La discriminación dentro de las organizaciones en México

  • Talento
  • 5 minutos de lectura

Resumen

La discriminación dentro de las organizaciones puede darse por diferentes razones, ya sea por su género, raza, condición social, preferencias sexuales, cultura, idioma, etc.

Actualmente existen leyes que protegen nuestros derechos, sin embargo estas no son suficientes para que los dueños de las empresas hagan a un lado las discriminaciones como las mismas posibilidades de tener una gerencia tanto un hombre como una mujer.

No importa cuántas leyes existan, mientras no se inculque como educación el hecho de que todos somos iguales y tenemos los mismos derechos, no se podrá combatir la discriminación dentro de las empresas.

La discriminación dentro de las organizaciones

I.- Introducción

A pesar de que en nuestro país se habla constantemente de la igualdad entre hombres y mujeres, en los últimos años no podemos hablar de una igualdad verdadera entre los mismos. Es casi imposible cambiar todo de un solo golpe.

La discriminación laboral es y ha sido una de las formas más comunes de represión en las diversas sociedades, culturas y en todos los tiempos. Se discrimina por cuestiones de edad, género, preferencia sexual, nacionalidad, religión, profesión, etc.

II.- Antecedentes

Los antecedentes de la discriminación comenzaron en el siglo XVIII cuando los españoles llegaron a México. La mayoría de la población de la de nueva España estaba integrada por criollos y españoles, la otra parte de la población eran castas y esclavos que eran explotados y sin derechos.

Las castas también eran víctimas de la discriminación racial estos componían la clase trabajadora de la cuidad, minas y trasportes, los negros le otorgaron los trabajo más pesados, como la minería, el ingenio azucarero, obrajes y haciendas, los indígenas sufrieron injusticias, los trabajos pesados, y agotadores la paga era muy mínima, en ellos descanso el peso de la economía colonial.

Más tarde la población indígena sufrió discriminación social, es decir, estuvieron sometidos a diferentes clases de tributos y desempeñaban trabajos muy pesados en la agricultura, minería y haciendas.

En la actualidad no solo en esos rubros hay discriminación sino también en otros como por ejemplo, discriminación por preferencias sexuales, forma de ser, forma de vestir, etc. Todas estas se presentan en las organizaciones ya sean grandes o pequeñas.

III.- Desarrollo

La discriminación puede definirse como la distinción o diferenciación que se hace en favor o en contra de una persona o cosa en comparación con otras. Se discrimina socialmente cuando se hacen distinciones entre personas por motivos de clase o categoría sin considerar el mérito individual. Algunos ejemplos de discriminación social son la raza, el género, la edad, la nacionalidad, la religión, la incapacidad, la orientación sexual, la altura y el peso.

Los roles de género tienden a permanecer iguales, a fijar y anclar los diferentes comportamientos que se consideran correctos para los hombres y para las mujeres, es por eso que a pesar de la igualdad formal entre ambos sexos de que pueda gozar una sociedad, es posible descubrir una tendencia muy acentuada a juzgar de manera distinta las actuaciones que realizan las mujeres y las que protagonizan los hombres. El control que ejerce la sociedad se presenta más severo y opone más resistencia al cambio femenino. Si en una empresa se tiene una vacante para un puesto gerencial es mucho más frecuente encontrarnos que prefieren que éste sea ocupado por un hombre que por una mujer, a pesar de que empezamos a ver que las mujeres están ocupando de manera minoritaria puestos de alta dirección.

Actualmente si accedemos al mercado laboral nos damos cuenta que aún son muchas las empresas que continúan inclinándose por ocupar hombres prioritariamente que a las mujeres, y vemos que también llevan preferencia en los procesos no solo de selección sino también en los de promoción; las mujeres reciben en algunas ocasiones salarios inferiores a los de los hombres por realizar el mismo trabajo, por otro lado, el índice de temporalidad sigue siendo mayor entre las mujeres que en los hombres y vemos que no se renuevan contratos a mujeres embarazadas además es muy notorio que para contratar a una mujer le soliciten primero que se realice una prueba de embarazo. El contexto es social; la discriminación de género no se da individualmente, puesto que son necesarias representaciones de ambos sexos para que pueda darse esta situación: al menos una mujer y un varón.

En México, muchas de las cosas hoy posibles para las mujeres han sido logros necesarios para intentar llegar a la igualdad de género la incorporación de la mujer al mundo laboral, la creación de una legislación para defender los casos de violencia contra las mujeres o incluso el voto.

Aun cuando la publicidad está funcionando en los últimos años poniendo en circulación soluciones modernas ante las necesidades del mundo actual, el planteamiento que suele darse es más estético que de fondo a pesar de que se habla de las consecuencias de la incorporación de las mujeres al mundo laboral, la realidad nos sigue indicando que no existe un trato equitativo de hombres y mujeres dentro del discurso publicitario (Melin-Higgins,2001). Al recibir información desde diferentes ámbitos nos damos cuenta de que se siguen reproduciendo valores que sitúan a las mujeres en planos de subordinación y dependencia, el hogar y el cuidado siguen siendo las principales prioridades para las mujeres y vemos que el trabajo fuera del hogar sigue pareciendo natural adjudicárselo a los hombres.

Pensamos que actualmente la mujeres pueden ganar un salario gracias a la educación que han recibido y ya no solo están sujetas a la administración del hogar y al cuidado de los hijos, de cualquier manera continua la discriminación aunque valga igual un hombre a una mujer no se les considera iguales para efectos de asignarles un sueldo, tampoco se les considera iguales para efectuar algunas tareas como la mecánica o la electricidad por ejemplo. Las mujeres deberían de tener las mismas oportunidades para conseguir un trabajo.

IV.- Conclusión

En conclusión podemos decir que aun existiendo la Ley Federal Para Prevenir y Eliminar la Discriminación y ciertas sanciones para las empresas que ejercen este acto, en México se sigue en la misma postura de hace algunos siglos.

En la actualidad lamentablemente se le sigue dando una preferencia a los hombres que a las mujeres para ocupar un puesto de importancia o gerencial dentro de las organizaciones. Por otro lado, las preferencias sexuales también son un factor muy importante dentro de las mismas, puesto que la mayoría de estas niegan un trabajo a personas homosexuales por el simple hecho de no tener los gustos que la sociedad ha dicho ser los correctos.

Se necesita una concientización desde el núcleo familiar para poder entender que todos tenemos los mismos derechos y la discriminación solo es un acto que denigra a las personas y puede ser considerado como un desapego a la ley.

V.- Referencias

Hazle saber al autor que aprecias su trabajo

Estás en libertad de marcarlo con "Me gusta" o no

Tu opinión vale, comenta aquíOculta los comentarios

Comentarios

comentarios

Compártelo con tu mundo

Escrito por:

Cita esta página
Rodríguez Ramos Montserrat. (2014, mayo 7). La discriminación dentro de las organizaciones en México. Recuperado de http://www.gestiopolis.com/la-discriminacion-dentro-de-las-organizaciones-en-mexico/
Rodríguez Ramos, Montserrat. "La discriminación dentro de las organizaciones en México". GestioPolis. 7 mayo 2014. Web. <http://www.gestiopolis.com/la-discriminacion-dentro-de-las-organizaciones-en-mexico/>.
Rodríguez Ramos, Montserrat. "La discriminación dentro de las organizaciones en México". GestioPolis. mayo 7, 2014. Consultado el 4 de Diciembre de 2016. http://www.gestiopolis.com/la-discriminacion-dentro-de-las-organizaciones-en-mexico/.
Rodríguez Ramos, Montserrat. La discriminación dentro de las organizaciones en México [en línea]. <http://www.gestiopolis.com/la-discriminacion-dentro-de-las-organizaciones-en-mexico/> [Citado el 4 de Diciembre de 2016].
Copiar
Imagen del encabezado cortesía de 20792787@N00 en Flickr