Héctor Felipe; Principios de administración; 2ª edición; Ediciones Eudecor; 2000; Argentina; 593 pp.
- AVALOS MUJICA, Fernando, Introducción a la Administración, Córdoba, UCC, 2002
- CHIAVENATO, Idalberto, Introducción a la Teoría General de la Administración; Cuarta Edición. Bogotá, Mc Graw Gill, 1997. 1089 pp.
- ESCALONA, Iván, Frederick Winslow Taylor - Padre De La Ingeniería Industrial, México, Unidad Profesional Interdisciplinaria de Ingeniería y Ciencias Sociales y Administrativas. En Internet: http://www.gestiopolis.com/
- HERMIDA, J. y SERRA, R. Y KASTIKA, E, Administración & Estrategia, Buenos Aires, Macchi, 1992, 662 pp.
- KOONTZ, Harold y HEINZ, Weirich, Administración, una perspectiva global; 11va Edición. Mc Graw Hill, 1998. 796 pp
- MATEO, Carlos, La Escuela Neoclásica  En Internet: http://www.gestiopolis.com/
- STONER, James; FREEMAN, Edward; GILBERT, Daniel; Administración; sexta edición; Pearson Educación, México, 1996, 688 pp.
- ROBINS, Stephen y COULTER, Mary , Administración; 5ta Edición. Prentice Hall, 1996, Mexico DF, 770 pp.
- SIMON, Herbert; El comportamiento administrativo ; Aguilar; España, 1964, 582 pp.

[1] CHIAVENATO, Idalberto, Introducción a la Teoría General de la Administración; Cuarta Edición. Bogotá, Mc Graw Gill, 1997. pp 26-27
[2] KOONTZ, Harold y HEINZ, Weirich, Administración, una perspectiva global; 11va Edición. Mc Graw Hill, 1998. P.214
[3] STONER, James; FREEMAN, Edward; GILBERT, Daniel; Administración; sexta edición; Pearson Educación, México, 1996, p. 29
[4] STONER, J., FREEMAN, E. y GILBERT, D., Op. Cit, p.37.
[5] ESCALONA, Iván, Frederick Winslow Taylor - Padre De La Ingeniería Industrial, México, Unidad Profesional Interdisciplinaria de Ingeniería y Ciencias Sociales y Administrativas.
[6] ALVAREZ, Héctor Felipe; Principios de administración; 2ª edición; Ediciones Eudecor; 2000; Argentina; p.51.
[7] ALVAREZ, Héctor Felipe; Principios de administración; 2ª edición; Córdoba, Ediciones Eudecor; 2000. p.56
[8] AVALOS MUJICA, Fernando, Introducción a la Administración, Córdoba, UCC, 2002, pp 30-32
[9] ROBINS, Stephen y COULTER, Mary, Administración; 5ta Edición. Prentice Hall, 1996, Mexico DF, p.169
[10] HERMIDA, J. y SERRA, R. Y KASTIKA, E, Administración & Estrategia, Buenos Aires, Macchi, 1992, 662 pp. 45-47
[11] Chiavenato, I., Op. Cit. p.553
[12] HERMIDA, J. y SERRA, R. Y KASTIKA, E, Administración & Estrategia, Buenos Aires, Macchi, 1992, 662 pp. 71-78
[13] www.douglasmcgregor.com
[14] HERMIDA, J. y SERRA, R. Y KASTIKA. Op. Cit p.83
[15] SIMON, Herbert; El comportamiento administrativo ; Aguilar; España, 1964, p.35.  
[16] CHIAVENATO, Idalberto; Introducción a la teoría general de la administración; cuarta edición; Mc Graw-Hill, Bogotá; 1997; p. 560.
[17] CYERT, R. Y MARCH, J.; Teoría de las decisiones económicas de la firma; Herrero Hnos.; México; 1965; p. 33.  
[18] CHIAVENATO, I. Op. Cit. p. 551
[19] HERMIDA, J. y SERRA, R. Y KASTIKA, E. Op. Cit.
[20] HERMIDA, J. y SERRA, R. Y KASTIKA, E. Op. Cit.

Primera Página - Página Anterior

Nota: Es probable que en esta página web no aparezcan todos los elementos del presente documento.  Para tenerlo completo y en su formato original recomendamos descargarlo desde el menú en la parte superior

María Eugenia Bupo, Emilio Gattás, Gabriel Mauri, Gustavo Peman , Nicolás Rossi, Lucía Sanz  

emiliogattasarrobatutopia.com 

Comentarios
comments powered by Disqus

Nuevas publicaciones

⇐ Hazte Fan en Facebook
⇐ Síguenos en Twitter
⇐ Agréganos en Google +
⇐ Suscríbete vía Email
"Si tú tienes una manzana y yo tengo una manzana e intercambiamos las manzanas, entonces tanto tú como yo seguiremos teniendo una manzana. Pero si tú tienes una idea y yo tengo una idea e intercambiamos ideas, entonces ambos tendremos dos ideas"
George Bernard Shaw
Comparte conocimiento
Contenidos publicados con licencia CC BY-NC-SA 3.0 a excepción de los casos en los que se indican derechos de autor específicos. Sugerimos contactar a los autores al usar material públicamente.