Racionalismo en el manejo de los recursos naturales. Ensayo

“Operación interdisciplinaria del capital humano, manufacturado y natural, desde la perspectiva del racionalismo”.

Descripción breve

“En este ensayo presento la influencia del racionalismo en la operación interdisciplinaria desequilibrada del capital humano, el capital manufacturado y el capital natural, y sus consecuencias”.

Introducción

Operación interdisciplinaria del capital humano, manufacturado y natural. Desde la formación del planeta Tierra ha existido un elemento fundamental para la existencia de la vida, me refiero a la naturaleza que en términos ecológicos se le denomina capital natural, “el capital es una categoría de la economía política pero se adopta el concepto de “capital natural” desde la perspectiva de la Economía Ecológica” (Carlos Federico Álvarez Hincapie, Revista Lasallista de investigación, 2010), el hombre considerado el capital humano ha mantenido desde la época primitiva una interacción estrecha con el capital natural, para que este pudiera subsistir tuvo la necesidad de hacer uso de los recursos naturales para alimentarse, cubrirse, defenderse, conquistar etc., este binomio por muchos siglos mantuvo una relación equilibrada que permitió el desarrollo del hombre en todos los sentidos, siendo su inteligencia uno de los más importantes y de mayor impacto para su propia vida y para el planeta. Aprendió a cultivar la tierra para obtener sus alimentos, a criar y domesticar animales para su consumo y transporte, y utilizar diversos materiales para elaborar recipientes y utensilios para uso personales.

Durante los diferentes periodos de la evolución de la sociedad humana se han presentado avances importantes que han mejorado las condiciones de vida de los seres humanos, en contraste, también han ocurrido situaciones que han afectado su hábitat. Algunas regiones del planeta han tenido que pagar con creces el costo de la modernización, mientras que otras regiones han alcanzado grandes avances y obtenido muchas comodidades haciendo más fácil y en mejores condiciones la vida de los habitantes.

Con relación al deterioro ambiental se ha considerado como parteaguas el inicio de la revolución industrial, la sociedad humana creció considerablemente y tuvo que buscar más satisfactores en cantidad y en diversidad para satisfacer sus necesidades, esta situación permitió el establecimiento de la producción masiva de productos dejando en segundo término la producción artesanal, desde entonces empezaron a aparecer los basureros industriales, depósitos de residuos o de chatarras generados por la actividad industrial, es en este momento que se hace presente el capital manufacturado elemento que se incorpora a la dinámica evolutiva de la sociedad, en la medida en que la población ha ido creciendo de manera exponencial, el impacto al medio ambiente también ha crecido de esta manera.

El gran desequilibrio en las condiciones ambientales se ha hecho muy aguda por la injusta relación entre los países del norte y los países del sur en el ámbito del cuidado del medio ambiente. “La necesidad de nuevos modelos resulta más urgente en el contexto de cambio global en el que estamos inmersos, generado principalmente por los patrones de consumo de los países del Norte. Estos, para mantener su metabolismo económico, necesitan acaparar la mayor parte de la producción primaria neta del planeta, utilizando al Sur básicamente como fuente de materias primas y energía y como sumidero de residuos, hipotecando en buena medida sus posibilidades de desarrollo futuro”. (José A. González, Carlos Montes, Ignacio Santos, 2007).

El capital natural que poseen los países pobres son requeridos por los países desarrollados que los utilizan para la producción de los satisfactores que la sociedad moderna demanda y cada día en mayores cantidades, parte de este capital manufacturado es enviado a estos países que proporcionaron el capital natural a veces en condiciones comerciales poco favorables para ellos, este flujo de capital natural ha generado efectos irreversibles en la naturaleza. “Se estima que los países de renta alta se apropian de una a cinco veces más que su parte equitativa de los servicios del capital natural del planeta, mientras que los países de renta baja utilizan sólo una fracción de lo que les correspondería equitativamente en función de su población”. (W. E. REES, 2007). Los países de renta alta se caracterizan por haber desarrollado una sociedad consumista que además de requerir satisfacer sus necesidades básicas, han generado nuevas necesidades que aun no siendo imprescindibles para la subsistencia, exigen satisfactores que en su elaboración consumen grandes cantidades de capital natural, contribuyendo con la explotación desmedida de los recursos naturales. “En la década de los noventa los economistas ecológicos adoptaron el concepto de capital natural, como un recurso metodológico en sus análisis comparativos con el capital fabricado por el hombre. Bajo este concepto clasificaron las diferentes clases de acervos y flujos que generan todos los recursos y servicios provenientes de la naturaleza y que usa el sistema económico”. (Martha Duarte De Sandoval, 2000)

Considero que con base en muchos de los trabajos de investigación y análisis del estado actual que presenta el medio ambiente, es necesario con prontitud establecer acciones enfocadas a generar una relación diferente entre los capitales humano y manufacturado con el capital natural, para desacelerar el deterioro del medio ambiente. La relación Norte-Sur también pone de manifiesto la necesidad de un cambio emergente en la cultura de conservación y protección del medio ambiente, puesto que los países del Norte adquieren grandes cantidades de los recursos naturales que poseen los países del Sur para procesarlos y convertirlos en capital manufacturado. A partir de eventos internacionales importantes realizados en los años recientes como la Cumbre de Rio realizada en 1992 y la Evaluación de Ecosistemas del Milenio efectuada en el 2001, han hecho evidente el problema dual Modernidad contra Agotamiento de los ecosistemas, lo que ha logrado que muchos gobiernos pongan atención a este gravísimo problema y den prioridad en la asignación de recursos económicos para frenar este fenómeno que afecta a la población mundial, actualmente en los países desarrollados se destinan importantes recursos económicos para contrarrestar el impacto ambiental derivado de los procesos industriales, estos se han aplicado entre otras necesidades al establecimiento de programas que han modificado en cierta medida las actitudes de la población, creando conciencia entre los habitantes, lo que ha permitido desacelerar la degradación del medio ambiente en estas regiones. Sin embargo, en los países subdesarrollados considerados del Sur, la falta de recursos económicos en los gobiernos, así como, el desequilibrio en las relaciones Norte-Sur han hecho que exista además del impacto ambiental generado en estos países por los del Norte, muy poca actividad para la reducción del deterioro ambiental, agudizándose este problema ecológico por la sobre explotación de los recursos naturales. “Como la producción económica es un proceso de trabajo sustentado por un flujo de energía y materia, se da un flujo irreversible, unidimensional de energía y materiales de baja entropía del medio ambiente, al sistema económico para su transformación y que retorna al medio ambiente en forma de energía y materiales no disponibles, con alta entropía”. (Martha Duarte De Sandoval, 2000)

Racionalismo

Este concepto está definido como una “Doctrina filosófica cuya base es la omnipotencia e independencia de la razón humana”. (Diccionario RAE). En este sentido el racionalismo cobra gran importancia dentro del medio ambientalismo, para relacionar esta doctrina filosófica retomo lo mencionado al principio de este ensayo, al inicio de la civilización el ser humano carecía de conocimientos y a lo único que atendía y respondía era a lo que observaba a su alrededor y a su instintos naturales, poco a poco fue relacionando hechos y fue generando conocimiento que de manera también instintiva fuer relacionando con lo que sucedía en su andar, por eso durante la era del hombre primitivo y de acuerdo a los hallazgos encontrados, el ser humano veneraba a la naturaleza, muchos de los elementos de esta eran adorados como dioses, creía que la luz y el estampido de un rayo era producido por un ser omnipotente, fue así como guardo respeto y veneró como dioses al agua, al fuego, al viento, etc. por ejemplo los Mayas veneraban a Ahau kin dios del Sol, a Chac dios de la lluvia, por su parte los Aztecas tenían a Tlaloc dios de la lluvia, Quetzalcoatl se le consideraba dios de la fertilidad, la tierra y el agua, en otras civilizaciones también se adoraron a dioses relacionados con la naturaleza, los Egipcios consideraron a Anuket diosa del Nilo y del agua, a Shu dios del aire y la luz, Tatenem dios creador y de lo que nace bajo la tierra, probablemente el temor a lo desconocido ejerció influencia en el hombre para respetar a los elementos de la naturaleza. Con el paso del tiempo y al desarrollar su inteligencia, generar nuevos conocimientos y evolucionar en todos los ámbitos se desprende casi por completo de estas creencias y cambia su relación con el entorno, abusando desmedidamente en el uso de capital natural y provocando un desgaste gigantesco en los recursos que provee la naturaleza. “Una de las conclusiones más relevantes de la EM es que el ser humano, en la segunda mitad del siglo XX, ha alterado la estructura y funcionamiento de los ecosistemas del planeta más que en ningún otro momento anterior de la historia y, como resultado de ello, 15 de los 24 servicios de los ecosistemas analizados (62%) se están degradando o están siendo explotados de forma insostenible”. (Millenium Ecosystem Assessment, Ecosystems and human well-being: Synthesis report, Island Press, Washington, D.C., 2005).

La importancia de la influencia del racionalismo aplicada a la operación interdisciplinaria del capital humano, manufacturado y natural.

Es difícil pensar que el capital humano cambiará de inmediato su forma de operación con los otros dos capitales y que tomará conciencia del problema que vive la humanidad, en otras palabras, del grave problema que está padeciendo, poniendo en riesgo la existencia de vida sobre el planeta, el desequilibrio ambiental está provocando cambios drásticos en el clima, que ha generado la formación de fenómenos naturales como huracanes, tornados, incendios, entre otros, con comportamientos diferentes a lo habitual, la frecuencia de estos eventos es cada vez más alta que en muchos casos los efectos han sido catastróficos. Ante la impotencia de enfrentar estos fenómenos naturales o de contenerlos y mucho menos de controlarlos, tal vez entonces el ser humano nuevamente le guarde respeto a la naturaleza y la venere como en épocas pasadas.

Conclusiones

Apremia que cambiar la operación interdisciplinaria de los capitales, el ser humano que es el ente pensante debe enfocar toda su inteligencia desarrollada, pero, ahora hacia la obtención del capital manufacturado con un amplio respeto al capital natural, desde luego que no es una tarea fácil, el ser humano tiene que convencerse de que el tiempo se ha agotado, tiene que creer que ha ocasionado daños irreversibles a su hábitat por esta práctica irresponsable donde se ha priorizado el desarrollo económico, “Es el desquiciamiento del mundo al que conduce la cosificación del ser y la sobreexplotación de la naturaleza; es la pérdida del sentido de la existencia que genera el pensamiento racional en su negación de la otredad” (Enrique Leff, 2004), tiene que creer que los recursos naturales son agotables, que se debe sustentar el desarrollo social con base en la economía ecológica, es decir, formar una nueva sociedad totalmente responsable que crea que la vida puede continuar si modifica sus actitudes para asegurar la sobrevivencia de la humanidad. “las creencias tienen una función mediadora esencial entre los valores y la conducta porque definen el tipo de personas o cosas que se piensa que están afectados por los problemas medioambientales, y hasta qué punto se puede hacer algo por ellos”. (Díaz Coutiño Reynol, 2011). Si se logra establecer un nuevo paradigma en la interrelación de los capitales natural, humano y manufacturado se habrá dado un gran paso en la evolución y desarrollo del hombre.

Bibliografía

  • Reynol Díaz Coutiño, 2011, Desarrollo Sustentable, Mc Graw Hill.
  • Enrique Leff, 2004, Racionalidad Ambiental, La reapropiación social de la naturaleza. Siglo XXI, Editores.
  • Carlos Federico Álvarez Hincapie, 2010, Revista Lasallista de investigación.
  • José A. González, Carlos Montes, Ignacio Santos, 2007, Revista Papeles, 2007/08
  • Martha Duarte De Sandoval, 2000, Modelo de análisis económico ecológico para el sector minero.
  • Millenium Ecosystem Assessment, Ecosystems and human well-being: Synthesis report, Island Press, Washington, D.C., 2005.
  • W. E. Rees, 2007, “Globalización y sostenibilidad: ¿conflicto o convergencia?”, Papeles de Cuestiones Internacionales, Nº 98.

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Estás en libertad de marcarlo con "Me gusta" o no

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Escrito por:

Cita esta página
Sarmiento Torres Jorge Arturo. (2014, diciembre 3). Racionalismo en el manejo de los recursos naturales. Ensayo. Recuperado de http://www.gestiopolis.com/racionalismo-en-el-manejo-de-los-recursos-naturales-ensayo/
Sarmiento Torres, Jorge Arturo. "Racionalismo en el manejo de los recursos naturales. Ensayo". GestioPolis. 3 diciembre 2014. Web. <http://www.gestiopolis.com/racionalismo-en-el-manejo-de-los-recursos-naturales-ensayo/>.
Sarmiento Torres, Jorge Arturo. "Racionalismo en el manejo de los recursos naturales. Ensayo". GestioPolis. diciembre 3, 2014. Consultado el 8 de Diciembre de 2016. http://www.gestiopolis.com/racionalismo-en-el-manejo-de-los-recursos-naturales-ensayo/.
Sarmiento Torres, Jorge Arturo. Racionalismo en el manejo de los recursos naturales. Ensayo [en línea]. <http://www.gestiopolis.com/racionalismo-en-el-manejo-de-los-recursos-naturales-ensayo/> [Citado el 8 de Diciembre de 2016].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de montuno en Flickr