El sentido de la vida desde una perspectiva de los valores y principios para jóvenes

Autor: Mercedes Marisa Sosa Villatoro

Autoayuda y superación personal

18-11-2010

Vivimos en una época de grandes avances tecnológicos y científicos, pero al mismo tiempo nos enfrentamos a un mundo sumido en una severa crisis de valores, que provoca un retroceso marcado en las conductas sociales de las nuevas generaciones; desinterés de la violencia en todas sus vertientes, falta de respeto y bajo nivel de responsabilidad.

Incremento en problemas de abusos alimenticios, depresión, adicciones y suicidios. Por tanto es importante reconocer que al practicar y desarrollar los valores y principios son la mejor guía para una vida verdaderamente triunfante.

Las personas actúan de acuerdo a como son, de conformidad con sus valores o principios, quiéranlo o no. Una persona que es deshonesta actuará con deshonestidad, una persona perezosa actuará como un perezoso.

Lo más común es que cada persona desarrollo los valores que ha vivido en su familia, o que trae dentro de sus genes por herencia; sin embargo, eso no condena a una persona a ser de determinada manera. Por ejemplo, si provengo de una familia irresponsable, no necesariamente yo tengo que vivir mi vida como un irresponsable; por el contrario, darle un giro a nuestro sentido de vida, nutriéndolo de valores y principios de felicidad, de convivencia y de éxito que al aplicarlo, nos brindaran la capacidad de ser personas victoriosas en todas las áreas de nuestra vida.

Los valores como el amor y la amistad se relacionan con la alegría de vivir y la felicidad. Seguramente cuando hablamos con cualquier joven y le preguntamos qué prefiere, si tener éxito en alguna profesión o llegar a ser feliz, casi todos optarán por la felicidad, aunque algunos confunden aún el término satisfacción y logro con el de felicidad; porque piensan que haber logrado algo en la vida es sinónimo de felicidad, sin embargo, eso no es así.

Existen jóvenes que no han logrado muchas cosas y son personas felices y satisfechas, y otras han estado colmadas de éxitos y son personas infelices. Encontrarle sentido a la vida es de vital importancia, pues de otra manera podríamos ser presa fácil de los falsos sentidos, recordando que un vacío siempre es llenado, ya que, en el mundo en que vivimos no permite carencias y muy profundamente nosotros tampoco creemos en ellas.

En ausencia de un verdadero propósito y sentido en la vida, encontraremos situaciones con que llenar ese vacío, y al hacerlo le estaremos dando la espalda momentáneamente a nuestro impulso interior, que nos motiva a buscar dentro de nosotros mismos las respuestas.

Por el contrario, al elegir algún falso sentido y lo llegamos a expandir hasta crees que llenamos nuestra vida; de esta manera elegimos creer que no necesitamos ocuparnos de encontrarle sentido a nuestra existencia. Eso nos hace sentir más cómodos al menos por un rato.

En caso de no tener un plan de vida, nuestras actividades diarias se podrían convertir en ese plan y, hacernos vivir la ilusión de que le estamos dando un sentido a nuestra vida, cuando la realidad es otra; no le brindan más que un sentido fraccionado. Tal vez ocupen nuestros pensamientos y nuestras acciones, pero no pueden brindarnos una satisfacción total.

Encontrarle sentido a nuestra vida, es toda una aventura y significa creer realmente que nos hemos y seguiremos manifestándonos por un propósito elevado, que solo nosotros podemos vislumbrar y lograr.

Una vez comprendido esto, dedicarnos a encontrar ese propósito para darle sentido a la vida, es la elección natural; sin olvidar que debemos poner en práctica valores y principios tales como la disciplina, la excelencia y la responsabilidad; que nos ayuden a encontrar el éxito en nuestro verdadero sentido de vida.

Ya que esa es la única manera en la cual podemos asegurar que nuestra vida será empleada de la mejor manera, que nuestros dones y talentos se utilizarán a toda su capacidad, y sólo así podremos lograr lo que nos proponemos con una profunda satisfacción, la que sólo produce el éxito verdadero.

Independientemente del punto de partida, la creación de un plan de vida es esencial. Cada joven necesita encontrarle sentido a su vida, saber por qué están aquí; una vez establecido este plan, sus actividades y proyectos emergen de y son coherentes de ellos. De esta manera sus acciones adquieren sentido y se toma consciencia de la capacidad con la que pueden crear su propia realidad a voluntad, encontrando el sentido de su vida.

Bibliografía

• Galdona Javier, Programa de Educación en Valores. 2003.
• Zamora Pablo, Valores y principios. Editorial IBALPE.

Urlgrafía

• http://drault.com/2006/11/22/%C2%BFque-es-el-sentido-de-la-vida/
Consultada el día: 18 de Octubre de 2010.

Mercedes Marisa Sosa Villatoro - marisasoviarrobahotmail.com

Universidad del Sur.

Comentarios
comments powered by Disqus

Nuevas publicaciones

⇐ Hazte Fan en Facebook
⇐ Síguenos en Twitter
⇐ Agréganos en Google +
⇐ Suscríbete vía Email
"Si tú tienes una manzana y yo tengo una manzana e intercambiamos las manzanas, entonces tanto tú como yo seguiremos teniendo una manzana. Pero si tú tienes una idea y yo tengo una idea e intercambiamos ideas, entonces ambos tendremos dos ideas"
George Bernard Shaw
Comparte conocimiento
Contenidos publicados con licencia CC BY-NC-SA 3.0 a excepción de los casos en los que se indican derechos de autor específicos. Sugerimos contactar a los autores al usar material públicamente.