La proactividad como camino al éxito

  • Autoayuda
  • 3 minutos de lectura

Realizando una búsqueda en Internet, introduje la palabra Proactividad  pude observar que entre los resultados no aparecía el diccionario online de la Real Academia Española; entonces fui directamente a la página de ésta referencia e introduje Proactividad, no me sorprendí mucho el resultado fue que la palabra no está registrada en la última edición del diccionario de la Real Academia Española.

Como es una palabra compuesta, la busque en www.rae.es por separado Pro y actividad. El significa de Pro más general que podía utilizar para este artículo es:  1. amb. Provecho, ventaja, y los significados de Actividad que me parecieron más adecuados son. 1. f. Facultad de obrar, 2. f. Diligencia, eficacia, 3. f. Prontitud en el obrar. En conclusión, a mi buen entender la Proactividad consiste en la capacidad de sacar ventaja del buen desempeño de nuestro trabajo.

Indagando en la web encontré el artículo: Proactividad y éxito profesional de Maria Pallarés,  donde habla ampliamente de la Proactividad y compara varias acepciones de autores en el área empresarial y gerencial.

De este buen artículo de María Pallarés citaré oraciones de los significados de Proactividad para los tres autores que ella menciona:

Steven Coves: la Proactividad no significa sólo tomar la iniciativa, sino asumir la responsabilidad de hacer que las cosas sucedan; decidir en cada momento qué queremos hacer y cómo lo vamos a hacer.

Ralf Schwarzer: sostiene que el comportamiento proactivo es la creencia de las personas en su potencial para mejorarse a sí mismas, su situación y a su entorno.

Bateman y Crant: la Proactividad supone crear cambio, no sólo anticiparlo.

Ahora bien, una vez ubicados en un amplio contexto de citas bibliográficas de expertos en el área empresarial, gerencial y de recursos humanos, me gustaría compartir con ustedes una frase que repite constantemente una compañera de trabajo: La proactividad se paga caro.

Cuando nos entrevistamos para un nuevo empleo la persona que está realizando el proceso de selección espera escuchar de nosotros la palabra mágica Proactividad y si no la mencionas te dan un ejemplo de una situación laboral y te preguntan cómo actuarías, si contestas según lo esperado cierran el ejemplo diciendo: eso es lo que necesitamos una persona proactiva.

Resulta que a veces los supervisores no quieren un profesional proactivo sino un profesional respetuoso de los procedimientos y lineamientos;  que cumpla con su trabajo a tiempo, que actué bajo un estándar corporativo, que dé buenos resultados, que cumpla con su horario y que llene correctamente los formatos.

Es una equivocación pensar que todos los supervisores desean profesionales proactivos bajo línea de mando, simplemente porque los profesionales proactivos tal como lo mencionan las diferentes acepciones tienen la capacidad de tomar decisiones, de generar cambios, de hacer precedentes, de anticiparse a los problemas, de ofrecer una solución preventiva; un profesional proactivo toma la iniciativa y se responsabiliza de sus actos, además un profesional proactivo tiene el don de tener su propio criterio.

Cuando nos encontramos con profesionales de ésta envergadura en el empleo equivocado es cuando escuchamos La proactividad se paga caro, porque detrás de una acción siempre viene el reproche.

Ambos perfiles profesionales son muy valiosos pero en el puesto equivocado son un dolor de cabeza, el profesional esquemático respetuoso de los procedimientos y los límites de sus funciones se convertirá en la decepción de su jefe y el profesional proactivo solucionador de problemas se hará una imagen de rebelde, rompe reglas, de difícil manejo y comunicación.

En lo particular me identifico con el perfil proactivo solucionador de problemas, debo confesar que muchas veces he sido el dolor de cabeza de alguien y otras muchas he sido la persona idónea para manejar situaciones difíciles.

La sugerencia obligada en este tema es considerar como empleador que perfil deseamos para que mañana la persona seleccionada no se convierta en nuestro dolor de cabeza y, como profesional en búsqueda de nuevas oportunidades sugiero indagar bajo su propio criterio si es usted el indicado para ejercer esas funciones.

Si su naturaleza es ser Proactivo y decide tomar un empleo que no requiere de su perfil, tendrá que desarrollar otras habilidades para que su supervisor valore sus cualidades, de cualquier manera es una ganancia ya que usted tendrá que aprender técnicas y herramientas de negociación, autocontrol, entre otros para que su estadía en ese lugar de trabajo sea exitoso.

Escoja un camino y siéntase feliz consigo mismo del potencial que tiene. ¡Éxitos a todos!!

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Estás en libertad de marcarlo con "Me gusta" o no

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Cita esta página
Rojas Ayala Loyramar Lourdes. (2013, febrero 22). La proactividad como camino al éxito. Recuperado de http://www.gestiopolis.com/proactividad-camino-exito/
Rojas Ayala, Loyramar Lourdes. "La proactividad como camino al éxito". GestioPolis. 22 febrero 2013. Web. <http://www.gestiopolis.com/proactividad-camino-exito/>.
Rojas Ayala, Loyramar Lourdes. "La proactividad como camino al éxito". GestioPolis. febrero 22, 2013. Consultado el 11 de Diciembre de 2016. http://www.gestiopolis.com/proactividad-camino-exito/.
Rojas Ayala, Loyramar Lourdes. La proactividad como camino al éxito [en línea]. <http://www.gestiopolis.com/proactividad-camino-exito/> [Citado el 11 de Diciembre de 2016].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de hulagway en Flickr