Juegos para adultos

Autor: Horacio Marchand

OTROS CONCEPTOS Y HERRAMIENTAS DE RR.HH

02-2005

No se trata de videojuegos cargados de violencia, ni de sex shops. Se trata de algo bastante serio: de cómo romper la inercia corporativa y cómo transformar organizaciones a través de dinámicas/ ejercicios/ historias/ representaciones.

 El utilizar juegos y metodologías peculiares pudieran considerarse infantiles y estériles, pero la abundancia de este tipo de consultorías hace suponer que son efectivas

Un consultor en San Francisco suele llevar a su laboratorio a los más altos ejecutivos de compañías mundiales y los sienta en el piso -no hay sillas, ni mesas- de un cuarto lleno de cojines y juegos de mesa. Todos se quitan los zapatos y ahí se ponen a improvisar, innovar, reflexionar y jugar al futuro. 

El ambiente casual se impone rápidamente y lo hace pensar a uno si esto no es una tomada de pelo.

Con tarifas de miles de dólares por hora, el consultor promete cosas como "transformar la visión corporativa", "alinear los recursos", "esculpir una estrategia ganadora". 

Pero ésta es tan sólo una de las cientos de firmas orientadas a provocar pensamiento original alrededor de clientes, competencia y entorno. 


Hace años atendí a un curso de Edward de Bono, creador del concepto de pensamiento lateral, y me ví rodeado de docenas de altos ejecutivos de compañías multinacionales, todos serios y estirados, impecablemente vestidos, mirándose de reojo.

 Pero la formalidad se rompió en los primeros cinco minutos, De Bono nos puso a descifrar adivinanzas y a jugar competencias entre equipos. Pensé que lo había hecho para romper el hielo, pero no, así fue todo el día. 

Otra corriente es la de contar historias. Un descendiente original de los indios navajos se la pasa contando historias nativas -a cambio de varios miles de dólares-, con la idea de estructurar discusiones entre los ejecutivos de empresas norteamericanas. 

El cognitivo William Calvin asegura que los humanos adquirimos la habilidad de formular planes a través de los cuentos que escuchamos desde niños, ya que nos imaginamos cursos de acción y sus efectos para la toma de decisiones. 

En el caso de la estrategia de negocios es igual. No hay buena estrategia sin una buena historia y Ana Winslow, que se autoproclama narradora digital, es una de las que capitaliza esta idea a través de captar "películas" de la visión y la historia de la empresa para proyectarla interna y externamente. 

Por mi parte, llevo más de 20 años siendo profesor de estrategia y mercadotecnia y utilizo películas como apoyo. 

Por ejemplo, en la clase que impartía en la Universidad Virtual del Tec de Monterrey, que simultáneamente transmitía la señal a varios campus de Latinoamérica, intercalaba segmentos de la película Matrix, algunas escenas: cuando Trinity "vuela" al principio huyendo de los malos (las reglas no aplican); cuando Neo revisa a una bella rubia vestida de rojo y resulta ser uno de los malos (las cosas rara vez son como parecen); la escena de artes marciales de Neo versus Morpheus (autodescubrimiento y potencial personal). 

Otra es Enemy at the Gates donde Vasily Zaitsev, un francotirador campirano y olvidado, se convierte en héroe inspirador de la resistencia soviética porque se dedica a matar, de manera precisa y en exclusiva, a generales nazis y así logra desarticular al ejército alemán (enfoque de recursos a zonas de alto impacto/ one to one marketing). 

Y la favorita de los alumnos: Bichos. La trama en dibujos animados de unas pobres hormiguitas que son dominadas por los malos chapulines, pero que gracias al ingenio de Flik, una hormiga debilucha pero inquieta, joven pero con ideas grandes, inocente pero atrevida, que busca respuestas fuera de la organización, resuelven el problema de tajo (cambio organizacional/transformación estratégica). Bichos, la historia de un cambio estratégico. 

No a todo mundo le parece bien esto de las películas, pero si lo comparo con lo que hacen los Adelman, no está tan descabellado. 

Kenneth Adelman y su esposa Carol, dueños de la consultoría Movers & Shakespeare, utilizan las obras de William Shakespeare para representar obras de teatro en sus dinámicas.

La más popular es la historia de Julio César, el emperador romano, donde se le pide a los participantes que se disfracen de romanos, senadores, jueces, personajes con toga y cascos, y los hacen asumir diferentes roles. 

Adelman recuerda con claridad al aguerrido secretario de defensa de los Estados Unidos, Donald H. Rumsfeld, que hace algunas décadas pasó por uno de sus seminarios y le tocó vestirse con capa y corona. 

En México, Jorge Valdano -una de las figuras en el medio del fútbol internacional- presenta una variación interesante donde a través de analogías y principios del fútbol, se dedica a promover la integración y organización de equipos empresariales, entre otras cosas. 

La pregunta necesaria, ¿funcionan estas prácticas? ¿Producen resultados? 

Los resultados parecen centrarse en aspectos que son difícilmente medibles e intangibles como: cohesión e integración de grupos, mejora en actitudes y habilidades de comunicación, alineación de expectativas, adopción de la filosofía de negocio, articulación de la esencia competitiva; todos ellos claves para cualquier negocio. 

En todo caso, el hecho de compartir una experiencia "diferente" e incluso divertirse juntos como equipo puede ser el principio de un vínculo exitoso entre los participantes, además de provocar la discusión, romper con la inercia interaccional, y proveer un formato común para intercambiar ideas, afinar actitudes y conocerse mejor. 

¿Tiene futuro esta industria? Esto va a depender, como siempre, del mercado. Si el mercado percibe un valor y siente que satisface una necesidad, aunque sea difícil de explicar, seguirá pagando este tipo de servicios.
 

Horacio Marchand - horacioarrobahoraciomarchand.com   

MBA (Universidad de Texas en Austin, 1991), Lic. Administración de Empresas (ITESM, Campus Monterrey, 1980) 

Comentarios
comments powered by Disqus

Nuevas publicaciones

⇐ Hazte Fan en Facebook
⇐ Síguenos en Twitter
⇐ Agréganos en Google +
⇐ Suscríbete vía Email
"Si tú tienes una manzana y yo tengo una manzana e intercambiamos las manzanas, entonces tanto tú como yo seguiremos teniendo una manzana. Pero si tú tienes una idea y yo tengo una idea e intercambiamos ideas, entonces ambos tendremos dos ideas"
George Bernard Shaw
Comparte conocimiento
Contenidos publicados con licencia CC BY-NC-SA 3.0 a excepción de los casos en los que se indican derechos de autor específicos. Sugerimos contactar a los autores al usar material públicamente.